La familia se manifestará exigiendo el esclarecimiento del caso
Siguen investigando la muerte de Lucila Maisarez
La causa judicial continúa abierta aunque para la fiscala los resultados de la autopsia que determinan que la joven falleció por ACV hemorrágico “son irrefutables”. La familia tiene dudas por los testimonios que aportaron dos vecinos.
Ciudad judicial, SaltaCiudad judicial, SaltaCiudad judicial, SaltaCiudad judicial, SaltaCiudad judicial, Salta
Ciudad judicial, Salta 
Imagen: Poder judicial

La madre de Lucila Maisarez, joven encontrada muerta en su domicilio el pasado 9 de este mes, sostuvo que los peritos “no han terminado de entregar las pruebas. La fiscal dijo que iba a seguir investigando y nada más”.

Este miércoles familiares y amigos se manifestarán en la Ciudad Judicial. La abogada de la familia, Silvia Blanco, dijo que son claves los dos testigos que declararon el miércoles pasado y dijeron que escucharon gritos y uno de ellos señaló haber visto que la pareja de Lucila, Luciano Flores, la golpeaba.

La fiscala penal María Luján Sodero Calvet sostuvo que “el cuerpo no presentaba golpes ni signos de violencia y se determinó, por las características y las pericias realizadas, que la lesión pequeña en la nariz se produjo al caer”.

Pero en la familia persiste la duda. Blanco informó que sospechan que la muerte pudo haber sido provocada. “Tenemos dos testigos. Un vecino afirmó ver el día de los hechos a Luciano golpear a Lucila. Los dos coinciden en que escucharon peleas y gritos. Se trata de determinar si Lucila falleció por causas naturales o si fue un femicidio”, sostuvo.

Para la abogada, el ACV “puede haber sido provocado. Queremos que la investigación sea clara y que con todas las pruebas aportadas se deje en claro cuál fue el motivo del deceso. Si fue una muerte natural, que quede claro y si fue provocada, que el culpable cumpla una condena”.

“Con el correr de los días se van agregando informes de la autopsia”, dijo Blanco. Añadió que ayer tuvo acceso a las actuaciones y vio que adjuntaron el resultado preliminar de autopsia. El lunes se levantó la perimetral de la casa donde hallaron muerta a Lucila.

Para la abogada van a ser fundamentales tanto las testimoniales de dos vecinos, como un informe policial en el que un oficial asentó que vio “una notable herida en la nariz y moretones en la cara al encontrarla tirada en el piso”.

“Es una vecina la que llama pidiendo ayuda al 911 y después es contactada con el SAMEC, recibió indicaciones para hacer la reanimación pero Lucila ya estaba sin vida. Hay declaraciones contrapuestas de quienes estuvieron en el lugar de los hechos, es lo que llama la atención”, afirmó la representante legal. Agregó que “el testimonio de los dos vecinos se contradice con lo que dicen Flores, su hermano y la cuñada”.

La fiscalía penal ratificó que “la autopsia determinó que la causa del deceso fue un ACV hemorrágico y que no fue producido por un golpe. El cuerpo no presentaba golpes ni signos de violencia y se determinó, por las características y las pericias realizadas, que la lesión pequeña en la nariz se produjo al caer. Tampoco se hallaron manchas de sangre en la ropa, salvo una muy pequeña en una zapatilla, que según los indicios del lugar donde fue hallado el cuerpo y de acuerdo a los investigadores, sería una gota del corte producido por la caída”.

Para la fiscala, sigue sin haber indicios de que se haya tratado de un homicidio, a pesar de lo cual aseguró que “se extremarán todas las medidas y la causa seguirá abierta hasta tanto se agoten todas las posibilidades. Una vecina y un vecino testimoniaron que escucharon gritos previos al hallazgo de la víctima, según informó la madre de la joven, y también fueron convocados. Además, se siguen realizando pericias tales como relevamientos ambientales y entrevistas a otros testigos y conocidos de Lucila”.

Luciano Flores fue demorado de forma preventiva y permanece detenido por un pedido de captura que tenía vigente de otra causa abierta por la agresión a un hombre.

La investigación se inició a partir de un llamado al Sistema de Emergencias 911, el 9 de septiembre pasado, cuando se reportó que la joven había sufrido una descompensación y que pese a las maniobras de reanimación, falleció. La fiscala Sodero Calvet dio intervención al Cuerpo de Investigaciones Fiscales (CIF) y a la División Homicidios. También ordenó que el cuerpo sea trasladado al Servicio de Tanatología Forense del CIF para la realización de la autopsia finalmente el miércoles por la tarde fue devuelto a su familia.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ