espectaculos

Viernes, 17 de febrero de 2012

CHICOS › LIBROS PARA EL REPASO PREVIO AL COMIENZO DE LAS CLASES

Una contagiosa manera de jugar con letras y palabras

 Por Karina Micheletto

Imagen: DyN.

Cruel en el cartel, el inicio de clases marca su inexorable llegada, cada vez más cercana, aun cuando un feriado extraordinario alargue esta vez el suspenso un día. Mientras transcurre la dulce espera, la sección Chicos reunió las que considera las mejores formas de ir poniéndose en órbita: una cantidad de títulos de literatura infantil y juvenil invitan al repaso, de una manera lúdica y original. Están los libros de cuentos que proponen historias que implícitamente revisan ortografía y gramática. Están los de escritura y dibujo creativo. Están los cuentos y novelas con guía de lectura, como para ir repasando, pero en casa. Y los de preguntas y respuestas. Y los de actividades para completar, y los de juegos con dibujos y stickers... ¡A leer, antes de que empiecen las clases!

¿Con cuál va?

Así se llama una colección tan original como bien planteada. Los libros que la integran tienen como protagonistas a las letras. “Cada letra tiene su personalidad, su carácter, sus preferencias. Algunas son más simples y otras más complicadas. Pero todas son amigas”, explican las autoras. La L, por ejemplo, no quiere bailar más sola y sale a buscar una amiga inseparable. Está también la buena U, a la que le gusta unir a los amigos. Y la H, que parece muda pero en realidad habla muy bajito... excepto cuando tiene cerca a su amiga C, “su gran compinche para hacer chistes chanchos”. Todos vienen con actividades al final: En Las chistosas, por ejemplo (sugerido a partir de 6 años), después de un hermoso cuento con ilustraciones ídem, que termina con un gran baile de sopa de letras, hay juegos con palabras escondidas, sinónimos y propuestas de actividades. En el sitio web de la colección (www.concualva.com) hay más ideas para seguir jugando solo o en grupo, como los acrósticos que surgen a partir de Las extraordinarias rarezas de Ramiro Ferro.

Así planteados, estos libros resultan una original manera de ayudar a los chicos a aprender y fijar ortografía y gramática, pero con el valor de la palabra, de una linda historia y de bellas ilustraciones, por sobre la bajada didáctica. Otros títulos de la colección: Grandes Cambios 1 y 2, Algo nuevo y bueno, obvio (sobre el uso de V y B), Megáfono siempre está (sobre la acentuación). Las autoras son Virginia Gallo, Bárbara Gottheil y Paola Mattera.

Editorial Una Luna, $ 44.

SsssSssssSsss...!!

Ese libro no tiene ninguna intención didáctica explícita, pero la historia, poblada de palabras con letras S (al estilo de “Los Orozco”), también es una contagiosa manera de jugar con las letras y las palabras. Así comienza todo: “Saturnino Smó suele salir solamente los sábados soleados. Seguramente sufrirá ¡¡¡sencillos sobresaltos!!!”. Sugerido a partir de 3 años.

SsssSssssSsss...!!, texto e ilustraciones de Sergio De Giorgi, Editorial Una Luna, $ 39.

Explora palabras

“Así están de grandes: charlamos con ellos y nos sorprenden con sus ideas. Usan cada vez más palabras, piensan y relacionan, siguen preguntando... Nuestros chicos crecen y cada vez tienen más para decir.” Así comienzan planteando, a los adultos que oficiarán de guías en la lectura y las actividades, Mercedes Carvani y Carolina Cortabitarte, autoras de esta flamante colección. Como los chicos también dicen escribiendo, el recorrido de estas guías avanza hacia palabras más cortas y más largas, más fáciles y más difíciles de escribir; palabras para sentirse bien y estar con otros; palabras que nombran animales y plantas y transportes y mundos. Hay un marcianito que guía el viaje en un caso, y también un título que propone específicamente Explora cursiva. Todas son “actividades para hacer desde los 5 hasta los 100 años”.

Planeta Junior, $ 27,90.

Escuela de Genios

Desde el mundo de las licencias de Disney llega esta colección dirigida a chicos de entre 4 y 7 años, con actividades específicas: letras mayúsculas o minúsculas, suma y resta, números y cuentas, formas y modelos, palabras esenciales y vocabulario. Como todo producto de este tipo, llega con sus ventajas y desventajas: entre las primeras, ediciones con muchos stickers, gráficos, tarjetas de letras, muchos colores y personajes que los chicos ya tienen junados (aquí no hace falta dar el paso de las introducciones). Entre las desventajas, está la traducción castiza que, cuando se trata de repasar habilidades lingüísticas, puede traer alguna que otra confusión. Todas consideraciones que a cualquier niño fanático de Cars, Woody de Toy Story o Mickey Mouse, le importan bien poco.

Planeta Junior, $ 27,90.

Abremente

Más que un libro, un juego, fácil de llevar de aquí para allá, Abremente se presenta: “¡para estimular las neuronas! Una serie de preguntas, con sus respuestas incluidas al girar la tira, invitan a poner a prueba los saberes adquiridos, solo o en competencia. Para ganar (o ganarse) hay que estar entrenado en ortografía y gramática, matemáticas, geografía, además de saber de juegos, canciones y animales, y de resolver adivinanzas. Las preguntas propuestas no son muy creativas, pero el repaso está bien disfrazado. Hay seis versiones de Abremente, divididas por edades que van de los 4 a los 10 años. Y también es posible seguir jugando y proponiendo más preguntas en la web, desde el sitio www.abremente.com.

Catapulta Junior, $ 44.

Libro de garabatos

Estos libros de dibujo creativo vienen dirigidos a chicas y chicos, imaginativas/os e ingeniosas/os. Ninguno de los dibujos de estos libros está terminado. Son apenas trazos sueltos, gruesos y firmes, y preguntas contundentes: ¿Qué cenamos hoy? ¿Qué pinta la artista? El resto, será obra de la imaginación de estas chicas y chicos, los futuros encargados de llenar de colores estas páginas en blanco y negro.

El Gato de Hojalata, $ 19,90.

Lectura Activa

Esta colección propone ediciones literarias con contenidos didácticos para el nivel primario y secundario, a cargo de especialistas de literatura infantil. En una primera sección, “Temas de interés”, surgen diversos tópicos a partir de los textos presentados, con muchas notas y fotografías. Se presentan también las biografías, los contextos en que fueron escritos los cuentos y novelas, una guía con actividades y juegos, que parten de las historias para abordar otros temas. Dentro y fuera del aula, estos libros resultan una buena manera de “exprimir” los textos clásicos, guiando la comprensión pero también abriendo la imaginación, iluminando nuevas zonas.

Algunos de los títulos, para diversas edades (a partir de 9, 12 y 15 años), son: El Príncipe Feliz y otros cuentos, de Oscar Wilde, Peter Pan, de James M. Barrie, Cuentos y experimentos, que reúne narraciones fantásticas de Poe, Wells, Lugones, Bioy Casares, Cáceres y Vargas, El sabueso de los Baskerville, de Arthur Conan Doyle, y Siete cuentos argentinos de terror (allí se reúne a Lugones, Andruetto, Shua, Drennen, De Santis, Mariño y López).

Editorial Guadal, $ 32.

Quiero ser cómico

Este Manual de entrenamiento para chicos divertidos no es exactamente un libro con actividades didácticas, pero entre tanta práctica para cómico se abre una galería de adivinanzas, chistes, frases graciosas, refranes, piropos, leyes desastrosas, diálogos locos, acertijos, trabalenguas y colmos, que sin buscarlo resultan un repaso de muchos conocimientos. Están los juegos de palabras que podrían ser grandes ejemplos de la hora de Lengua, y algunos acertijos ponen a prueba las matemáticas. Dentro de la colección Viajeros, en la que se edita este libro (“para chicos que viajan con su imaginación y con un libro en la mochila”), hay otros títulos como Quiero ser titiritero y Mi recetario mágico, que también siguen la línea de mezclar cuentos con actividades y contenido informativo. Sugerido a partir de 8 años.

Quiero ser cómico. Manual de entrenamiento para chicos divertidos. Antonela de Alva, ilustraciones de Pablo Zamboni. Editorial Uranito, $ 39.

Ediciones con guía de lectura

Este reciente lanzamiento propone ediciones especiales con guías de actividades de prelectura, análisis de lectura y lectura comprensiva y taller de escritura. Están pensadas para el trabajo en el aula (tanto, que vienen con un librito de “Propuestas metodológicas para el docente”). Pero lo cierto es que, para los chicos que ya no son tan chicos, también afuera del aula pueden ser buenas maneras de acercamiento a grandes textos como La revolución es un sueño eterno, de Andrés Rivera, y Felicitas Guerrero, de Ana María Cabrera. Dos novelas que parten de hechos históricos, y que forman parte de la mejor narrativa argentina. Las introducciones y guías de actividades están a cargo de Graciela Gliemmo.

Emecé, $ 49.

Compartir: 

Twitter
 

 
CULTURA Y ESPECTACULOS
 indice
  • CHICOS> LIBROS PARA EL REPASO PREVIO AL COMIENZO DE LAS CLASES
    Una contagiosa manera de jugar con letras y palabras
    En un par de semanas los chicos volverán a la escuela. Para ir poniéndose en órbita, hay una...
    Por Karina Micheletto
  • CHICOS
    ¡Salgan, chicos!
    Por Karina Micheletto
  • CINE > SE ESTRENO EN BERLIN LA EXTRAORDINARIA TABU, DE MIGUEL GOMES
    Otro amor condenado por el destino
    Por Luciano Monteagudo
  • CINE > MINIESPIAS 4 Y LOS LADRONES DEL TIEMPO, DE ROBERT RODRIGUEZ, CON JESSICA ALBA
    Pueril y divertido tecno de entrecasa
    Por Horacio Bernades
  • TELEVISION > TELEFE GANA EL VERANO EN BASE A REPETICIONES
    Casados con los simuladores
    Por Emanuel Respighi
  • MUSICA > SE PRESENTO CUENTOS PARA LOS CULILLOS, UN HOMENAJE A HAMLET LIMA QUINTANA
    Las palabras de un poeta inolvidable
  • VISTO & OIDO
    VISTO & OIDO

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.