espectaculos

Lunes, 25 de mayo de 2015

CULTURA › SE REALIZA LA PRIMERA SEMANA DEL LIBRO ARGENTINO EN ESPAñA

Letras que cruzan el océano

Las actividades que se realizarán en Barcelona incluyen proyección de documentales, mesas redondas con escritores, traductores, ilustradores y críticos literarios, homenajes a Juan José Saer, Leónidas y Osvaldo Lamborghini y una feria.

 Por Silvina Friera

La chispa de una alegría enciende el fuego de los imaginarios en las dos orillas. En la librería Calders, ubicada en el barrio de Sant Antoni (Barcelona), donde antes había una fábrica de botones, comenzará la Primera Semana del Libro Argentino –desde hoy y hasta el sábado 30–, con proyección de documentales, mesas redondas con escritores, traductores, ilustradores y críticos literarios, homenajes a Juan José Saer, Leónidas y Osvaldo Lamborghini y una feria especial con libros de las editoriales Adriana Hidalgo, Eterna Cadencia, Paradiso, Ediciones Sin Fin, Caja Negra, La Bestia Equilátera, La Marca Editora, Marea, Interzona, Beatriz Viterbo, Cuenco de Plata, Cactus, Entropía, Biblos, Bajo la Luna, Argonauta, Metales Pesados, Godot, Prometeo, Las Cuarenta, Planta Editora, Gog y Magog y Libros del Zorro Rojo, entre otras. La idea de esta movida surgió de los libreros catalanes Isabel Sucunza y Abel Cutillas y el escritor y traductor argentino Andrés Ehrenhaus. “Tiene que ver con las ganas de situar a la librería como lugar de referencia de la edición de calidad y, a la vez, de promocionar la edición independiente argentina o la de pequeñas editoriales locales que empiezan a apostar por autores argentinos, uruguayos, chilenos”, cuenta Ehrenhaus desde Barcelona.

La escritora y ensayista Nora Catelli, rosarina exiliada en Barcelona, inaugurará las actividades programadas con la presentación del documental Gombrowicz, o la seducción, de Alberto Fischerman. También habrá una mesa redonda con ilustradores argentinos: Elenio Pico, Gustavo Roldán (h.), Sergio Kern y Gusti; se presentará Rusia es el tema (Bajo la luna), los poemas reunidos de Daniel Samoilovich, y en el homenaje a Saer y los hermanos Lamborghini participarán Catelli, Edgardo Dobry, Valentín Roma y Ehrenhaus. “Como socio de la editorial Paradiso, me dieron la oportunidad desde el principio de destacar en mesa aparte nuestros libros; a la vez, la gente de Caja Negra pasó por Barcelona, los de Gog y Magog se habían instalado por un tiempo también acá, y una cosa llevó a la otra”, enumera Ehrenhaus las piezas que fueron tejiendo un vínculo más intenso. “Aprovechando mi condición de local en ambas orillas y los contactos con editores afines, no costó demasiado reunir las partes. Además, la nutrida presencia en Barcelona y en España de intelectuales argentinos ligados a la edición –autores, editores, críticos, profesores, periodistas, ilustradores– lo puso todo aún más a tiro. También fue fundamental contar con la gente del bar El Laurel, que aglutina a muchos artistas gráficos, actores, músicos, y participó en la organización y difusión de esta Primera Semana...”

No es un detalle menor que los tres escritores argentinos homenajeados sean Juan José Saer, Leónidas y Osvaldo Lamborghini. “Esto tiene más de una lectura”, plantea Ehrenhaus a Página/12. “Primero, la estrictamente editorial: la editorial catalana Rayo Verde está reeditando la obra de Saer; hace unos meses se presentó en la librería Calders la edición de El Fiord de ediciones Sin fin, con notable éxito de público, y en Paradiso hay un gran fondo de obras de Leónidas, tanto de poesía como de prosa. Por otro lado, durante esta primera mitad de 2015 se exhibe en el Macba una exposición dedicada al Teatro proletario de cámara, un collage literario-gráfico de Osvaldo que tiene que ver con sus últimos años en Barcelona. Además, se da la circunstancia de que mucha gente que ahora reside acá conoció a alguno de los tres o a los tres. Finalmente, tanto Saer como Leónidas y Osvaldo vivieron y escribieron fuera de Argentina. Demasiadas coincidencias como para dejarlas pasar de largo: casi no hubo que atar los cabos.” Ehrenhaus, autor de Subir (1993), El futuro es esto (1999), Monogatari (2001), La seriedad (2001) y Tratar a Fang Lo (2006), confiesa que los hermanos Lamborghini son “claves para mi idea de literatura” y Saer “de un modo distinto” también. “Son autores de humor. De humor argentino. Ese humor brutal que es fruto de un compromiso riguroso y silvestre a la vez, y sin el cual, a mi entender, la literatura es un artefacto acartonado. De ahí también el homenaje”, explica uno de los ideólogos de la Primera Semana del Libro Argentino.

Barcelona recibió a muchos exiliados argentinos durante la última dictadura militar. Ehrenhaus, uno de ellos, llegó en 1976. “Esa hospitalidad se ha prolongado durante cuatro décadas: no es moco de pavo. Y es muy fructífera. El argentino acá es un extranjero privilegiado, una especie de invitado eterno, y quien no le esté agradecido a eso es un insensible o un desorientado. Yo viví prácticamente todas las etapas de este exilio y creo que puedo decir por boca de la mayoría que fue una experiencia enriquecedora y, si exceptuamos lo estrictamente emocional o sentimental, bastante menos dura que otros exilios. Si a eso le sumamos los vínculos no sólo literarios sino artísticos en general, e incluso culturales –pienso en la arquitectura, el psicoanálisis, la política–, de algún modo todo esto tenía, tiene que empezar a manifestarse naturalmente. Ojo: no digo que nosotros seamos pioneros o que hayamos descubierto el chocolate, sino que nos hicimos eco de una situación de hecho. Hay muchos pibes que nacieron acá, de padres argentinos o parejas mixtas, que sienten un apego o una curiosidad especial por lo que pasa allá. Si algo como esta Semana los ayuda a acercarse, genial, ¿no?”

Ehrenhaus revela que junto con los libreros de Calders tienen la esperanza de poder repetir esta iniciativa el año que viene. “Ojalá podamos hacer cosas parecidas con la edición chilena o mexicana. No con la idea de nuclear en la península la nueva edición latinoamericana, que sería la reproducción a pequeña escala de las políticas culturales, editoriales y lingüísticas centrípetas hegemónicas hasta ahora, sino todo lo contrario, con la voluntad de contribuir a la difusión y circulación sinteramericana de esas expresiones y al constante intercambio de las ideas y las formas.”

Compartir: 

Twitter
 

“El argentino acá es un extranjero privilegiado, una especie de invitado eterno”, dice Andrés Ehrenhaus.
 
CULTURA Y ESPECTACULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared