El animal la había arañado previamente y luego le transmitió la infección por la herida

Una mujer falleció en Australia después de ser lamida por su gato

Una mujer de 80 años falleció en un hospital en Australia por una meningitis bacteriana causada por la lamida de su gato, que previamente la había arañado. La víctima permaneció en coma por nueve días por la enfermedad, transmitida a través de la saliva del animal. 

La mujer fue encontrada por su familia desmayada en su habitación y tuvo que ser trasladada de urgencia al hospital Box Hill, en la ciudad de Melbourne, pero el personal médico no logró reanimarla. 

En diálogo con el portal Herald Sun , la hija de la víctima contó que fue la mascota misma, de nombre Minty, quien le había producido a su dueña la lesión en un primer lugar. Según detalló, por dejar lamerse la herida, “la saliva ingresó al torrente sanguíneo y causó el daño”, provocando que desarrolle la infección en su organismo.

“Estuve en shock por un buen par de semanas. He tratado de no odiar a la gata (...) pero luego estaba sentada con ella, tratando de ser amable, y se lanzó contra mí sin ninguna razón”, dijo la joven al medio local.

Con respecto a este tipo de casos, el director de enfermedades infecciosas en el hospital Austin Health, Lindsay Grayson, advirtió que las personas deben evitar lamidas de mascotas en sus heridas expuestas, y que aquellos con sistemas inmunes débiles no deberían tener como mascotas a estos felinos.

Estos animales domésticos portan varias bacterias mortales, como la pasteurella, que puede originar meningitis, y la bartonella, que causa la denominada “enfermedad por arañazo de gato”, indicó la especialista. "Infecciones relacionadas a mordidas y arañazos de esta índole recibimos en el hospital al menos una vez a la semana", alertó el profesional de la salud.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ