espectaculos

Martes, 23 de septiembre de 2008

CINE › MASIVO APOYO AL CANDIDATO DEMóCRATA EN EL STAR SYSTEM

Hollywood prefiere a Obama

Barack Obama consiguió sobrepasar a la senadora Hillary Clinton en donaciones de los personajes de la alfombra roja, con más de 5,6 millones de dólares recaudados. Tom Hanks, George Clooney y Steven Spielberg fueron algunos de los que aportaron.

 Por Liliana Martínez-Scarpellini

Desde Los Angeles

California, cuna de artistas del celuloide liberales y de izquierda, será, casi con toda seguridad, un estado azul, demócrata, en las próximas elecciones, pero ¿podrá toda la maquinaria de Hollywood transformar los estados más conservadores del país el 4 de noviembre? Como ya viene siendo habitual, los multimillonarios de Beverly Hills siguen apostando por el voto demócrata sin tapujos. No sólo continúa el “affaire” entre Hollywood y los demócratas, sino que Barack Obama consiguió la semana pasada una nueva marca: sobrepasar a la senadora Hillary Clinton en donaciones de los personajes de la alfombra roja, con más de 5,6 millones de dólares recaudados, de acuerdo con el Centro de Política Responsable.

En su última visita a Hollywood, el pasado 16 de septiembre, en un evento organizado por la cantante Barbra Streisand, que inicialmente le dio su apoyo a Clinton, el senador por Illinois recaudó 9 millones de dólares en sólo dos noches. Todo un record electoral. Muchos famosos no dudaron en abrir su cartera para desenfundar los 28.500 dólares que costaba el boleto de entrada a la fiesta amenizada por la protagonista de Yentl. Entre otras celebridades que se unieron a Streisand en el esfuerzo de ayudar a Obama y que han donado los 2300 dólares permitidos por la ley, figuran rostros conocidos como el de Tom Hanks, Halle Berry, George Clooney, Susan Sarandon, Jennifer Aniston y el director Steven Spielberg.

Pero puede que más que con el dinero, con lo que cuente Obama sea con el poder de influencia de los famosos, con unos cuantos votos de los millones de espectadores de la América profunda. Evangeline Griego, productora del documental Breathless in LA, destaca el papel de esa clase de trabajos a la hora de transmitir ideas a las masas y confía en la credibilidad de algunas celebridades demócratas. “La gente está más que aterrorizada con McCain y Palin, especialmente después de ocho años de fracaso de la política de Bush y el horrible golpe a los derechos humanos”, afirma. Griego espera que el dinero y los esfuerzos se depositen en los estados “swing” o indecisos. Por eso quiere visitar personalmente Ohio, Michigan y Nevada. “Esa es la meta. Cambiar la forma de pensar de las personas que están rodeadas de mensajes republicanos”, concluye.

Jorge Cámara, presidente de la Asociación de la Prensa Extranjera en Hollywood, es un poco más escéptico. “Creo que es un arma de doble filo pues aparentemente el resto del país se resiente por este apoyo de los famosos, aunque esto puede ser un juego de los republicanos”.

Hill Holley, portavoz del grupo ultraconservador Citizen United, es mucho más rotundo. “Tienes a un grupo de multimillonarios diciéndole a la gente trabajadora por quién tienen que votar. Francamente creo que ellos deberían dedicarse a lo suyo: actuar y tomar sol”, asegura. Holley añade que la gente es mucho más inteligente que eso. “La mayoría de los votos en Ohio y Michigan no van a cambiar porque Sean Penn y Edward Norton les digan que tienen que hacerlo”, indica.

Por el momento, lo cierto es que Obama tiene apoyo explícito de muchos artistas, incluyendo los de color. La comunidad afroamericana de Hollywood está con él encabezada por Will Smith, Jaime Foxx, Chris Rock y Sidney Poiter. Cuenta además con la masa social que acompaña a la diva de televisión Oprah Winfrey, que organizó una fiesta hace meses con 1500 invitados a 2300 dólares por cabeza para recaudar fondos.

En ámbitos menos glamorosos, otros miembros de la industria de cine se encuentran en campaña por el primer candidato afroamericano a la presidencia. Michael Moore, el polémico documentalista de Fahrenheit 9/11, que informó antes de las primarias su inclinación por Obama, es uno de los que trabajan más arduamente por él. A Moore no lo arrastra el “look” del candidato, como a otros de Hollywood, sino su carisma y “su movimiento de masas hacia un cambio”. Este cineasta encabeza la lista de aquellos que oficialmente le declararon la guerra a Bush y ahora se dedica a convencer a los jóvenes de que salgan a votar en noviembre por cualquier cosa que no sea un republicano. De hecho, ha decidido emitir gratis en Internet su última película, Slacker Uprising, un largometraje que describe su viaje por 62 ciudades estadounidenses en las elecciones del 2004. Además utiliza como herramienta de ataque su más reciente libro, Mike’s Election Guide, que en agosto fue un best-seller, con 300.000 ejemplares vendidos en Estados Unidos.

Compartir: 

Twitter
 

Michael Moore es uno de los que trabajan más arduamente por la candidatura de Obama.
Imagen: EFE
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.