no

Jueves, 12 de febrero de 2015

KONGOS, YO LOS CONOZCO

“Todo lo convertimos en rock”

Montados a Come with Me Now, los sudafricanos reeditan Lunatic y vienen a Lollapalooza.

 Por Yumber Vera Rojas

Si Dylan, Daniel, Jesse y Johnny se apellidan Kongos, además de llamar así a su grupo, no es por un arrebato ramonero (su sonido lejos está del punk). sino porque lo llevan en la sangre, el abolengo, los papeles y casi en su origen geográfico. Aunque su identidad musical tomó forma entre su Johannesburgo natal y el Reino Unido, donde su padre ganó notoriedad en los ‘70 como cantautor (el hit He’s Gonna Step on You Again, de John Kongos, inspiró a Happy Mondays para su himno Step on), el cuarteto fue fundado en Phoenix, a mediados de los ‘90. Y tras remarla durante varios años, en 2014 se despidieron del anonimato gracias a la reedición de su álbum debut, Lunatic, que presentarán en marzo en el Lollapalooza local.

“Para el que no nos escuchó aún, creo que sigue siendo algo nuevo”, asegura el baterista Jesse desde Nueva York, a pocos días del estreno del video de I Want to Know, incluido en un trabajo publicado inicialmente en 2012. Tuvieron dos reediciones antes de recalar en Epic, filial de Sony Music, pero siempre se trató del mismo repertorio: “El disco pegó primero en Sudáfrica, lo que sucedió fue que en cada reedición cambiamos algo o sumamos temas”. Pese a que fue grabado en Phoenix, el disco representa fielmente la procedencia de la banda. “Más que el entorno, que ciertamente pesó, lo que pretendimos al momento de componer fue recrear la música que escuchamos mientras crecíamos. Por eso somos tan diversos en cuestión de estilos.”

Pop, ritmos tribales africanos y música india son algunos de los aditivos de Lunatic. “Y todo eso lo convertimos en rock”, se enorgullece Jesse, cuyo grupo, en tiempos de indie, fue encasillado dentro de lo “alternativo”. “No me molesta que nos llamen así, pero es que es una etiqueta tan abstracta que nadie sabe qué es.” No obstante, la trastienda del impacto de Kongos radica en la acogida a su propuesta del kwaito: ese house a la manera sudafricana que supo traducir al formato analógico, lo que evidencia su gran éxito Come with Me Now. “Lo descubrimos a través de unos amigos que nos mostraron lo que pasaba en los clubes de nuestro país. Nos copamos tanto con lo que provoca que nos metimos en el estudio para adoptarlo.”

Si bien su trayectoria es más cercana a la de un artista estadounidense que a la de uno africano, este cuarteto que en los últimos años giró con bandas del calibre de Kings of Leon no duda en reconocerse como un exponente de la tierra de Mandela. “Es un momento interesante para la escena musical de Sudáfrica”, confirma el también cantante en Kongos, que se estrenará en Buenos Aires luego de que lo hicieran sus compatriotas de The Parlotones y Felix Laband. “Después de girar con algunas bandas de allá, no me cabe la menor duda de que es un movimiento que se encuentra en plena efervescencia. Si la prensa le presta un poco más de atención, eso generará que muchos grupos, solistas y DJs sudafricanos tengan la chance de salir a conquistar el mundo.”

Compartir: 

Twitter
 

 
NO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.