soy

Viernes, 18 de mayo de 2012

MUSICA

Tocan nuestras canciones

Francisco Pesqueira canta y Ramiro Pettina toca el piano en el espectáculo autobiográfico musical Te doy una canción.

 Por Adrián Melo

“Los muertos”, el relato más dramático del libro Dublineses, transcurre en una velada navideña. Cuando la fiesta está pronta a terminar el protagonista encuentra a su mujer llorando, porque una vieja canción entonada por un familiar le ha hecho recordar un viejo amor de su juventud. Rick Blaine, el desolado Humphrey Bogart del film Casablanca, no quiere volver a escuchar “As Time Goes by”. Hay canciones que aparecen directamente asociadas a una época de la vida o que evocan un instante. Más aún, quizá podemos reconstruir la historia de nuestras vidas a partir de las canciones que sonaron de fondo. Ese es el punto de partida de este espectáculo que también podría llamarse “Lo bello y lo triste”. La selección de canciones entonadas apasionada y dulcemente por Pesqueira para desgranar instantáneas de su vida está impregnada de una hermosa melancolía bien propia de los domingos a las siete de la tarde. Pesqueira presenta la banda sonora de su vida no sólo a través de la música sino también acompañada de relatos de experiencias personales, alusiones históricas, objetos o referencias a películas y a la cultura pop. Así, la tapa del longplay desde donde Joan Manuel Serrat sonreía con un mar violáceo como fondo que lo teñía todo, remite a su niñez, a las canciones que escuchaba su madre y lo inspiran a cantar una potente versión de “Mediterráneo”, y el audio sonoro del genial monólogo del film La Raulito lo lleva a interpretar con fuerza la canción “Con el agua en la boca” de Marilina Ross.

Una de las virtudes del espectáculo es que, al contar sonoramente su vida, Pesqueira está narrando las vidas de su generación. Sus canciones —las de Violeta Parra, Silvio Rodríguez, Pablo Milanés, Mercedes Sosa, Atahualpa Yupanqui, entre otros— permiten un recorrido sociohistórico que evoca tan pronto las vivencias de un niño en épocas de auge de las utopías sociales primero y en tiempos sombríos de la dictadura después, así como los miedos de la juventud ante el Estado terrorista (se destaca una extraordinaria versión de “Los dinosaurios”, las ilusiones de la transición (referencias a la película Darse cuenta de Alejandro Doria y la interpretación de “La masa” de Silvio Rodríguez, expresan el aire de los tiempos). Y en su selección también es posible reconstruir algunos hitos culturales a partir de los cuales se fueron conformando las identidades gays y lesbianas. Además de Marilina Ross, aparecen Alberto Migré y Arnaldo André (es recordado el trágico final de la novela Piel Naranja), Celeste Carballo, María Elena Walsh, Sandra Mihanovich, Mecano (inolvidable versión de “Hijo de la Luna”) tienen su propio lugar ganado en el espectáculo.

Te doy una canción. Teatro El Búho Tacuarí 215, Domingos 19 hs.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOY
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.