no

Jueves, 22 de enero de 2015

LOS FUTUROS #18: MADDIE ZIEGLER

Pretty ballerina

 Por Lucas Garófalo

El año pasado, la estrella pop australiana Sia, conocida por su sostenida aversión a la prensa, decidió mantenerse firme en su cruzada antifama al no protagonizar el videoclip de su hit Chandelier. Paradójicamente, lo único que logró fue convertir en celebridad a Maddie Ziegler, la bailarina estadounidense de 12 años que actuó en su lugar; hay que tener cuidado con lo que se desea.

El impacto que causó Maddie con su mezcla de movimientos espásticos y pasos de ballet fue instantáneo. La flexibilidad inaudita de su cuerpo le permite pasar de una posición a otra con total fluidez, incluso a gran velocidad, sin que siquiera se note su respiración agitada. De todas sus piruetas imposibles cae parada, como los gatos. Parece que la hubieran filmado al derecho para después rebobinarla. Y no es sólo su cuerpo: también tiene un par de ojos gigantes como un personaje de animé que le dan a su cara una expresividad hipnótica y un poco trastornada.

Afortunadamente, Maddie estaba preparada para manejar las exigencias de la fama a pesar de su edad. Las cámaras no le son novedad: desde los 8 años protagoniza el reality Dance Moms, que sigue la carrera de las alumnas de una academia de baile y la relación entre sus madres. Por otro lado, ningún ambiente es más exigente que el de la danza. Maddie –que entrena ocho horas diarias– baila desde que era bebé y abandonó el colegio a los 10 por recomendación de su entrenadora, la estricta Abby Lee Miller.

La búsqueda de la belleza y la libertad a través del sacrificio y la disciplina definen la naturaleza paradójica de la danza, una idea con la que el video de Elastic Heart de Sia (estrenado hace dos semanas y también protagonizado por Maddie) parece coquetear. En esta especie de continuación de Chandelier, la joven bailarina y el actor Shia LaBoeuf se mueven como animales salvajes que se provocan y acompañan, se pelean y vuelven a amigar.

Una vez más, la actuación de Maddie es soberbia, y es La Boeuf el que tiene que preocuparse por estar a su altura. La química entre ellos es evidente, algo que habla muy bien del actor de Transformers y muy mal de ciertas voces que quisieron ver en este video emocionante una promoción de la pedofilia. Hay gente que simplemente es impermeable al talento.

Compartir: 

Twitter
 

 
NO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.