libero

Lunes, 9 de junio de 2003

ARGENTINA, CON EL PLANTEL DEL RECAMBIO, JUGO BIEN Y GOLEO

Bielsa la puso en Osaka

Buena producción del plantel de recambio, con sólo Zanetti y Cavallero entre los más grandes. Saviola, el Pupi –gran definición–, Romeo y Maxi Rodríguez, con ayuda del arquero, convirtieron los goles. Aimar y Riquelme, ambos en gran nivel, se alternaron en la conducción. Cambiasso fue el volante central, Saviola estuvo imparable y muy bien Galleti y Solari por los extremos, arriba. El miércoles 11, otro amistoso, ahora ante Corea en Seúl.

La Selección redondeó una convincente actuación al golear 4-1 a Japón en Osaka, en un amistoso preparatorio para las Eliminatorias Sudamericanas del Mundial Alemania 2006 que se disputarán a partir de septiembre. Los goles fueron convertidos por Saviola y Zanetti, que pusieron 2-0 al equipo de Bielsa en el primer tiempo; Yutaka Akita, que descontó para Japón en el arranque del segundo, y Bernardo Romeo y el arquero local Seigo Narazaki, en contra, al rebotar en su cuerpo un remate en el palo de Maxi Rodríguez.
Luego de un comienzo plagado de imprecisiones, la posesión de la pelota y el predominio territorial fueron propiedad del conjunto de Bielsa, que presentó la habitual disposición de tres en el fondo, tres en el medio, un enganche y tres delanteros, pero que durante la media hora inicial sorprendió con una innovación al colocar a Zanetti por el carril izquierdo. La entrada de Heinze por Castromán llevó al hombre del Inter por derecha.
De todas maneras, Argentina controlaba la pelota y la habilidad de Aimar y Solari provocaban numerosas infracciones. Desde los 17 minutos, los goles y las chances más favorables también le pertenecieron al vencedor, pues el único ataque profundo japonés se produjo a los 29 minutos. El activo Saviola dispuso de un mano a mano ante Narazaki y después señaló el golazo de apertura con un chanfle desde fuera del área que ingresó por arriba, tras gran acción individual por izquierda de Solari y Aimar. Argentina siguió dominando y, sobre el final del período, se mandó Zanetti como una locomotora por adentro, tiró la pared con Saviola y remató de primera, desde afuera del área, y la clavó arriba: golazo y 2-0.
En la segunda etapa decayó el nivel de Argentina, ya que Japón dividió la posesión de pelota presionando en el medio y los de Bielsa debieron retener en el fondo sin tener salida clara. Se arrimó el local y descontó en un corner, hasta que la entrada de Riquelme le dio un poco más de solidez a la circulación argentina.
Así, de todos modos, y sin predominar constantemente, con dos jugadas de precisión, Argentina redondeó una goleada inapelable. En el primer caso, un tiro libre frontal y muy preciso de Riquelme al centro del área fue aprovechado por el recién ingresado Romeo para ganar la posición y tocarjusto ante la salida del arquero. Con el 3-1 Japón aflojó el ritmo y desde allí fue todo de Argentina. El cuarto fue una buena jugada colectiva que terminó con la apertura de Riquelme para la izquierda, donde el ingresado Maxi Rodríguez se cerró para rematar desde afuera del área; la pelota dio en el segundo palo y, tras golpear en la espalda del arquero, se fue adentro.

Compartir: 

Twitter
 

Quiroga, Cavallero, Coloccini, Cambiasso, Solari, Placente; Castromán, Zanetti, Saviola, Galleti, Aimar.
 
LIBERO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.