Gobierno reanudó la paritaria docente con una promesa

Ya hay una base para el acuerdo

Coinciden en que el aumento deberá ganarle a la inflación, de 30% o más. Que la mayor parte sea ahora, pide el gremio. 
"Covinimos que los aumentos superen la inflación", dijo Pusineri."Covinimos que los aumentos superen la inflación", dijo Pusineri."Covinimos que los aumentos superen la inflación", dijo Pusineri."Covinimos que los aumentos superen la inflación", dijo Pusineri."Covinimos que los aumentos superen la inflación", dijo Pusineri.
"Covinimos que los aumentos superen la inflación", dijo Pusineri. 

El Gobierno y el gremio docente volvieron esta semana a la mesa de paritaria, y mientras el miércoles discurrieron sobre condiciones laborales, ayer la reunión encaró lo medular de la negociación: la política salarial para los casi 80.000 docentes que educan en la enseñanza pública y privada santafesina. El Ejecutivo buscó llevar tranquilidad con la promesa de que los aumentos –porcentuales, sin sumas fijas y sin mayores precisiones todavía– serán superiores a la inflación, y con una cláusula de revisión a lo largo del año. Los referentes sindicales tomaron la palabra, y se retiraron expectantes a la espera de la reunión de la paritaria nacional que el ministro Nicolás Trotta encabezará hoy. Santa Fe tomará de allí la referencia para expresar la semana que viene una propuesta concreta. 

En lo formal, el ministro provincial de Trabajo, Juan Manuel Pusineri, no pronunció una cifra ni términos concretos de aumento sobre la mesa. Sí mencionó que la oferta no será inferior al 30 por ciento, debido a que esa es la estimación más cauta sobre la inflación de 2021. 

“Convinimos que los aumentos sean porcentuales y que esos porcentajes sean superiores a la inflación. Lo del 30 por ciento es por lo que se está hablando en general en el país, menos de ese número no será el aumento", dijo el ministro a Rosario/12. “En la paritaria nacional se va a trabajar, a mi modo de ver, en función de un aumento que se va a ubicar por encima del 30 %, que sería la pauta inflacionaria nacional y nosotros vamos a intentar acercarnos a ese criterio y, lógicamente, la revisión es un punto necesario porque la evolución de la inflación va a determinar que podamos mantener la propuesta de que el salario se ubique arriba de esos índices”.

La cuestión es cómo pagará el gobierno ese incremento que le gane a la suba de precios. "Lo importante es que la mayor parte de ese aumento sea ahora, y no que termine de aplicarlo en diciembre, cuando el salario ya se licuó, como ocurrió antes", planteó Martín Lucero, de Sadop. Pusineri asumió esa expectativa gremial. "Habrá un aumento de arranque, los gremios piden que ese sea un poco más alto, y luego puede haber una o dos tandas más, y después revisión. Eso no está ofrecido ni conversado aún, queremos ver lo que Nación define mañana (por hoy)", expuso el ministro laboral.

La clásula de revisión será el momento a futuro de revisar la evolución salarial respecto de la inflación. No hay fecha acordada aún ni modalidad concreta, solo se sabe que ya no será "cláusula gatillo", de aplicación automática, como antes. 

El Gobierno provincial también parece acceder a otro reclamo docente: el blanqueo de cifras no remunerativas que habitan sus haberes. "Habrá tratamiento para el blanqueo de sumas fijas otorgadas en la paritaria 2020 y que no son remunerativas. Se hará sin que eso conlleve un descuento de haberes ni disminución salarial", prometió Pusineri.

La negociación contó con presencia de Asociación del Magisterio de Santa Fe (Amsafé), el Sindicato de Docentes Particulares (Sadop), la Unión de Docentes Argentinos (UDA) y la Asociación del Magisterio de la Enseñanza Técnica (Amet).

Martín Lucero puso sobre la mesa que "haya un reconocimiento sobre la pérdida de poder adquisitivo por inflación durante el año pasado", confió ayer a este diario, y el Gobierno nada ha dicho aún al respecto. "Hay que ver cómo pagan el aumento, porque el año pasado el 30% se completó en diciembre, 10 puntos. No. Hay que hacer un aumento fuerte ahora, no a mitad de año", advirtió el titular de Sadop Rosario.

Por el lado de Amsafé, los docentes estatales solo esperan que la oferta salarial que Casa Gris formalice la semana próxima sea "acorde a la canasta familiar, que el aumento supere a la inflación y que haya cláusula de revisión en caso de que la inflación supere al porcentaje de aumento otorgado". Es decir, hasta ahí en sintonía con la promesa ministerial de ayer. 

Además, el sindicato que conduce Sonia Alesso pidió "respeto por las jerarquías, cargos y horas cátedra", que el aumento beneficie al sector pasivo, y que el gobierno deje por escrito el cronograma de blanqueo de sumas no remunerativas. Tanto unos como otros coinciden en que hoy, con la paritaria nacional, sabrán a qué atenerse.

 

 

 

 

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ