espectaculos

Viernes, 30 de agosto de 2013

CULTURA › OPINION

Ni voz ni voto

Indignados por las respuestas (entrevista Página/12, 26/8/13) de Aurimar Nunes, flamante director del CCBA creado por la Embajada de Brasil en Argentina, que evidencian el más absoluto y completo desconocimiento de la trayectoria e importancia de CEB fundado en 1954 y Funceb, los profesores de la Fundación Centro de Estudos Brasileiros respondemos:

De modo arbitrario y violento se cerró una institución señera, reconocida como fundamental en el propio site de la Embajada de Brasil en Buenos Aires. Todos los docentes y funcionarios (más de 60 personas), desinformados de los cambios que se avecinaban, fueron despedidos y deben dirimir el pago de las indemnizaciones en juicios. Mediante la ejecución de concursos poco rigurosos y con condiciones humillantes, con sueldos más bajos que los de Funceb y jornadas de trabajo escandalosamente aumentadas, bajo promesa de renunciar a cualquier tipo de reclamo con la consecuente pérdida de la antigüedad laboral, el nuevo CCBA formó su plantel docente y administrativo. Salvo cinco docentes que aceptaron trabajar bajo esas condiciones degradantes, todos los demás nos vimos obligados a iniciar las acciones judiciales laborales correspondientes.

Bien sabemos de qué manera nuestra institución cumplía con la enseñanza del idioma portugués y la difusión de la cultura brasileña en todas sus expresiones, y cómo contribuía a construir ese diálogo que el actual director con tanta ansia y desconocimiento histórico de lo realizado quiere inaugurar. De lunes a sábado un alumnado ferviente concurría a los cursos de idioma portugués en sus diversos formatos, a las clases de música, a los cursos del profesorado –un instituto superior vinculado al sistema educacional oficial argentino–, sus docentes se capacitaban en la especialización de PLE con un programa de la PUC-Río; las clases del programa de español para brasileños, los ciclos de cine, las exposiciones, las conferencias, la biblioteca gratuita y abierta a la comunidad –19.000 libros y 1000 audiovisuales (música y películas), más de 800 socios activos–, todo convocaba. Por otra parte, Funceb tenía convenio con el ISEN –Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto de la República Argentina– para la enseñanza de portugués a los futuros diplomáticos. Además todo el material didáctico que se empleaba y se vendía al alumnado y al público en general –pues también había librería– era obra de los docentes de la casa a quienes jamás se les reconoció ningún derecho autoral. Señalamos también que el cargo de Lector de Lengua Portuguesa en la Facultad de Filosofía y Letras (UBA) siempre fue cumplido por docentes de nuestra casa.

Consulten los archivos para ver los nombres prestigiosos de todas las áreas de la cultura, tanto de Brasil como de Argentina, que pasaron por nuestra casa de Esmeralda 965. En todo caso, si eran necesarios cambios, se debían cumplir sin destruir, valorando el capital humano, reconociendo la tarea de tantas generaciones de profesores, resguardando el clima amable y generoso que caracterizó siempre a nuestra casa, respetando los derechos de los trabajadores y compatriotas brasileños y argentinos. Los docentes jamás tuvimos injerencia en el nombramiento de directores o en asuntos presupuestarios, nunca tuvimos voz ni voto sobre nada que no fuera docencia, no nos informaban sobre las malas administraciones o las intrigas políticas o diplomáticas. Nos sentimos obligados a responder a la ligereza de los conceptos de Aurimar Nunes, y llamar a la reflexión, si no es demasiado tarde, a su superior jerárquico Pedro Wolny, del Sector Educacional de la Embajada de Brasil, sobre esta decisión que todavía desconcierta y duele, de acabar con una institución tan importante como Funceb.

* Firman: Ana María Tupa, Rogerio Cormanich, Amalia Sato, Luis Roos, Laura Marcato, Marina Costa, Alejandra Adaro, Claudia Mendonça, Andrea Bretas, Caroline Pfeifer, Margô Heinze, Claudia Santoro, Patricia Diamant, Marcio Ceva, Angela Cristina Gonçalves, Rosanne Nascimento de Souza, Virginia Lee, María Olinda Alves de Souza, María Lucía Raicosk, María Aparecida Arroyo, Marcia Ribeiro Alfaya, Virginia Lee, y siguen las firmas.

Compartir: 

Twitter
 

 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.