El e-commerce, como Mercado Pago, pierde los beneficios que tenía respecto de los bancos

Los medios de pago electrónicos deberán retener IVA y Ganancias

La AFIP dispuso que deberán actuar como agente de retención, lo que los equipara al uso de la tarjeta de débito o crédito. 

La AFIP estableció que los nuevos medios de pago electrónicos que se utilizan desde el celular, como Mercado Pago, operen como agente de retención de IVA y Ganancias, de modo de equipararlos a la tarjeta de crédito y de débito. En menos de dos años, el gobierno de Mauricio Macri pasó de incentivar el sector del e-commerce a retirar todos los beneficios en favor de los bancos. Uno de los perjudicados es Marcos Galperín, CEO y principal accionista de Mercado Libre, principal actor del mundo fintech (tecnología financiera). Galperín supo ser el empresario preferido de Macri hasta que se reunió con Alberto Fernández luego de las PASO.

Con las medidas que la AFIP lanzó este miércoles, el pago a través del celular deja de ser una ventaja para el comerciante, que recibía el dinero casi como si fuera efectivo. La falta de retención de impuestos de esas transacciones junto a los descuentos ofrecidos por las empresas como Mercado Pago permitieron un gran crecimiento de estos medios de pago. Ahora, los especialistas advierten que la falta de percepción de la totalidad del pago por parte del comerciante implica un aumento de los costos que puede frenar el avance de estas plataformas. En cambio, la AFIP justifica que “la utilización de las nuevas plataformas tecnológicas de transferencia de fondos tornan necesario establecer un régimen de retención que las contemple, el que permitirá un mayor control de las operaciones realizadas, así como reducir las posibilidades de evasión”. Están excluidas del régimen las “microempresas”, según las define la Secretaría de Emprendedores y de la Pequeña y Mediana Empresa.

Durante los últimos años se produjo un crecimiento exponencial de la utilización de medios de pago eléctrico a través del celular, principalmente a través de la plataforma Mercado Pago. Tanto es así que Mercado Pago permitió que Mercado Libre se convierta en la empresa argentina con mayor valor según la cotización de sus acciones, luego de un período de fuerte suba en Wall Street. Mercado Pago procesó un total de 181,6 millones de transacciones en el segundo trimestre, lo cual implica una suba interanual del 112,5 por ciento. Los usuarios de la billetera virtual se triplicaron con respecto al segundo trimestre de 2018, alcanzando los 4,5 millones. Por fuera de Mercado Pago, hay un nutrido grupo de empresas fintech que también operan en el mercado de medios de pago electrónicos y se enfocan en empresas y clientes no bancarizados.

Una de las claves para explicar el avance de Mercado Pago y las otras fintech es que al comerciante se le acreditaba la totalidad del dinero de la venta, descontados mínimos gastos operacionales. Luego pagaba por IVA y Ganancias al momento de la liquidación mensual. En cambio, las tarjetas operan como agente de retención, de modo que al momento de la venta los comerciantes reciben el monto descontado el IVA y Ganancias. Así, las tarjetas de crédito y débito vienen perdiendo mercado porque los comerciantes incentivan el uso del efectivo o en su defecto del celular como medio de pago, sumado a los fuertes descuentos ofrecidos (y financiados) por las plataformas.

“Creo que esta medida puede frenar el avance de los medios de pago, porque la falta de retención era un gran aliciente para los comercios. Por otro lado, el régimen de retención de Ingresos Brutos están perjudicando mucho al comercio mayorista y minorista, porque es muchos casos se arrastran saldos a favor que impactan negativamente sobre el capital de trabajo. Encima de que no hay posibilidad de financiamiento, el fisco provincial le debe plata que nunca va a poder recuperar”, explicó a este diario Vicente Lourenzo, consultor pyme. La medida exime al micro comercio, que factura al año menos de 23.560.000 de pesos.

“Desde el gobierno se vino incentivando a las fintech como modo de inclusión financiera, con fuertes beneficios que en los último tiempos fueron todos retirados. Ahora se vuelve todo hacia atrás, es una forma de castigar a los actores que buscan la inclusión financiera. No está mal la regulación, pero debería contemplar las diferencias que hay entre este tipo de iniciativas y los bancos tradicionales”, consideró Federico Nano, creador de Monedero y asesor principal de la plataforma CAME Pagos. 

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ