soy

Sábado, 8 de noviembre de 2008

Marcha que te marcha

 Por Naty Menstrual

“Marcha que te marcha: soy travesti, tengo garcha...” Otro año más todos juntitos, los que van a la marcha a joder y a divertirse, los que van a mostrarse, los babosos que van a mirar travucas y andan por la plaza con la verga parada. Las maracas politizadas, los que veredean mirando el corso colorido de maricón glamour kitsch, las viejas que saludan y tiran besos diciendo: “Ahhh, los maricas son buenos, qué divertido... Tienen derecho a marchar; si no les hacen nada malo a nadie... Son personas”. Gracias, señora, gracias. Encuentro con amigos que sólo ves una vez al año ahí, quizá no tan amigos, por cierto, pero sí amigos de marcha y que antes que enemigos es bastante. Y digo que está bien, que hay que salir a la calle, que hay que mostrarle el culo a la gente que no soporta que otros elijan lo que quieran y lo disfruten sin ningún tipo de culpa como la gran mayoría que se ata a una vida que no lo conforma. Y yo digo que está bien que Ricky Martin haya tenido sus hijos como se le cantó el culo, total no los voy a criar yo, ni usted, señora Valeria Mazza.

Viva la marcha de los que tienen ganas de decir lo que se les canta. Viva la marcha del que dice lo que piensa y no pierde el poco tiempo de esta vida corta ocultando sus sentires más profundos. Otro año, otra marcha. Las maricas de la Villa 31, las de Barrio Norte, las de Palermo Hollywood, las de Salta, las de Ecuador, las de EE.UU., las que sean, que se juntan y se montan y se disfrazan y se pintan y se divierten y se cagan en los que se rían o critiquen o estén en contra, porque cada uno hace lo que quiere y elige sin hacerle daño al otro y de eso se trata. El camión de Amerika, conocido por su buena compañía musical a la hora de la salida hacia Congreso, nos dejó mudos o mejor dicho en silencio... Buuuuu... qué papelón imperdonable: los dueños del megatrolo boliche que le cobran 45 mangos a cada puto que pisa su pista podrían haberse asegurado de tener un camión como la gente. Por suerte había otros más, como siempre, y uno nuevo... el del Soy, el suplemento con una bella Noy como una miss surrealista tirando besos y saludando. La gente de la CHA, amables y atentos como siempre. Los calientes leather, la gorda de La Plata pintada de verde, personificando a la novia de Shrek, aunque también podía ser el monumento nacional a la aceituna bien rellena, las travas divinas que parecen mujeres, las que no, las feas, las que andan con billete de un buen privado, las que se pelan las rodillas en la tierra de provincia esperando, los putos gordos, los flacos, las musculocas, las bomber tortas, las tortas Brandon, de todo como en botica, y música y risas. Un indigente muerto en los canteros de Plaza de Mayo, que un amigo fotógrafo me avisa que descansa en paz y están disimulando que es un cadáver hasta que vengan a buscarlo. Quizás estuviera vivo y cuando vio tanto puto llegando el corazón le hizo puff... “prefiero irme de este mundo antes de que me rompan el culo”, habrá pensado. Más alegría y saludos, medalla y besos entre el mariconerío festejando. Hasta Congreso caminando a fuerza de várices y tacos. Frente al palacio democrático, los maricones se exceden en discursos y se hace interminable. La gente está que arde por tomar carrera de ritmo alocado. Una boca de subte me atrapa el taco, un viento fuerte viene desde abajo y me levanta el vestido de gasa largo. Se me ve hasta el gañote, me siento la Monroe en La tentación vive arriba, aunque debajo de la tanga descanse un pedazo. Estoy deshecha: libero mis pies, que sonríen descalzos. Nada me va a detener hasta que las velas no ardan. Después de todo, la Marcha del Orgullo es sólo un día. Pero la marcha de la vida es todo el año y ahí es donde después de aquel festejo todos tendremos que hacernos cargo: si dejamos la movida de vivir como se nos dé la real gana en el recuerdo de una noche o si seguiremos marchando.

Compartir: 

Twitter
 

Abanico loco mía en versión carioca
Imagen: Sebastián Freire
SUBNOTAS
  • Marcha que te marcha
    Por Naty Menstrual
  • Viva la gente
    Por Daniel Link
 
SOY
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.