Para aislar a enfermos de coronavirus

Un nuevo centro de atención médica en el Apostadero Naval

El centro de aislamiento fue inaugurado por el Ministerio de Defensa y estará a cargo de las Fuerzas Armadas.
El ministro de Defensa, Agustín Rossi, y el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, encabezaron la inauguración.El ministro de Defensa, Agustín Rossi, y el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, encabezaron la inauguración.El ministro de Defensa, Agustín Rossi, y el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, encabezaron la inauguración.El ministro de Defensa, Agustín Rossi, y el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, encabezaron la inauguración.El ministro de Defensa, Agustín Rossi, y el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, encabezaron la inauguración.
El ministro de Defensa, Agustín Rossi, y el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, encabezaron la inauguración. 
Imagen: Bernardino Avila

El enemigo ya no son los focos realistas del otro lado de los Andes, tampoco está en un angosto cauce del Río Paraná, ni siquiera son los ingleses que intentaron invadir estas tierras en 1806 y 1807. Hoy las Fuerzas Armadas luchan contra un virus, un enemigo inédito en los 210 años de historia argentina. Así, el Ministerio de Defensa inauguró en el Apostadero Naval un nuevo centro de aislamiento a cargo del Ejército, la Marina y la Fuerza Aérea, para recibir a los pacientes que requieran de una estricta cuarentena. “Al principio de la pandemia, el Presidente me indicó que había que poner todas las capacidades que tenían las Fuerzas a disposición de la lucha, y eso fue lo que hicimos”, dijo el ministro de Defensa, Agustín Rossi, en el acto inaugural, donde estuvo acompañado por Santiago Cafiero, jefe de Gabinete.

"El Gobierno ha tomado la prioridad del cuidado y, en ese sentido, se han direccionado todas las políticas llevadas adelante para enfrentar a la pandemia. El Ministerio de Defensa llegó a montar en poco tiempo un centro de aislamiento más, luego de poner a disposición toda la estructura de salud que tiene la cartera", dijo, a su turno, Cafiero.

El centro de atención médica Bahía Esperanza tiene 62 camas, todas están separadas a una distancia considerable. Cada una tiene un kit de higiene: cepillo de dientes, dentífrico, alcohol en gel y líquido, repelente contra los mosquitos, un trapo, una toalla, una bolsa para la ropa y un rollo de papel. Todo está para estrenar. Las camas están divididas en distintos contenedores y una gran carpa con capacidad para 40 personas, que fueron donadas por la empresa minera Barrick Gold, según dijo Rossi en la presentación. También hay pequeñas bibliotecas con toda la colección de los libros del periodista Eduardo Galeano y algunos escritos de Haroldo Conti, una de las víctimas del terrorismo de Estado que hace 44 años encarnaban estas mismas fuerzas militares. "Pusimos hasta internet para estar absolutamente conectados", contó el ministro Rossi.

Todo esto sucede en los terrenos de la empresa astillera Tandanor en Retiro, a pocos metros de la Villa 31, uno de los puntos más críticos de la ciudad. "Recuperamos la empresa y este predio para el Estado nacional y el Ministerio de Defensa", dijo Rossi y agregó: "Dispusimos utilizar este terreno para hacer el centro de aislamiento". Hace pocas semanas el lugar parecía completamente abandonado. "Hubo que desmontar esto, y acomodar el terreno para construir la carpa e instalar los contenedores. Estaba todo abandonado hace dos meses", dijo a PáginaI12 uno de los marinos que puso a punto el lugar. "Trabajaron 400 personas, todas de la jurisdicción del Ministerio de Defensa, de la empresa Tandanor", explicó Rossi en el acto de inauguración.

En varios momentos de su participación, Cafiero destacó el trabajo de Rossi frente a la pandemia. "Cuando tuvimos problemas con el alcohol en gel, recuerdo una conversación con el ministro, que dijo 'nosotros podemos hacerlo' y comenzaron". En esta línea, el ministro coordinador subrayó: "Este tipo de actitudes, son parte de la Argentina que florece, y hoy está dando un testimonio de vida para el mundo, de que somos nosotros los artífices de nuestro destino. Hacía falta que les digamos que la Argentina los necesita".

Rossi contó que a este centro de aislamiento lo habían "imaginado en un primer momento para el personal de las Fuerzas Armas y de Seguridad". Pero "el Presidente de la Nación nos dijo que lo pusiésemos a disposición del conjunto de la comunidad. Así que es para cualquiera que disponga el Ministerio de Salud, este centro de atención estará dispuesto a responder a esa demanda".

A cargo de la supervisión médica del nuevo centro de aislamiento está el Hospital Naval Pedro Mallo. "Hemos puesto todo lo que teníamos y un poquito más. Esto no lo teníamos previsto e hicimos una reutilización de lo que nos donaron --dijo Rossi con satisfacción--. Personalmente, estoy más que contento y orgulloso de poder ofrecer este centro de aislamiento como algo más de todo lo que estamos haciendo desde el Ministerio de Defensa."

Informe: Antonio Riccobene

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ