CIUDAD › UNAS 60 FAMILIAS BLOQUEARON INGRESOS AL CASINO CITY CENTER

Pedir ayuda no es un juego

Los manifestantes reclaman alimentos para las fiestas. "Nos amenazaron con que iba a pasar lo de Villa Soldati", dijeron.

 Por Lorena Panzerini

"Nos amenazaron con que si no nos íbamos, acá iba a pasar lo de Villa Soldati", expresó ayer a la tarde Claudia Báez, jefa de una de las 60 familias que reclaman alimentos para pasar las fiestas con cortes en todos los accesos de vehículos al casino City Center. La mujer acusó al encargado de seguridad del complejo. "Ya no estamos en la época de la dictadura. Nosotros venimos a pedir una ayuda y nada más", dijo. Desde el viernes por la noche, un grupo de familias de diferentes barrios de la ciudad, donde funcionan centros comunitarios que le dan de comer a cerca de 800 niños, reclaman que las autoridades del casino los ayuden con bolsones de alimentos para la Nochebuena y el Año Nuevo. Ayer, en el tercer día de piquetes en los accesos -la gente puede ingresar caminando a la casa de juegos-, hubo incidentes con personal policial y una mujer fue agredida. "Nos tendremos que quedar a pasar las fiestas acá, cagados de hambre", lamentaron. Por su parte, el secretario de Gobierno municipal, Fernando Asegurado, indicó que "no es una protesta contra el municipio; parece una extorsión al casino".

Más de diez accesos bloqueados con restos de meumáticos, que generan hollín en las veredas del casino, sumado a las carpas precarias montadas alrededor de las rejas que dan a bulevar Oroño y Circunvalación, pintan el cuadro de la pobreza en la zona sur. Sesenta familias, que se erigen en representación de más de 300, piden al casino que los ayuden con "carne y demás alimentos para pasar las fiestas". Pertenecen a los comedores de Vía Honda, Avenida Oeste, La Granada y San Cayetano, donde desayunan y almuerzan alrededor de 800 chicos. "No tenemos ni casas, pero sí tenemos dignidad. Venimos bien a pedirles que nos ayuden", dijo Báez.

En la tarde de ayer, las autoridades de Seguridad de la casa de juegos mantuvieron una reunión con parte de los manifestantes aunque no hubo acuerdo. "Dicen que nos podemos quedar cortando las entradas todo el año, porque no nos van a ayudar", se quejaron.

Después del encuentro, un grupo de mujeres que reclamaba en uno de los accesos traseros comenzó a gritar. Después, relataron que un vehículo ingresó por el portón y agredió a una de las manifestantes, que se encontraban con niños y niñas de todas las edades. "Nos empujó a todos con el auto para entrar", decían mientras los oficiales se mantenían firmes en su posición, bloqueando el ingreso por el portón.

El jefe de seguridad de la sala de juegos, que estuvo reunido con los representantes de las familias, indicó: "Hace tres horas que estamos charlando y no podemos llegar a un acuerdo".

Compartir: 

Twitter
 

Mujeres de distintos barrios se instalaron frente al Casino.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.