radar

Sábado, 31 de diciembre de 2011

VALE DECIR

Clásicos para colgar

Ni e-book, ni scrolling, ni edición a pedido: con ventas en Gran Bretaña, Sudáfrica y Australia, la firma Spineless Classics propone un nuevo formato para los clásicos: impresiones a una sola página listas para ser colgadas.

Impresos en papel satinado, los carteles no reflejan la luz y permiten una lectura incómoda pero posible y tienen una política de devolución de 14 días para clientes no satisfechos. La propuesta no sólo es linda: también es útil y legible.

¿Cómo comenzó el proyecto? Por casualidad. Al no tener dinero para gastar en costosos regalos navideños pero queriendo darle a su madre algo significativo, Carl pensó la manera de encastrar 100.000 palabras en un poster y, con la ayuda de una compañía de diseño, imprimió el libro favorito de mamá en un cartel. Frente a las reacciones positivísimas de la idea, la lamparita encendida mutó en Spineless Classics, donde ofrece diseños de 50x70 cm hasta 84x119 cm que, sin enmarcar, cuestan entre 40 y 140 libras.

Con más de 60 títulos a disposición (Orgullo y prejuicio, Peter Pan y Alicia en el país de las maravillas, entre ellos), la mente detrás de estas imágenes literarias –Carl Pappenheim– también acepta encargos. Ideales: La Muralla China de Kafka sería lindo de ver. Y la Biblia, no sólo para gente de fe, sino también de varios ambientes.

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.