EL PAIS › EN EL PAMI, EL MACRISMO CREO 351 PUESTOS Y LES ASIGNO SALARIOS DE HASTA 160 MIL PESOS MENSUALES

Para remedios no, para más cargos sí

Mientras el PAMI recorta gastos en medicamentos y acumula deudas, su titular, Carlos Regazzoni, modificó el organigrama para incorporar funcionarios con salarios jerárquicos. Los nuevos puestos se llevarán 447 millones de pesos al año de la obra social de los jubilados.

 Por Miguel Jorquera

El titular del Instituto Nacional de Servicios Sociales para Jubilados y Pensionados (más conocido como PAMI), Carlos Regazzoni, denunció en junio –ante un plenario de comisiones de la Cámara de Diputados– que durante la gestión kirchnerista existieron “circuitos mafiosos” en la institución que se encarga de la salud de los jubilados. Tal vez por eso, el funcionario nombrado por el presidente Mauricio Macri armó su propio ejército de autodefensa en el PAMI: modificó el organigrama institucional y creó 351 cargos nuevos, gran parte de ellos con sueldos jerárquicos que trepan hasta los 161 mil pesos mensuales. Pese a sus quejas sobre “la grave situación administrativa” del PAMI, Regazzoni sumó 27,6 millones de pesos mensuales a la masa salarial de la institución. Una cifra que, con el Sueldo Anual Complementario (SAC) y el 31 por ciento de aumento que el gremio estatal UPCN acordó posteriormente con la entidad –personal jerárquico incluido—, alcanza a 447.595.200 de pesos anuales, que la obra social de los jubilados deberá desembolsar para pagar el masivo incremento salarial de los funcionarios macristas.

Ese monto de dinero representa casi el 90 por ciento de los 500 millones de pesos que la actual gestión del PAMI recortó de su gasto anual en medicamentos. O casi el 20 por ciento de la deuda 2600 millones de pesos que el PAMI acumuló en los últimos ocho meses con las farmacias que dejaron de atender a los jubilados por falta de pago y que recién en junio se comenzó a saldar parcialmente. Así como el equivalente a 4388 prótesis importadas de cadera (a un valor de 102 mil pesos cada una, con la cotización del dólar a 15 pesos) que la obra social dejó de comprar y abastecer a las clínicas que operan a los pacientes del PAMI.

El seguimiento que los diputados nacionales del Frente para la Victoria hace a la gestión macrista en el PAMI –y que encabeza Teresa García, como integrante de las comisiones legislativas de Personas Mayores y de la Tercera Edad– determinó que una de las primeras medidas de la gestión de Regazzoni fue modificar el organigrama del PAMI, que blanqueó a través de la resolución interna 2/16.

La modificación de la estructura administrativa le permitió a Regazzoni crear al menos 351 cargos nuevos desde el inicio de su gestión en diciembre pasado, cuyas designaciones acompañaron en escala ascendente todas las resoluciones internas que siguieron a la modificación del organigrama. A excepción de aquellos nombramientos cuyos salarios no superen los 50 mil pesos mensuales y que no están obligados a publicar en el boletín oficial de la institución.

Aunque la escala salarial del PAMI se compone de unidades retributivas (UR) determinadas para cada tarea específica, Regazzoni equiparó la mayoría de los cargos creados con los niveles salariales más altos de la obra social de jubilados y pensionados.

Así, los funcionarios macristas que ocuparán las flamantes 9 secretarias para las gerencias, las 3 para la Jefatura de Gabinete de Asesores y 1 nueva secretaría administrativa, cobrarán nada menos que 161 mil pesos mensuales brutos. Que con la deducción de los descuentos de ley y la alícuota del Impuesto a las Ganancias llegan a la cifra nada despreciable de 91 mil pesos de bolsillo, sin contabilizar el 31 por ciento de la paritaria de UPCN –que también alcanza a los funcionarios jerárquicos del PAMI– se transforman en 118 mil pesos mensuales en la cuenta sueldo de cada uno de ellos.

Los siguen, en la escala salarial que fijó la administración macrista en su organigrama, el nuevo coordinador –que en el nuevo esquema está “por encima del despacho del director ejecutivo”– y los también nuevos gerentes de Planificación Territorial, de Desarrollo Estratégico y de Asuntos Judiciales y de Gestión para la Calidad. Que junto a los Coordinadores de Gerencia de la Administración, de Prestadores y Proveedores, cobran 142 mil pesos mensuales brutos cada uno. Unos 81 mil de bolsillo sin contabilizar el aumento paritario.

Los 4 noveles coordinadores regionales designados por encima de las Unidades de Gestión Local (UGL) cobran 101 mil pesos mensuales brutos cada uno, equivalente al salario de un director nacional. La resolución 16/16 también creó la Coordinación General Ejecutiva en todas las UGL: 38 cargos con los mismos salarios de un director nacional, 101 mil pesos mensuales brutos.

La nueva estructura del Síndico General del PAMI tiene 13 empleados más con salarios de 83 mil pesos mensuales brutos.

En las escalas salariales algo inferiores, las designaciones son más numerosas. Los nuevos 80 jefes de agencia quedaron algo más relegados y cada uno percibe un salario en bruto de 52 mil pesos mensuales.

La gestión macrista del PAMI tampoco dejó de lado los “contratos basura” que criticó y con los que justificó miles de despidos de trabajadores estatales en todos los niveles de la administración pública. Una sangría que el viernes pasado continuó el ministro de Educación, Esteban Bullrich, con 200 contratados despedidos por su decisión de desactivar distintos programas educativos.

Regazzoni adecuó los salarios de los nuevos contratados por el macrismo no a valores del acuerdo paritario de UPCN, sino a valores del tarifazo en los servicios públicos esenciales, aumentándolos entre un 500 y un mil por ciento. Los nuevos 145 contratados Letra A “sin función específica” –algo que no contempla la escala salarial del PAMI, donde los sueldos están fijados de acuerdo a la tarea a desempeñar– cobran 85 mil pesos mensuales brutos cada uno. Mientras que los 50 con contratos letra B, también “sin función específica”, se llevan 52 mil pesos brutos. Estos 195 contratados no percibirían aguinaldo (SAC).

Los 351 nuevos cargos que asumieron los flamantes funcionarios macristas suman una erogación mensual a la obra social de 27.633.000 pesos mensuales. Una cifra que a lo largo de un año –incluido el Sueldo Anual Complementario (SAC) a excepción de 195 nuevos contratados– trepa a 344.304.000 pesos. A lo que hay que sumarle el 31 por ciento de aumento salarial que UPCN cerró posteriormente a los nombramientos en la paritaria que incluye al PAMI y todas las categorías de la obra social, por lo que cifra anual alcanza 447.595.200 de pesos anuales. Por ahora, parece que la gestión “austera” y “transparente” que el macrismo fijó para el PAMI solo alcanza a los jubilados y a las prestaciones de la institución.

Compartir: 

Twitter
 

Regazzoni multiplicó el gasto salarial pese a sus quejas sobre “la grave situación administrativa” del PAMI.
Imagen: Télam
 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

MovilDesde su móvil acceda a través de http://m.pagina12.com.ar

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared