SANTA FE › ACUEDUCTOS, AUTOPISTA SANTA FE-ROSARIO Y OBRAS EN EL BALNEARIO LA FLORIDA

Los constructores analizan el futuro

La Cámara de la Construcción consideró "positiva", la posibilidad de que empresas santafesinas participen de las obras anunciadas por Binner. La nueva licitación de la autopista genera escépticismo. Una constructora suspendió obras en el balneario por falta de pago.

 Por Rubén Milito

El gobernador Hermes Binner les anunció a directivos de la Cámara Argentina de la Construcción delegación Rosario que la nueva licitación de acueductos se conformaría de manera tal que permita el acceso a empresas locales, no solo en la ejecución, sino que también que se facilitaría el acceso de proveedores de la región para la provisión de los insumos para la ejecución de todas las obras en los proyectos. Los constructores de la zona tomaron esta noticia con buen ánimo, aunque algunos piensan que va a ser muy difícil que se concreten estos trabajos por la situación financiera de las arcas provinciales. A lo que habrá que sumar que la concesión de explotación de la autopista Rosario Santa Fe, a cargo de Aufe, se encamina a su finalización. El concesionario no ve la hora de retirarse. Con la tasa de peaje actual, dice, es casi imposible mantener la autopista. La empresa constructora EDECA S.A. suspendió la obra que realizaba en los balnearios La Florida y Catalunya por falta de pago.

Ricardo Griot, presidente de la Cámara que agrupa a los constructores rosarinos, dijo a Rosario/12 que la medida anunciada por Binner "es positiva", sería una posibilidad de acceder por parte de las empresas santafesinas, a la construcción de las obras. Obviamente que con las nuevas reglas se genera un posible acceso y el sistema de la ley de compre santafesino, que citó el gobernador en la reunión si bien no es tan contundente, la ventaja comparativa que da a las empresas locales otorgaría una oportunidad a los constructores santafesinos.

La concesión que tiene AUFE de explotación de la autopista Rosario Santa Fe se encamina a su finalización, la empresa cuenta en su seno con una participación minoritaria de constructoras santafesinas, la idea es que en los pliegos de la licitación para renovar la concesión se incluya una cláusula que obligue a quienes se presenten a tener empresas de nuestra zona con capital mayoritario. Esta va a ser una carta brava porque incluiría una tercera vía de circulación en la autopista.

Desde Aufe entienden que con el actual tráfico de vehículos y las tarifas de los peajes vigentes no alcanza ni para cortar el pasto que bordea al asfalto, exageran. Por ello algún funcionario provincial había propuesto tarifa libre para el peaje. Debe entenderse que el nuevo concesionario puede subir la tarifa todo lo que haga falta para que sea rentable la adjudicación de esta vía, pero los cuadros con responsabilidades políticas dentro del gobierno provincial definieron esa iniciativa como una locura, además desde la oposición se está promoviendo que la nueva concesión quede en manos de los municipios.

Sobre este tema, Griot sostuvo: "Nosotros pensamos que tiene que salir la nueva concesión pero con situaciones económicas factibles, permitiendo que la ecuación económica funcione lo cual no es tan fácil. Como estaba funcionando, de esta manera, por más que prolonguen la concesión es inviable. En realidad el concesionario actual está esperando que se termine la concesión para retirarse. Con la tasa de peaje actual es casi imposible mantener una autopista. Suponemos que por experiencia generales que no es válido el traspaso al municipio y no vemos cómo va a resolver la cuestión económica. Eso se soluciona de una sola manera: lo que es viable para uno es viable para todos. El problema no es solo el peaje sino también el tema del tráfico ya que tiene rutas alternativas y si se aumenta mucho el peaje se desvían, entonces hay que ser imaginativo y creemos que es muy difícil sin la participación publica o privada".

Las contrataciones con el estado provincial están con distintos procesos en la forma de pago, las obras que están financiadas con el fondo de la soja están dentro de la cadena normal de pago a 60 días de la presentación de los documentos. Para Griot "esto es muy bueno porque le da al sector una dinámica importante. El fondo sojero es satisfactorio porque se está aplicando específicamente al pago de obra pública; hospitales y centros de salud vienen siendo solventados con ese recurso que vienen con los pagos al día".

Las obras solventadas por el fondo sojero en general son desarrolladas por empresas locales y de la región y el cumplimiento de pago a través del fondo sojero es el más regular. "Esperamos que este año con la cosecha que se estima y el ingreso de la recaudación por el fondo solidario, se puedan continuar a buen ritmo las obras e incluso incrementarlas", dijo el dirigente de la construcción. Cabe recordar que este fondo en 2009 significó más de 200 millones de pesos para Santa Fe, mientras que el cálculo para el 2010 indica que se llegaría a los 560 millones.

Una obra importante que está generando incertidumbre es aquella que se anunció el 20 de noviembre de 2008 en la que se estableció que la empresa Aguas Santafesinas SA (Assa) y la Municipalidad de Rosario terminarían con la contaminación de las aguas del río Paraná en los balnearios La Florida y Rambla Cataluña, en la ribera Norte de la ciudad. Existía una fuerte expectativa para que se culminara antes de la finalización de 2009, pero la empresa constructora, Edeca S.A, suspendió las obras por falta de pagos. Desde el Ministerio de Economía de la provincia están trabajando para conseguir recursos para culminar la obra.

Para el presidente de la entidad que nuclea a los constructores rosarinos la obra está prácticamente terminada. "Falta poco, falta una parte electromecánica que tiene una importancia económica sustancial.

No ha sido especulación de parte de la empresa, sino necesidad, porque si no se cobra en tiempo y forma el financiamiento de la obra cae sobre la espalda de la empresa constructora y los recursos propios son insuficientes para costear la obra, los insumos hay que pagarlos al igual que a los trabajadores", explicó.

Griot dijo que "las obras que en general están ligadas a recursos directos de la provincia están sufriendo retrasos de más de 60 días de mora generando un retraso en la cadena de pago del mismo tenor y en estos momentos hay problemas. La forma normal de pago de la provincia es a 60 días después de entrega de las facturas, en la actualidad se están haciendo a 120 días o más lo que trae aparejado un retraso de más dos meses respecto a los pagos normales".

La tasa que reconoce el gobierno provincial para compensar el retraso es del 1 por ciento anual, mientras que la tasa que se paga a los bancos llega al 25 por ciento anual. Esa diferencia las están asumiendo las empresas contratistas.

Compartir: 

Twitter
 

La empresa Aufe dejará la concesión de la autopista a Santa Fe porque no cierran los números.
Imagen: Alberto Gentilcore
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.