Pirulo de tapa

Pirulo de tapa

ROBIN HOOD

La Confederación General de Trabajadores (CGT) de Francia decidió “volver a proveer gas y electricidad a familias víctimas de cortes por facturas impagas”, y al mismo tiempo cortarles el servicio a las empresas que despiden trabajadores o criminalizan las acciones gremiales. El secretario general de la confederación, Philippe Martínez, anunció: “ Vamos a repetir las operaciones Robin Hood, que consisten en reconectar la corriente a esos 12 millones de hogares con precariedad energética, quienes no pueden pagar las facturas y por lo tanto no tienen más energía”. Por su parte, el secretario general del sindicato de Minas y Energía, Sébastien Menesplier, advirtió que por ejemplo Carrefour podría “llevarse alguna sorpresa” por “maltratar a sus trabajadores”.

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ