CIUDAD › SE DESCONOCE EL PARADERO DE UN JOVEN SUPERMERCADISTA CHINO DE ROSARIO

La hipótesis del secuestro extorsivo

Fue interceptado por dos sujetos con rasgos orientales, quienes lo obligaron a subir a una camioneta para luego huir del lugar.

 Por Lorena Panzerini

Un joven comerciante de origen chino, de 25 años, fue secuestrado anteanoche, alrededor de las 23, en Ricchieri y San Juan, y al cierre de esta edición no había novedades sobre su paradero. El hombre caminaba con su hija, de tres años, por esa zona del macrocentro cuando lo interceptaron. Horas después, él mismo se comunicó con su madre y con su hermana, y habría transmitido que los secuestradores pidieron 500 mil dólares de rescate. El comisario de la seccional 6ª, Miguel Angel Oliva, indicó que el hombre fue interceptado por otros dos, también con rasgos orientales, y a punta de pistola lo subieron a una camioneta y huyeron del lugar. Si bien en un primer momento se habló de un secuestro extorsivo, el secretario de Seguridad de la provincia, Horacio Ghirardi, no descartó otras hipótesis, aseguró que se tienen en cuenta viejos antecedentes del accionar de la llamada "mafia china" y anunció la conformación de un comité de crisis por el caso. Además, ante la escasa colaboración de los familiares de la víctima, -el jefe de policía de la provincia, Osvaldo Toledo, reconoció "reticencia" de los familiares-

la Justicia decidió que la policía provincial trabaje con apoyo de una unidad especial de la Policía Federal especializada para estos casos.

Se trataría del primer secuestro extorsivo en la región el de un hombre de la colectividad china, cuyo caso está a cargo del juez Federal, Marcelo Bailaque, de la 4ª nominación, quien ante esta situación particular determinó trabajar en conjunto con la unidad especial de análisis de delitos complejos y la brigada antisecuestros de la Policía Federal. Ghirardi confirmó a Rosario/12 esa necesidad, "específicamente para ver el tema de las comunicaciones telefónicas y para analizar los datos que tenemos hasta ahora".

La víctima, identificada como Lin Zhan, hijo de un matrimonio propietario de supermercados chinos de Rosario, fue secuestrado mientras caminaba con una de sus hijas mellizas, cuando fue interceptado por dos sujetos con rasgos orientales, que lo obligaron a subir a una camioneta Peugeot Partner polarizada y huyeron del lugar. Sin embargo, hasta anoche, no había detenidos. La niña fue rescatada por algunos vecinos que fueron testigos oculares del hecho.

En la investigación trabaja personal de la Unidad Regional II, la comisaría 6º y las Tropas de Operaciones Espaciales (TOE), que conforman el comité de crisis, que se reunió anoche para determinar nuevos procedimientos, entre los que figuran operativos en todos los puestos de peajes de ingreso a la ciudad y alrededores.

Según los investigadores, no hay antecedentes de algo similar con un ciudadano de la comunidad china. Sin embargo, Ghirardi prefirió esperar resultados de la investigación. "Estamos trabajando sobre ciertas hipótesis, no nos animamos a llamarlo secuestro extorsivo, porque hay muchos casos que se plantean así y luego derivan en otras características; aunque hay una particularidad que hace pensar en todo, porque es una comunidad muy cerrada, con códigos particulares", dijo. Además, apuntó a que en otros casos, hubo "hechos extraños con características mafiosas".

Al mismo tiempo, el comisario Oliva aseguró a este diario que "hay muy poca colaboración de los familiares. Son muy cerrados, esquivos al accionar policial y hay muy poco diálogo", comentó. Luego agregó: "La primera de las tareas está orientada a determinar la finalidad de este hecho".

Según trascendió, Zhan se radicó en Rosario hace ocho años. Es hijo del propietario del supermercados de Ricchieri 1050, y sería también dueño de otro local de barrio Acindar. En los últimos días, la víctima habría estado planeado adquirir un nuevo comercio. Al parecer, y según la escasa comunicación con los familiares, podría haber un conflicto interno con otros integrantes de la comunidad china, que estarían relacionados con el comercio y el poder.

Según relató Oliva sobre lo declarado por dos vecinos "que al momento del hecho se encontraban a una distancia de 50 metros del suceso", "una camioneta Peugeot Partner gris, con vidrios polarizados, frenó en medio de la calle y un sujeto bajó a interceptar a Zhan, mientras que otro que venía caminando por la vereda lo ayudó, y entre los dos lo obligaron a subirse al rodado. Lo amenazaron con un disparo al suelo, subieron al vehículo y se dieron a la fuga", relató.

Sobre la camioneta, el comisario señaló que "no hay aportes de nada, sólo la marca, el color y la característica de los polarizados; pero no sabemos de la patente, aunque se está rastreando", aseguró.

Además apuntó a que la falta de colaboración de la familia del joven chino dificulta el trabajo "en cuanto a la falta de acceso o control sobre las llamadas entrantes que podrían estar vinculadas al caso", dijo. "Son muy cerrados", lamentó.

Hace cinco años atrás, el 19 de julio de 2005, la denominada mafia china se cobró la vida de un ciudadano de ese origen, residente en esta ciudad, de 28 años, cuyo cuerpo fue hallado tirado en el acceso sur, con dos tiros en la cabeza, atado de pies y manos, y una oreja cortada. Según se pudo conocer, se trata de disputas por poder y dinero, y al parecer, ese crimen tuvo que ver con que éste habría puesto un local con dinero que no le pertenecía.

Compartir: 

Twitter
 

El comerciante fue interceptado en la noche del lunes en Ricchieri y San Juan.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.