libero

Lunes, 19 de mayo de 2008

FúTBOL › GANó SU TERCER SCUDETTO CONSECUTIVO AL SUPERAR AL PARMA

Inter sufrió hasta el final

El equipo de los argentinos Cruz y Zanetti debió esperar hasta el minuto 62 del encuentro para asegurarse el título, que parecía perdido a manos de la Roma. El Milan, fuera de la Champions League.

Faltaban 28 minutos para terminar la última fecha de la edición 2007/08 de la Liga de Italia y con el empate sin goles con el Parma, el Inter perdía increíblemente el Scudetto a manos de la Roma, que vencía 1-0 al Catania. Una situación impensada para el equipo que llegó a sacar once puntos de ventaja sobre su principal rival.

En el minuto 8, el montenegrino Mirko Vucinic marcaba un gol para la Roma, que se colocaba en ese momento por delante del Inter y le daba el espejismo de ganar el título. Un espejismo hacia el que corrieron todos los fantasmas hasta el minuto 62, cuando el Inter, a través de un disparo rasante y cruzado del sueco Zlatan Ibrahimovic, marcó el gol que devolvía al equipo azul y negro a la primera posición del campeonato.

La ilusión voló de los hinchas de la Roma a los del Inter, que la transformaron en una materia tan real como intangible: alegría. Una alegría que estalló en el minuto 79, cuando de nuevo Ibrahimovic, con una volea tras pase del brasileño Maicon, marcó su segundo gol, dejando el Scudetto fuera del alcance del equipo romano. Lesionado de una rodilla, Ibrahimovic no jugaba desde el pasado 29 de marzo. Julio Cruz y Javier Zanetti fueron titulares en el equipo de Milán, mientras que Nicolás Burdisso y Hernán Crespo fueron al banco. La derrota condenó al Parma al descenso, junto al Empoli y el Livorno.

Finalmente, la Roma empató 1-1, por lo que el título estaba asegurado, y el equipo lombardo evitó una tragedia como la de la temporada 2001-2002. El 5 de mayo de 2002, el Inter –entonces líder y dirigido por Héctor Cúper– tenía un punto más que la Juventus y dos más que la Roma, por lo que debía ganarle al Lazio para ser campeón. Pero Lazio se impuso 4-2 y Juventus, que le ganó 2-0 a Udinese, fue el campeón, mientras que la Roma hizo lo propio ante Torino y terminó segunda.

Se trató del 16º título de Liga para el Inter, que este año festeja su centenario, y tercero consecutivo gracias a que el de 2006 le fue atribuido por la descalificación de la Juventus por el escándalo de los partidos arreglados.

El Inter tomó la punta de la Liga en la sexta jornada y no la abandonó más, a pesar de haber perdido aliento. Perdió tres partidos en el campeonato, pero la Roma, que en febrero estaba once puntos detrás, se colocó a un solo punto tras la 37ª jornada, la semana pasada. Buena parte del plantel interista estuvo afectado por las lesiones en las últimas jornadas (Materazzi, Vieira, Figo), y otros jugadores vieron su temporada cortada prematuramente (Dacourt, Samuel, Córdoba).

“Estoy realmente contento; los chicos ganaron un campeonato muy difícil, a pesar de que toda Italia estaba contra nosotros, lo que nos hace estar aún más orgullosos. El equipo estuvo formidable y (el entrenador Roberto) Mancini le dio las claves para ganar”, dijo el presidente del Inter, Massimo Moratti.

Con un gol del argentino ex Huracán, Daniel Osvaldo, Fiorentina venció 1-0 como visitante al Torino y dejó afuera de la próxima edición de la Champions League nada menos que al Milan, quinto al final en el torneo.

Compartir: 

Twitter
 

Hernán Crespo y Nicolás Burdisso, en medio de los festejos de un nuevo Scudetto del Inter.
 
LIBERO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.