espectaculos

Viernes, 30 de abril de 2010

MUSICA › MICROOPERAS EN LA PROGRAMACION DEL TACEC

En busca de recorridos diferentes

A partir de hoy se verán en La Plata los work in progress de las obras concebidas por tres grupos de creadores convocados.

 Por Diego Fischerman

El proyecto comenzó, por una parte, por la composición de obras “en tiempo real”, a cargo de un grupo de artistas en residencia, y, por otro, con conferencias acerca de lo escénico-musical que contaron entre los expositores a Gerardo Gandini y Ricardo Piglia, al compositor y director Santiago Santero, al musicólogo Pablo Gianera y a la iluminadora Eli Sirlin. La idea, que forma parte de la programación del Tacec (el Centro de Experimentación del Teatro Argentino de La Plata), lleva el nombre general de “microóperas” y hoy y el domingo, a las 20.30, se mostrarán los work in progress de las obras concebidas por los tres grupos de creadores convocados: Laura Benítez, del dramaturgo Gustavo Tarrío, el compositor Matías Giuliani y el artista visual Leandro Tartaglia; Eurípides, del dramaturgo Lautaro Vilo, el compositor Lucas Fagin y el artista visual Alfio Demestre, y La carta, del dramaturgo Santiago Loza, el compositor Alain Marcus y la artista visual Yanina Hualde.

La función de hoy se complementará con la interpretación de una de las obras centrales en el repertorio teatral-musical del siglo pasado, Laborintus II, de Luciano Berio. Dirigida por Santiago Santero, con Pablo Druker encargado de la preparación del coro y la participación de Jacques Demierre como narrador, tendrá como solistas a Ana Moraitis, Selene Lara y Ana Santorelli. La orquesta estará conformada por Sergio Catalán (flauta), Federico Landaburu, Marina López y Martín Moore (clarinetes), Osvaldo Lacunza, Cristian Martinelli y Julián Goldstein (trompetas), Manuel Campos, Luis Arroyo y Enrique Schneebeli (trombones), Pablo Rivas y Daniel Viera (percusión), Tiziana Todoroff y Edith Gorini (arpas), Martín Devoto y Adrián Speziale (violoncellos) y Juan Claudio Elías (contrabajo). En la última función, este domingo, se incluirá Ohio Impromptu, de Samuel Beckett, con la actuación de Cristina Banegas y Luis Ziembrowski.

Martín Bauer, director del Tacec, cuenta que lo que lo guió fue “la idea de promover la creación de óperas contemporáneas; de buscar recorridos diferentes”. Por un lado, la ópera fue, a partir de la segunda mitad del siglo XX, un género en crisis e identificado con las formas más anquilosadas del entretenimiento burgués del pasado. Pero, por otro, no hubo compositor importante, desde Nono o Berio hasta Ligeti, Rihm, Sciarrino o Saariaho, que no escribieran óperas o, por lo menos, obras que exploraran la posibilidad de trabajar con la música en relación con sus posibilidades dramáticas. “No quisimos llamar a compositores que pudieran componer óperas siguiendo una cierta fórmula ya probada por ellos, sino artistas visuales, dramaturgos y músicos para que trabajaran en conjunto y produjeran desde otra concepción; que pudieran ir a otra cosa.” Para Bauer, se trató “de intentar un tipo de trabajo que no estableciera jerarquías en la creación y que, por otra parte, no se contradijera con la idea de una ópera, entendida como obra de teatro musical”. Las charlas programadas, por su parte, buscaron, en palabras del director del Tacec, “poner al espectáculo y a la música en el mundo de las ideas; de las discusiones estéticas y de la teoría”.

Dentro del planteo de la presentación de estas microóperas, que heredan su principio constructivo de dos espectáculos que habían sido presentados en el Centro de Experimentación del Teatro Colón, Microóperas y Residencias, tiene una especial relevancia la presentación de Laborintus II. Compuesta hace ya 45 años, ésta será la segunda vez que se escuche en la Argentina. Con textos del poeta italiano Eduardo Sanguinetti, inspirados a su vez en experiencias de Ezra Pound y T. S. Eliot, Laborintus II, creada en 1965 para celebrar el 700° aniversario del nacimiento de Dante, es algo así como la apoteosis del collage. Berio trabaja allí con tres niveles de emisión vocal absolutamente contrastantes y a la vez profundamente relacionados entre sí: las tres sopranos solistas, el narrador y el coro de ocho cantantes-actores.

Compartir: 

Twitter
 

Martín Bauer, director del Tacec. Las obras se presentarán hoy y el próximo domingo.
Imagen: Sandra Cartasso
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.