El Parlasur exige garantías de participación
Condena regional al “secretismo”

El Parlamento del Mercosur (Parlasur) aprobó este lunes en sesión plenaria un proyecto para que el Mercosur garantice los mecanismos de participación de este órgano parlamentario en las negociaciones que el grupo regional realice con terceros países o grupos de países. Si bien el proyecto aprobado aplica para todos los acuerdos que se realicen en el ámbito del Mercosur, la preocupación actual de los parlamentarios consiste específicamente en que no han sido informados ni tenidos en cuenta en las negociaciones del acuerdo que el Mercosur lleva adelante con la Unión Europea y que, según trascendidos, ya estarían culminando.

 Los parlamentarios también aseguran que “el secretismo” de las rondas birregionales de negociación con la Unión Europea ha sido tal que tampoco se ha tenido en cuenta la voz de los sectores productivos, de las economías regionales ni de la ciudadanía en general. Jorge Taiana, autor del proyecto, expresó que “gracias a los parlamentarios de la Unión Europea nos enteramos que el acuerdo es muy preocupante porque el Mercosur sólo obtendría una pequeña cuota de carne y etanol a cambio de entregar sectores sensibles como el textil, el calzado, las autopartes, los productos regionales, compras gubernamentales y cesión de jurisdicción para solución de controversias”. En los fundamentos del proyecto aprobado se solicita que, “a los fines de mejorar los mecanismos democráticos, de representatividad, transparencia y de legitimidad social del Mercosur es imperante incorporar al órgano de representación de los pueblos del Mercosur -el Parlasur- a los procesos de negociaciones con terceros países.

 Los antecedentes de anteriores acuerdos de países de América latina con las regiones centrales de la economía mundial señalan el muy alto riesgo de la profundización de inequidades entre economías con grados de desarrollo muy distintos. La resolución del Parlasur indica que el resultado de dichas negociaciones pueden tener consecuencias de gran impacto en las condiciones de vida de los ciudadanos del Mercosur y, por lo tanto, es necesario articular instancias de participación del Parlasur para poder garantizar que los diversos intereses de los ciudadanos estén representados.