DEPORTES › ÑULS EMPATó CON VéLEZ QUE JUGó CASI TODO EL PARTIDO CON 10.

Una vez más lo dejó escapar

En medio de un impresionante operativo de seguridad porque el partido coincidió con el entierro del ex barra leproso Roberto Pimpi Camino; Ñuls no pudo doblegar al equipo de Gareca que la cancha no representaba mayor peligro.

 Por Alejo Diz

Alcanzaba con arrimarse al parque Independencia para reconocer que no se jugaba un partido cualquiera en el Coloso del Parque. La extraña atmósfera la reflejaba la policía, montando un operativo policial sin antecedentes, ante la necesidad de mantener el orden en el estadio como en el cementerio El Salvador, ubicado en frente, donde se inhumaban los restos de Roberto "Pimpi" Camino al mismo momento que Ñuls se medía con Vélez. Al ex líder de la barrabrava leprosa le dieron el último adiós vitoreando algunas de las canciones que distinguían a su violenta barra. En el estadio Marcelo Bielsa eran otras las oraciones que se entonaban, aunque al caer la tarde los hinchas tenían pocos motivos para celebrar, tras ser testigos de un nuevo partido donde Ñuls dejó escapar la victoria en el minuto final, y con el rival jugando con diez.

Nadie se quiso hacer responsable de la insólita medida de inhumar los restos de Camino al mismo tiempo que jugaba Ñuls. Como si se trata de un homenaje, mientras la lepra recibía a Vélez eran enterrados frente al estadio los restos de "Pimpi", asesinado en la madrugada del viernes.

Fue así como la policía desplegó un doble operativo de seguridad, que contó con mayoría de efectivos de civil en las adyacencias del cementerio, y otros con uniforme custodiando el estadio. Cuando el cuerpo de "Pimpi" llegó a El Salvador, Faraoni dio la orden de jugar al fútbol en el Coloso, que lució con mucho menos gente que el promedio, en lo que fue seguramente el último acto de intimidación del fallecido barrabrava. Es que por miedo a incidentes muchos hinchas dejaron de asistir al estadio, habiendo ubicaciones sin ocupar en populares y plateas.

A la hora de jugar el equipo de Sensini bien pudo abstraerse del extraño ambiente que se respira entre los leprosos, aunque no así de las dificultades deportivas que el conjunto arrastra desde que empezó el Clausura. Ayer, por caso, se encontró con un rival que tardó más de una hora para patear el primer tiro al arco de Peratta, y desde los 27 minutos jugó con uno menos por justa expulsión de Razzotti, por sendas infracciones a Formica.

El Vélez suplente que paró Gareca no trajo mayores problemas para Ñuls. El partido tenía a la lepra con la pelota y dominando a gusto. Aunque algunos jugadores, caso Dolci, tienen muy mal gusto para jugar, y entonces así todo se hacía imposible.

La sensación de que el rojinegro tenía en sus limitaciones al verdadero rival se hizo verdad sobre el epílogo del partido, donde dejará pasar la victoria cuando a Peratta se le escurre una pelota de las manos. Antes de eso la lepra pudo superarse así mismo a partir de una torpeza de Domínguez, que le cometió un infantil penal a Achucarro al tomarlo del cuerpo, y que Schiavi canjeó por gol.

Deliraba el Coloso del parque. Lo que se festejaba, claro, era la llegada de un nuevo triunfo, el cual ponía a la lepra cerca de los líderes. Todos saltaban en la popular. La lluvia que cayó no frenó el fervor, y entre tanto el equipo seguía con sus problemas, en este caso para definir un partido que tenía al rival sin capacidad para generar una situación de gol. De hecho, no creó una en todo la tarde, pero se encontró con el empate porque un zurdazo bajo del Lima al cuerpo de Peratta se le coló al arquero entre las manos cuando faltaban sólo cinco minutos. Entonces todos dejaron de saltar, aplaudieron al arquero, del que olvidan su protagonismo en el Apertura, y se fueron del Coloso con caras largas, como todos los que ayer pasaron por el parque Independencia.

1 Ñuls: Peratta (4); Alayes (5), Schiavi (6), Fideleff (6); Dolci (4), Bernardi (6), Barrientos (5), Estigarribia (5); Formica (6); Achucarro (5), Boghossian (5). DT: Roberto Sensini

1 Vélez: Barovero (6); Díaz (5), Domínguez (5), Torsiglieri (6), Lima (5), Cabrera (5), Razzotti (-), Zapata (6), Leandro Velázquez (-); Zárate (4), Caruso (4).

Goles: ST: 17m Schiavi (Ñ) de penal y 40m Lima (V).

Cambios: PT: 33m Coronel (5) por Velázquez (V), 41m Diego Torres (5) por Dolci (Ñ). ST: 10m Ricardo Alvarez por Caruso (V), 27m Cabral por Cabrera (V), 30m Núñez por Boghossian (Ñ) y 44m Sperdutti por Bernardi (Ñ).

Arbitro: Cristian Faraoni

Cancha: Coloso del Parque

Expulsado: PT: 27m Razzotti (V).

Compartir: 

Twitter
 

Achucarro intentó de varias maneras pero no pudo armar una sociedad sólida con sus compañeros.
Imagen: Alberto Gentilcore
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.