no

Jueves, 1 de marzo de 2012

IGGY POP

“Me convertí en un viejo choto”

Agosto de 2009. El pacto entre el gobierno y la AFA da a luz al Fútbol para Todos y supone un final para Fútbol de Primera, esa versión de La noche del domingo, en la que Enrique Macaya Márquez cortaba partidos en vez de manzanas. Es el paso del tiempo. Justamente el mismo fenómeno que, a través del teléfono, Iggy Pop analiza para el NO. ¿Hasta qué edad puede, la iguana promedio, rockear como una bestia?

 Por Roque Casciero

–Debe haber sido algo especial cumplir 60 (ahora tiene 65), porque es difícil imaginarte haciendo un disco como Préliminaires hace una década.

–Intenté hacer muchas de estas cosas apenas cumplí los 50 con Avenue B, pero no me salió bien porque era demasiado joven para sonar sabio (se ríe). Lo intenté y la gente respondió: “Uh, fuck you, Iggy Pop, no bueno (lo dice en español)”. Ahora es un poco diferente. Por otra parte, supongo que es algo de la naturaleza humana y que probablemente me pase lo mismo que al resto, pero cuando cumplí 50 y cuando cumplí 60, lo primero que hice fue mirar alrededor y decir: “Pará un segundo, yo no parezco de esta edad”. Y empiezo a listar todas las cosas que puedo hacer y que otros más jóvenes no pueden, pero hay una voz interior que me dice: “Tenés 60 y eso es así, viejo”. En la crítica de un shows de los Stooges, el periodista decía que, aunque le gustó mucho, se sentía como si hubiera sido cagado a palos por una pandilla callejera de señores maduros (risas). Eso me resultó muy gracioso y muy real. Los Stooges me cagaron a patadas durante años, por eso escribí la canción I Wanna Go to the Beach, como reacción personal cuando volvía a casa de las giras. Creo que nosotros fuimos una de las mejores bandas que existieron, que estamos entre las cien más grandes, quizá, pero cuando volvía a casa sentía que no estaba expresando “mi erdadero yo”, porque... ¡porque no soy un grupo!

–Mencionaste I Wanna Go to the Beach y eso me lleva a preguntarte por tus canciones rockeras: las dos que incluiste en Préliminaires, Nice to Be Dead y She’s a Business, son diferentes de las que hiciste en los últimos años, que parecían seguir una fórmula. ¿Estás de acuerdo?

–¡Absolutamente! Siento que ya no puedo escribir buenas canciones de rock. Todavía puedo cantarlas, por eso recibo tantas invitaciones para hacerlo en discos de otra gente... ¡y sueno bien! También soy bueno cantando mis viejas canciones en vivo, pero, honestamente, mi energía ha cambiado. No sé, siempre fui fan de los Stones, pero en los últimos discos de estudio que hicieron no los escucho rockeando de verdad, aunque así y todo sean buenos discos. Así que ya me había dado por vencido al respecto y me había olvidado de la idea de componer temas de rock... No me importa si rockea o no, sólo me interesa que me guste. Es probable que por haber sentido que tenía que seguir de cierta manera, cuando tenía 50 y pico mis canciones de rock se pusieron más estúpidas y genéricas, aunque siempre tenía algo en los discos que era realmente bueno... y que generalmente no era rockero. Supongo que me convertí en un viejo choto (carcajadas).

EDICION WEB ORIGINAL
http://www.pagina12.com.ar/diario/suplementos/no/12-4205-2009-08-13.html

Compartir: 

Twitter
 

 
NO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.