EL MUNDO › SEGúN EL OIEA, SE NIEGA A DEBATIR LA DIMENSIóN MILITAR DE SU ACTIVIDAD ATóMICA

Irán ya no coopera con sus inspectores

Según un informe del OIEA, de un paquete de cinco medidas de creación de confianza sólo se han puesto en marcha tres, mientras que las dos restantes, relacionadas precisamente con esas sospechas militares, no se tocaron.

En medio de los esfuerzos de la comunidad internacional para negociar un acuerdo que garantice el objetivo pacífico del programa atómico iraní, la república islámica frenó su cooperación con los inspectores de la ONU. La noticia fue dada a conocer horas después de que se anunciara que Teherán y el grupo 5 + 1 retomarán negociaciones en septiembre, según informaron fuentes diplomáticas. De acuerdo con un informe reservado del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), que depende de Naciones Unidas, Teherán se niega a debatir con los inspectores internacionales sobre las posibles dimensiones militares de sus actividades atómicas.

El informe sostiene que de un paquete de cinco medidas de creación de confianza acordado en mayo pasado, sólo se han puesto en marcha tres –dos de ellas con retraso– mientras que las dos restantes, relacionadas precisamente con esas sospechas militares, no se tocaron. El OIEA destaca en su informe que durante la visita a Teherán el 17 de agosto de su director general, Yukiya Amano, la cúpula de Irán se había comprometido a acelerar esta cooperación, pero que en una carta enviada por Irán al organismo sólo once días más tarde, la república islámica argumentó que la mayor parte de las sospechas y dudas sobre la naturaleza del programa atómico son “sólo alegaciones y no merecen ser consideradas”.

Con ello, Irán alude a las denuncias que el OEIA realiza desde 2011 sobre las “posibles dimensiones militares” de su programa nuclear, sospechas que se basan en información considerada como “creíble” por el OIEA y entregada por servicios de Inteligencia de varios países. “La puesta en marcha puntual del acuerdo marco de cooperación (iniciado en noviembre pasado) es esencial para resolver todos los asuntos pendientes”, concluye Amano en el documento publicado ayer.

Por otra parte, los inspectores del OIEA, que analizan el programa nuclear de Irán desde hace una década larga, precisan que, según lo acordado, la república islámica se ha deshecho de todo el uranio enriquecido al 20 por ciento. En función de su pureza, este material es susceptible de ser usado en armas atómicas, y una concentración del 20 por ciento supone un nivel de desarrollo técnico preocupante, aunque insuficiente aún para fabricar una bomba nuclear.

La neutralización de la capacidad iraní de fabricar este combustible, de uso tanto civil como militar, estaba en el centro de un acuerdo nuclear interino firmado en noviembre del año pasado entre Irán y la comunidad internacional. “Las cosas avanzan y no se han paralizado”, matizó una fuente diplomática bajo la condición del anonimato, aunque advirtió que la investigación del OIEA no será infinita.

El informe será la base de los debates que mantendrá la junta a partir del próximo 15 de septiembre en Viena. El anuncio del OIEA se produce un día después de que Michael Mann, portavoz de la alta representante de Política Exterior y de Seguridad Común de la UE, Catherine Ashton, que encabeza las negociaciones en nombre del grupo 5+1 –que integran Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Alemania, Rusia y China–, anunció que el grupo e Irán retomarán las negociaciones nucleares el próximo 18 de septiembre en Nueva York, en los márgenes de la Asamblea General de la ONU.

Hasta entonces, las partes quieren alcanzar un acuerdo que ponga fin a la disputa que ocupa a la comunidad internacional desde 2002. Occidente teme que Irán quiera hacerse, bajo el paraguas de un supuesto programa nuclear civil, de los conocimientos y los materiales para una bomba atómica. Teherán rechaza estas alegaciones y dice que sólo tiene intenciones pacíficas, como la generación de energía eléctrica y aplicaciones científicas.

Compartir: 

Twitter
 

La firma energética iraní NICO, sujeta a sanciones por el programa nuclear de Teherán.
Imagen: AFP
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.