SOCIEDAD › AL PRIMER VARON TRANS LE REALIZARON UNA MASTECTOMIA

“Años de silencio”

A Kalym Soria, el primer varón trans en recibir el DNI respetando su identidad sexual, le realizaron una mastectomía en el Hospital Gutiérrez de La Plata. “Fuimos los invisibilizados”, dijo.

Kalym Soria, el primer varón trans en recibir el año pasado el DNI que concuerda con su orientación sexual, fue sometido a una mastectomía, en el Hospital Ricardo Gutiérrez de La Plata, pionero en las cirugías de reasignación genital. El activista consideró la intervención en un hospital público como “una forma de reparar tantos años de discriminación”.

Soria, quien además es secretario de varones trans de la Federación Argentina de Lesbianas, Gays, Bisexuales y Trans (Falgbt) y referente de la Red Intersex, trasgénero y transexuales argentinos (Ritta), fue intervenido por el equipo que encabeza el jefe de Urología del centro de salud, cirujano César Fidalgo, quien realizó la primera operación de cambio de sexo en el sector público en 1997.

“La cirugía consistió en construir con las mismas mamas del paciente un torso masculino, ya que antes, en España y Chile, por ejemplo, se hacían las mastectomías extirpando las glándulas mamarias. Y eso en realidad no es bueno porque se pierde sensibilidad”, explicó Fidalgo.

La intervención, que se realizó el 15 de febrero pasado, duró casi 6 horas y Kalym estuvo un día internado hasta que fue dado de alta para continuar el reposo en su casa, donde vive con Soledad, su pareja desde hace 23 años. Actualmente usa una faja, que debe llevar durante tres meses para garantizar una buena cicatrización.

Soria había decidido operarse solamente cuando pudiera hacerlo con su nombre y en un hospital público. “Primero estaba mi derecho a la identidad y después, como una consecuencia de ese derecho, la cirugía en un hospital público, que es una forma de reparar tantos años de discriminación”, afirmó.

Esta semana se reunió con el ministro de Salud provincial, Alejandro Collia, para agradecer por la operación y destacar la capacitación del personal que lo atendió en el Hospital Gutiérrez. Al encuentro concurrió acompañado de representantes del colectivo lgtbi (lesbianas, gays, trans, bisexuales e intersex).

Durante la reunión, Soria aseguró que “los hospitales provinciales se encuentran a la vanguardia en lo que se refiere a la implementación de políticas públicas que reconocen los derechos de la población lgtbi”.

“En la reunión, le agradecí al ministro Collia por el excelente trato de los profesionales y por darme la oportunidad de operarme en un hospital público. Yo soy porteño. En la comunidad trans estas noticias se pasan de boca en boca. Así nos fuimos enterando de que había un hospital en provincia al que podíamos acudir, con personal muy capacitado”, contó.

Kalym, de 47 años, fue el primer varón trans en recibir el DNI que concuerda con su orientación sexual el pasado 2 de junio de 2012 de manos de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner.

Cuando nació, fue inscripto por sus padres como Claudia, aunque desde los cuatro tiene noción de su masculinidad.

A los 18, ya asumido como varón trans, lo planteó ante su familia, que lo echó de la casa. Desde ese momento soñó con un DNI que le permita terminar el secundario –el cual tiene incompleto porque se negó a egresar vestido con pollera– y trabajar.

“Los hombres transexuales somos los grandes invisibilizados de la sociedad, incluso más que las chicas trans. Somos los que nos adaptamos y vivimos una doble vida siempre, vamos mintiendo, escondiendo sin decir quiénes somos. Eso hace que vivamos enfrascados en grandes silencios que, sin darnos cuenta, nos van metiendo en grandes oscuridades. Desde lo personal, son muchos años de sufrir, de pasar largos silencios”, explicó. Por último, se refirió a lo sucedido desde la sanción de la ley de identidad de género en 2012. “Muchos hombres salieron al ruedo a partir de la ley, porque es el reconocimiento del Estado. Los trans vienen a proponer nuevas formas de masculinidad, y la sociedad machista en la que vivimos tendrá que abrirse a un debate más profundo para que haya una real inserción”, aseguró.

Compartir: 

Twitter
 

“Yo soy porteño. Pero me enteré de que había un hospital en provincia al que podía acudir.”
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared