radar

Domingo, 18 de mayo de 2014

VALE DECIR

GIGANTE

Es al mismo tiempo estatua, museo... y café-bar. Su nombre es Dreamy Camera Café, un creativo restó que, además de servir platos y bebidas, y de disponer —a modo de galería— cámaras de colección, fue construido con forma de monona Rolleiflex. Así, entre el gesto vintage y la desmesura, el edificio de dos plantas ubicado en Yang-pyung, a 40 millas de Seúl, Corea del Sur, reúne todo lo que entusiasma a los aficionados de la fotografía. O, para más precisiones: del aficionado de la fotografía que, además, es fan del cortado, la lágrima o el café con leche.

Inaugurado en 2012, el DCC fue creado (y es ahora regentado) por una familia que durante seis años planificó la construcción. Proyecto hecho carne —o infusión— por Park Sung-Hwan, piloto de helicóptero de la Armada, y su mujer, capitana de ídem fuerza de defensa. Los ayuda en la tarea su hija de 8 años, que —estudiosa de caligrafía— se encarga de anotar los menúes en la pizarra. Un esfuerzo peculiar que vale unas buenas imágenes, más no fuera para jugar a ser un liliputiense listo para desayunar.

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.