cash

Domingo, 18 de marzo de 2012

DESARROLLO ECONóMICO Y EL PAPEL DEL SECTOR PúBLICO

Empresas estatales

La clave con las empresas del Estado está en mejorar su administración y organización, transparentar sus actividades y resultados, fomentando el control y la participación ciudadana.

 Por Alfredo Schclarek Curutchet *

El trágico incidente ferroviario en la estación de Once y la reciente puja entre el gobierno nacional e YPF-Repsol ha vuelto a instalar el debate sobre las consecuencias de la ola privatizadora de los ’90 y la pertinencia de reestatizar algunas de las empresas privatizadas. Es, en este sentido, que desde el Centro de Investigaciones Participativas en Políticas Económicas y Sociales (Cippes) hemos elaborado el informe “Empresas del Estado. Errores del pasado, soluciones a futuro”, que puede ayudar a la sociedad a interiorizarse sobre esta temática y a tener una opinión informada al respecto.

Entre otras cuestiones analizadas en el informe se destacan las dificultades que surgen luego de privatizar empresas estatales. También se presenta una propuesta de modernización de las empresas estatales, centrada principalmente en reformas a la administración, aumento de la transparencia y de los sistemas de control, siendo una alternativa al extremo privatizador.

Para afrontar este debate es importante dejar los preconceptos y no caer en la lógica errada de que las empresas privadas siempre son mejores que las empresas estatales, que fue la lógica de los ’90. Mejor es comprender que para analizar este tema hay que examinar las características particulares de los servicios o bienes a proveer, de los proveedores y consumidores y del mercado o sector. Hay casos en donde el involucramiento directo de las empresas estatales termina siendo más eficiente, menos costoso, mejora la calidad y la cobertura de la provisión del servicio o producto y/o permite aprovechar mejor las externalidades de la actividad.

Sin embargo, también es necesario comprender que las empresas del Estado tienen características idiosincráticas que las hacen más vulnerables a sufrir procesos de crisis o tener problemas de competitividad, eficiencia, innovación o déficit crónico. Las razones se deben a que la propiedad de estas empresas es difusa, su control es dificultoso y sus administradores pueden actuar con mayor laxitud al contar con ayuda financiera extra del Estado y perseguir otros fines diversos no contemplados en sus objetivos estratégicos. A la vez, no es cierto que por el mero hecho de ser de propiedad del Estado, estos problemas sean imposibles de subsanar.

La clave está en mejorar su administración y organización, transparentar sus actividades y resultados, fomentando el control y la participación ciudadana. Entre los principales aspectos para mejorar la performance de estas empresas se destacan, a grandes rasgos, los siguientes:

- Reforma del órgano de administración y el gobierno corporativo.

- Mejora en el régimen de transparencia y los mecanismos de control.

- Regulación de los sistemas de contratación de personal y de compras.

- Implementación de sistemas de incentivos en todos los niveles de la empresa y control integral del endeudamiento.

Es importante, además, que el Estado cree un Organo de Administración General de las Empresas del Estado, un Organo de Control General de las Empresas del Estado y un Registro Unico de las Empresas del Estado.

Sin lugar a dudas el gobierno nacional ha avanzado en algunos de estos temas. Sin embargo resta mucho por hacer. A modo de ejemplo, se pueden mencionar algunos aspectos del régimen de transparencia que se deberían respetar a fin de fomentar la confianza, prevenir actos negligentes o de corrupción y permitir un efectivo control por parte de la sociedad.

Se destaca la siguiente información que se debe dar a conocer:

a Datos personales, profesionales, salariales y patrimoniales de todos los integrantes del directorio, de la gerencia y de los órganos de fiscalización, fecha de inicio y finalización del mandato.

b) Balances, memorias y estado de resultados, informes trimestrales de la situación financiera de la empresa y su flujo de fondos, inversiones proyectadas, capital de la empresa, su composición y su evolución y política de distribución de dividendos.

c) Indicación de los proveedores, mencionando las condiciones de contratación.

d) Fuentes detalladas de financiamientos, identificación de deudores y acreedores, condiciones y contrato de la operación y, cuando la empresa estatal sea deudora, indicación de la fuente de fondos futuros con la cual pagar la deuda.

Toda esta información tiene que ser publicada periódicamente en la página web de cada empresa.

Avanzar sobre estos tópicos para lograr una verdadera modernización de las empresas del Estado es un ejemplo de buena administración pública y debe ser una política de Estado. Es necesario que la sociedad en su conjunto se aboque a un constante estudio y debate sobre estos temas para encontrar soluciones de fondo a la problemática de las empresas del Estado. Sólo contando con empresas estatales eficientes, competitivas e innovadoras será posible el continuo desarrollo de Argentina

* Profesor Adjunto UNC, investigador Conicet y director académico del Cippes.

Compartir: 

Twitter
 

“Mejorar el régimen de transparencia a fin de fomentar la confianza.”

propuesta

Estado

-“Una modernización de las empresas estatales, centrada en reformas a la administración, aumento de la transparencia y de los sistemas de control.”

-“El involucramiento directo de las empresas estatales termina siendo más eficiente que las privadas y menos costoso.”

-“También mejora la calidad y la cobertura de la provisión del servicio o producto y/o permite aprovechar mejor las externalidades de la actividad.”

-“Son, a la vez, más vulnerables a sufrir procesos de crisis o tener problemas de competitividad, eficiencia, innovación o déficit crónico.”

 
CASH
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.