FUTBOL. Los clubes elevaron un protocolo a las autoridades de Salud

Quieren volver a las prácticas

Si obtienen los permisos, los planteles de Ñuls y Central volverían el lunes a los entrenamientos.
En principio, los jugadores de ambos equipos practicarán en grupos de seis.En principio, los jugadores de ambos equipos practicarán en grupos de seis.En principio, los jugadores de ambos equipos practicarán en grupos de seis.En principio, los jugadores de ambos equipos practicarán en grupos de seis.En principio, los jugadores de ambos equipos practicarán en grupos de seis.
En principio, los jugadores de ambos equipos practicarán en grupos de seis. 

Los jugadores de Central y Newell’s entrenan en forma individual bajo supervisión de sus respectivos preparadores físicos. Lo que quieren ahora los planteles de la ciudad es volver a las prácticas presenciales. Para eso se pedirá permiso de practicar en la misma fecha que sean autorizados los clubes que en septiembre retomarán la competencia en Copa Libertadores. Se elevó protocolo al Ministerio de Salud de la Nación, que es muy similar al que había confeccionado tiempo atrás Cocca en Central.

Central y Newell’s tienen ansiedad por volver a las prácticas. En el horizonte aparece como primera alternativa el lunes que viene. Se intentará conseguir los permisos, siendo la excusa la autorización que gestionan los equipos que juegan Libertadores, quienes ya tienen un calendario confirmado para el mes de septiembre en la competencia internacional.

Los equipos que animan la Libertadores quieren volver a practicar dos meses antes del debut, por sugerencia de los preparadores físicos, dado que la inactividad de los futbolistas acumula cuatro meses. El viernes, en Buenos Aires, se definirá si estos clubes pueden practicar a partir del lunes o bien se aplaza la vuelta para una semana más. En cualquier escenario, lo que quieren los clubes de la ciudad es retomar las tareas en la misma fecha que el selecto grupo de equipos que representan al país en el plano internacional.

Para eso se elevó ayer el protocolo sanitario que aplicarán todos los clubes de fútbol del país al Ministerio de Salud de Nación. El mismo refiere entrenamientos con grupos de seis jugadores, no se comparten espacios comunes ni se utilizarán los vestuarios. Lo que no está resuelto aún, y es lo que podría demorar la decisión de la vuelta a las prácticas, más allá de la evolución de la pandemia, es el acceso al método de testeo que se le aplicará con los jugadores. Porque futbolistas y cuerpo técnico serán testeados de Covid-19 una vez por semana para evitar que se genere un brote. El primer testeo se realizará a cada futbolista tres días antes de iniciar la pretemporada. Mientras que los controles clínicos serán diarios para detectar síntomas respiratorios o febriles que puedan sugerir la infección del virus.

El protocolo lo presentó en forma oficial la Asociación del Fútbol Argentino. Es muy similar al que Central había pensado mes atrás, por el cuerpo técnico de Diego Cocca, que finalmente no renovó contrato. La rutina de riguroso protocolo sanitario se extenderá no menos de dos semanas, para luego pensar en flexibilizar las medidas, principalmente para permitir los necesarios ejercicios con pelota. Las instalaciones de Arroyo Seco y Bella Vista cuentan con amplios espacios para cumplir con las exigencias del distanciamiento social que mantendrán los jugadores, quienes podrán entrenar sin tapabocas.

 

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ