CORREO

Correo

Problemas de fondo

Los delitos no cesan en mi ciudad. Así no se puede seguir más, hay que ponerle coto a esto. Debemos hacer hacer algo urgente. Todos estamos muy preocupados porque corre peligro nuestras vidas. Si fuese dirigente político estaría ideando mejoras y recorriendo los barrios para tomar nota de las distintas problemáticas sociales, para luego obrar. No sé cómo algunos funcionarios todavía no salen de atrás de los escritorios. Muchas familias están resquebrajadas, cuantiosos chicos no tienen un rumbo definido porque han sido abandonados por los progenitores, existe violencia familiar, la agresividad es moneda corriente, la forma de vida es cada vez más miserable en varias zonas de Rosario, en algunos asentamientos irregulares la gente piensa en robar porque no tiene en qué otra cosa pensar por la falta de ocupación; como ir a la escuela o cumplir con sus obligaciones laborales. El tejido social está hecho pedazos, si no se recomponen los lazos familiares, si los chicos no van a los colegios y si los adultos no tienen empleo, la situación de inseguridad no cambiará. Que haya más policías y más cerca de los vecinos constituye una forma de prevenir actos delictivos, pero no resuelve el problema de fondo. La presencia de los uniformados tiene que estar acompañada de un trabajo social serio, responsable y abarcativo.

Marcelo Malvestitti

Compartir: 

Twitter
 

 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.