cash

Domingo, 29 de diciembre de 2013

Profesionales...

 Por Federico Kucher

Economistas de la city empiezan a difundir pronósticos en diciembre, con el objetivo de anticipar el rumbo de la economía para el año siguiente. ¿Cuál será el valor del dólar, el volumen de la cosecha, el ritmo de crecimiento, el dinamismo del consumo? Recorren medios de comunicación, empresas y bancos vendiendo esta información que influye en expectativas de la población y en decisiones de inversión del sector privado. En la última década, los augurios de esos consultores fueron fallidos, no hubo autocrítica por errores y se culpó a la realidad de no ajustarse a las predicciones. El aspecto notable fue que el negocio de pronosticar no cayó en desgracia.

Cash, en un ejercicio que repite año a año, una costumbre no imitada por otros, que prefieren el mundo de los pronósticos, revisó cuáles fueron los vaticinios de gurúes del establishment para este 2013 y los contrastó con el resultado de los indicadores económicos reales. O sea, la diferencia entre deseos y realidad. O, mejor, entre econochantas y análisis riguroso de la evolución de la economía. Lo que sigue es el resultado

Reservas

- “Creemos que en 2013 la buena noticia será que las reservas dejarán de caer. La mala es que la acumulación no será significativa.” Así, en una nota de El Economista del 18 de enero de 2013, quedó registrada la perspectiva del director de Ecolatina, Lorenzo Sigaut.

- En La Nación del 23 de diciembre de 2012, Miguel Kiguel, economista de Econviews, proyectó que “la mayor cosecha permitirá relajar restricciones a las importaciones y otras operaciones externas. Las reservas deberían subir a 46.000 millones de dólares en 2013”.

- A su vez, la consultora Finsoport, de Jorge Todesca, predijo que las reservas iban a subir 570 millones de dólares en 2013.

- El estudio Econométrica, de Mario Brodersohn, calculó que bajarían 1500 millones de dólares.

- El Instituto Argentino de Ejecutivos de Finanzas, de Alfredo Gutiérrez Girault, pronosticó que se incrementarían en 3300 millones de dólares.

En 2013, las reservas cayeron de 43.000 a 30.500 millones de dólares. La merma se explicó en un 70 por ciento por pago de deuda, mientras que el resto se debió al menor saldo comercial, a la maniobra de exportadores e importadores para conseguir ventajas cambiarias y a la salida de dólares a través del turismo.

Inversión

- Juan Luis Bour, economista de Fiel, adelantó a Clarín a fines del año pasado que “2012 termina con un dato significativo: la inversión se desplomó. Y no se prevé un rebote (en 2013)”. Desde su consultora proyectaron un retroceso del 3 por ciento en construcción e incorporación de maquinaria para este año.

- “El panorama se presenta muy amenazador para 2013 por problemas económicos, políticos y de radicalización de la administración. Hubo expropiaciones sin aviso ni motivo. Por caso, lo de la Sociedad Rural, que asustó mucho. O la confiscación de YPF sin haber pagado nada a Repsol. Esto espanta a todo el mundo”, aseguró Orlando Ferreres, en una entrevista en El Liberal, de Santiago del Estero, el 9 de enero de 2013.

- “Control de cambios, precios desacoplados de los internacionales y restricciones a las importaciones. Con la economía como está, nadie vendrá a invertir en YPF”, adelantó Nicolás Gadano, ex economista jefe de la petrolera, en un reportaje en Clarín del 18 de noviembre de 2012.

- También en materia de hidrocarburos, Alieto Guadagni, ex secretario de Energía, apuntó a La Nación en diciembre del año pasado que “las probabilidades de que siga cayendo la producción de gas y petróleo (en 2013) son altas”.

En 2013, el volumen de inversión de la economía registró un alza del 7,9 por ciento respecto del año pasado.

La incorporación de maquinaria y equipo para la industria tuvo un fuerte repunte, lo cual se reflejó en un incremento del 17 por ciento en pagos de importación de bienes de capital.

La construcción creció 6 por ciento, con importantes aumentos en los bloques de obra pública y edificación residencial.

A su vez, la producción de gas y petróleo subió por primera vez desde 2001, al tiempo que YPF firmó con Chevron, una de las principales petroleras del mundo, inversiones por 1250 millones de dólares en Vaca Muerta y colocó deuda en el exterior por 500 millones para financiar sus planes de expansión.

Consumo

- La consultora ACM, de Maximiliano Castillo Carrillo, pronosticó que el consumo de la economía avanzaría 2,2 por ciento en 2013. “Vemos un escenario de consumo muy moderado. Puede que haya algún estímulo fiscal, pero la potencia de las herramientas del Gobierno hoy es limitada”, explicó a Clarín, en una nota del 6 de enero de este año.

- El estudio Alpha, donde participa Hernán del Villar, estimó un crecimiento de 2 por ciento.

- Las oficinas de análisis e investigación del sistema financiero también hicieron sus proyecciones: el Citigroup vaticinó una expansión de 3,7 por ciento; el HSBC, 2,8 por ciento, y el Banco Francés, 4 por ciento. Estas cifras se difundieron en informes de diciembre de 2012.

- “El Gobierno va a ir por todo en 2013. Eso traerá mucha más conflictividad de la que hemos visto en los últimos meses, lo cual originará una retracción a consumir e invertir”, afirmó Aldo Abram, director de Exante, en Infobae el 2 de enero de 2013.

En 2013, el consumo de la economía creció 7,9 por ciento.

El patentamiento de autos cero kilómetro anotó un nuevo record de casi 1 millón de unidades, para superar los registros de 2011.

También el mercado de motos alcanzó picos de comercialización, al tiempo que la facturación de negocios de electrodomésticos, centros de compra (shoppings) y supermercados se aceleró respecto de 2012.

Dólar

- En Ambito Financiero del 29 de diciembre de 2012, el consultor Nicolás Dujovne vaticinó que “el Gobierno depreciará el peso a un ritmo del 18 por ciento en 2013, en línea con lo ocurrido en los últimos dos meses, llevando el tipo de cambio oficial para finales de 2013 a 5,8 pesos por dólar”.

- “La tasa de devaluación estará por debajo de la tasa de inflación. Vemos el dólar a 5,7 el año que viene”, dijo a Clarín el economista Ricardo Delgado el 9 de diciembre de 2012.

- En la misma nota, Marina dal Poggetto, del Estudio Bein, afirmó que el dólar llegaría a 5,8 pesos.

- “La depreciación del dólar de 28 por ciento de los últimos días de 2012 no se consolidará en 2013 por el año electoral. La corrección será del 18 por ciento”, adelantó la consultora Economía & Regiones, de Rogelio Frigerio (nieto), en un artículo de El Cronista del 2 de enero de este año.

- “Según mis cálculos, la pauta devaluatoria (del dólar oficial) sería 17 por ciento, mientras que la existencia de una brecha cambiaria, estable y contenida, será la regla el próximo año”, adelantó el ex presidente del Central, Martín Redrado, en un artículo de La Nación a fines de 2012.

- En lo que se refiere al mercado paralelo de dólares, Dante Sica, director de Abeceb, escribió en La Prensa del 11 de enero de 2013 que “después de las vacaciones, la brecha cambiaria volverá a ser la de la última parte del 2012 (30 por ciento). Las presiones deberían ceder a partir de abril, por el menor turismo y la mayor liquidación de cosecha”.

- “A principio de diciembre (de 2012) el blue se comercializaba a 6,44, luego subió hasta 7,48, y en los próximos meses rondará 7 pesos”, afirmó Rodrigo Alvarez, de Analytica, en una nota de Infobae del 20 de enero de 2013.

En diciembre, el dólar oficial alcanzó a cotizar 6,5 pesos, con una corrección del 31,2 por ciento respecto del mismo mes de 2012.

La cotización del paralelo ascendió a 9,97 pesos, con una brecha del 53,3 por ciento en relación con el dólar oficial. Además, en mayo tocó un pico de 10,5, para alcanzar ese mes una brecha del ciento por ciento.

Crecimiento

Los pronósticos de actividad para 2013 tuvieron un punto en común. Consultores de la city apostaron a elementos que escapan a la política económica para hacer sus predicciones de crecimiento.

- “No esperamos un fuerte rebote. La economía crecerá 3 por ciento gracias al viento de cola. Pero no se vuelve a crecer a tasas chinas. El modelo de políticas siempre expansivas, con aumento del tamaño del Estado y creciente intervención gubernamental, sustituyendo a los mercados, muestra señales de agotamiento como fuente de crecimiento a tasas elevadas”, dijo Miguel Angel Broda, en una entrevista de la revista Apertura del 10 de enero de 2013.

- “Esperamos que el mundo juegue más a favor que en 2012, dado que no sólo habrá buenos precios de soja y mejor cosecha, sino que Brasil se recuperaría y más que triplicaría el crecimiento de este año. Por otro lado, la profundización de la política económica local pone techo a la expansión”, aseguró la consultora de Rogelio Frigerio en su informe de diciembre del año pasado.

- Daniel Artana, de Fiel, también auguró que “2013 sería algo mejor que 2012, pero no tendría el impulso suficiente para una recuperación vigorosa del 5 por ciento. Los errores en la política oficial de los últimos tiempos han generado un daño en las expectativas que llevará mucho tiempo enmendar”.

- “La evolución de la actividad ya no dependerá de lo que haga el Gobierno. Tenemos que esperar que Brasil y la soja nos den una mano”, afirmó el ex ministro de Economía Martín Lousteau, en diálogo con Clarín el 9 de diciembre del año pasado.

En 2013, la Argentina creció en promedio al 5,4 por ciento, al tiempo que en el segundo trimestre se alcanzó una tasa de 8,3 por ciento.

La economía de Brasil registró un pobrísimo crecimiento del 2 por ciento, con meses de contracción económica.

El complejo agropecuario, pese a alcanzar niveles de producción record, retuvo 6000 millones de dólares de la cosecha en silobolsas, equivalentes al 20 por ciento de las reservas internacionales.

Estanflación

Economistas mediáticos también diagnosticaron para 2013 un estancamiento de la actividad con incremento de precios.

- López Murphy pronosticó en una nota de iProfesional del 2 de enero de este año que “la inflación se ubicará en 30 por ciento y el crecimiento será de apenas uno por ciento (en 2013)”. Agregó que “no se puede crecer con cepo cambiario y caída de la inversión”.

- “El problema de la economía argentina es que ha entrado en una etapa de mediocridad y alta inflación. El término técnico es estanflación. No tenemos fuentes genuinas de crecimiento”, apuntó Miguel Braun, de la Fundación Pensar, en un reportaje de El Cronista del 15 de febrero de 2013.

- El ex presidente del Banco Ciudad, Federico Sturzenegger, vaticinó en radio La Red, el 29 de diciembre de 2012, un escenario idéntico: “Estamos terminando 2012 sin crecimiento y creo que 2013 va a ser otro año sin expansión. Pero circula en la economía un 40 por ciento más de dinero que hace un año. Esto inexorablemente va a generar una inflación muy alta”.

- En su informe de principios de este año, Carlos Melconian apuntó que “la economía argentina entró en una fase donde le cuesta crecer, la inflación se hizo crónica y la lluvia de agrodólares ya no alcanza por sí sola para sostener la actividad y tener fluido el mercado cambiario. La impresión es que se acabó la fiesta. Esto vale para 2013, 2014 y 2015”.

- “En el último año hubo crecimiento cero y la economía no se movió. Este 2013 va a ser de características similares a las del año pasado, pero con más inflación”, afirmó el ex ministro de Economía Roberto Lavagna, a Radio 10, el 21 de febrero de este año.

La economía alcanzó un crecimiento del 5,4 por ciento, cuando el año pasado había crecido el 1,9 por ciento.

La inflación se mantuvo en el mismo nivel de 2012, según el último estudio de la Cepal acerca del de-sempeño de economías de América latina y el Caribe en 2013. En lo que se refiere al rubro alimentos, se observó en los últimos dos meses una aceleración del nivel de precios.

Una vez más, en 2013, los pronósticos de los economistas del establishment no se cumplieron (ver cuadro). Pero ellos son perseverantes: ya están difundiendo sus estimaciones para 2014. El suplemento Cash también es obstinado: ya empezó a tomar nota.


En el 2013, otra vez sopa

Fuente. Elaboración propia en base a datos oficiales y de mercado

(*) a/ var. acumulada ene.-oct. (Emae, Indec). b/ var. Acumulada 3er trim. (Avance Nivel de Actividad, Indec). c/ var. Acumulada 3 trim. (Avance Nivel de Actividad, Indec). d/ var. interanual sep. (Ministerio de Trabajo). e/ presupuesto 2014 (Mecon). f/ estimado a partir de var. acumulada ene.-nov. (ICA, Indec). g/ balance preliminar de economías de AL 2013 (Cepal). h/ informe monetario semanal (Bcra). i/ informe monetario semanal (Bcra). j/ dato de mercado.

Compartir: 

Twitter
 

Pronósticos

Errores

-Economistas de la city empiezan a difundir pronósticos en diciembre, con el objetivo de anticipar el rumbo de la economía para el año siguiente.

-Recorren medios de comunicación, empresas y bancos vendiendo esa información.

-Influyen en expectativas de la población y en decisiones de inversión del sector privado.

-En la última década, los augurios de esos consultores fueron fallidos.

-No hubo autocrítica por errores y se culpó a la realidad de no ajustarse a las predicciones.

-El aspecto notable fue que el negocio de pronosticar no cayó en desgracia.

 
CASH
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.