Los equipos de Zubeldía y Crespo definen la Copa Sudamericana

Lanús-Defensa y Justicia, una final única en su especie

Será la primera vez que dos clubes no "grandes" del país definan un certamen continental. El Granate va por su tercer título internacional; mientras que el Halcón hace su debut en esta instancia.
El Mario Alberto Kempes, escenario de la definición de la Copa Sudamericana.El Mario Alberto Kempes, escenario de la definición de la Copa Sudamericana.El Mario Alberto Kempes, escenario de la definición de la Copa Sudamericana.El Mario Alberto Kempes, escenario de la definición de la Copa Sudamericana.El Mario Alberto Kempes, escenario de la definición de la Copa Sudamericana.
El Mario Alberto Kempes, escenario de la definición de la Copa Sudamericana. 
Imagen: NA

Lanús y Defensa y Justicia marcarán un hito este sábado al animar la definición de la Copa Sudamericana, la primera final internacional de la historia entre dos clubes que no responden a la añeja categoría de "grandes" que viene rigiendo los destinos del fútbol argentino desde hace décadas. El partido se disputará a puertas cerradas en el estadio Mario Alberto Kempes, de la capital cordobesa, a partir de las 17 con televisación de ESPN y DirecTV Sports.

Hasta este choque, 129 finales continentales habían pasado entre Libertadores, Sudamericana, Recopa y las extintas Supercopa, Mercosur y Conmebol y sólo siete veces hubo una definición puramente argentina, pero siempre con la presencia de algún "grande". Es más, solamente la Recopa Sudamericana de 1995 osó definirse sin la presencia de River o Boca: aquella final la jugaron el Independiente de Miguel Angel Brindisi frente al Vélez de Carlos Bianchi, con triunfo de los primeros por 1 a 0 con gol de José Tiburcio Serrizuela en el Olímpico de Tokio.

La definición entre el Granate y el Halcón será así la octava de la historia entre clubes argentinos. La serie la empezaron Boca e Independiente en la Supercopa 1989, con festejo en los penales de los dirigidos por Carlos Aimar. La siguieron los mismos protagonistas en la Supercopa 1994, pero esta vez fue triunfo rojo gracias a los goles de Sebastián Rambert. La marca se engrozó con las finales de las Recopas Sudamericana de 1995, 1997 (el Vélez de José Luis Chilavert derrotó al River de Enzo Francescoli en los penales), 2008 (Boca, con Riquelme y Palermo, superó al Arsenal del Papu Gómez) y 2015 (el River dirigido por Marcelo Gallardo batió al San Lorenzo de Edgardo Bauza). Finalmente, en la Libertadores 2018, River y Boca animaron la séptima, con recordada definición en Madrid, España.

A falta de hitos, vale agregar que desde la creación de la Sudamericana en 2002, nunca dos equipos de un mismo país definieron el título. En tanto, esta será la novena coronación de un equipo argentino, para que el país se aleje aún más en la tabla de conquistas de Brasil, que tiene cuatro. Hasta el momento, la ganaron Boca e Independiente (dos veces cada uno), y San Lorenzo, Arsenal, Lanús y River.

Pero además de sumar gloria a sus vitrinas, el ganador pasará por caja para recibir más de 6 millones de dólares, tendrá boleto directo a la fase de grupos de la Copa Libertadores 2021 y jugará la Recopa Sudamericana ante Palmeiras o Santos, que irán por el máximo trofeo de clubes de Sudamérica.

De hecho, el resultado tendrá directa implicancia en la clasificación a copas internacionales para otros equipos argentinos: si Lanús gana, libera un cupo en Sudamericana para Independiente o Atlético Tucumán, mientras que si lo hace Defensa, dejará su lugar en la fase clasificatoria de la Libertadores a San Lorenzo y pasará a ronda de grupos.

La gran ausencia en el Mario Alberto Kempes será la de Lautaro Acosta, referente granate que se quedó sin final por acumulación de tarjetas. Su lugar será ocupado por el lateral José Luis Gómez, en una función más ofensiva. Sí estarán por el lado de los de Luis Zubeldía sus goleadores: Nicolás Orsini, con 6, Tomás Belmonte, con 5, y el veterano José Sand, con 4. Lanús, campeón del certamen en 2013, viene de dejar en el camino a Vélez por un resultado global de 4 a 0. Anteriormente, eliminó a Independiente (3 a 1), Bolívar (7 a 4), San Pablo (6 a 6 y ventaja en el gol de visitante) y Universidad Católica de Ecuador (5 a 0).

Por el lado de los dirigidos de Hernán Crespo, que llegan a su primera final internacional, están todos disponibles. Su gran figura es el delantero Braian Romero, goleador del equipo y del torneo con 9 tantos. El Halcón de Varela llegó a la Sudamericana luego de ser eliminado en la Libertadores y derrotó a Sportivo Luqueño (3 a 2), Vasco da Gama (2 a 1), Bahía de Brasil (4 a 2) y Coquimbo de Chile (4 a 2). Lo que se dice, de alto vuelo.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ