Repudio a la violencia institucional

La desaparición forzada de Luis Espinoza en Tucumán: Reclamo de organismos y Amnistía Internacional

Familiares y vecinos cuando cortaron la ruta en Simoca, cuando todavía lo buscaban. Familiares y vecinos cuando cortaron la ruta en Simoca, cuando todavía lo buscaban. Familiares y vecinos cuando cortaron la ruta en Simoca, cuando todavía lo buscaban. Familiares y vecinos cuando cortaron la ruta en Simoca, cuando todavía lo buscaban. Familiares y vecinos cuando cortaron la ruta en Simoca, cuando todavía lo buscaban. 
Familiares y vecinos cuando cortaron la ruta en Simoca, cuando todavía lo buscaban.  

Organismos de derechos humanos, agrupaciones sociales, políticas y culturales de Tucumán insistieron en la responsabilidad de la Policía provincial en la desaparición forzada y muerte de Luis Espinoza, un trabajador rural que tras ser detenido en el marco de la cuarentena por la pandemia del coronavirus, estuvo desaparecido durante seis días y fue hallado muerto el viernes pasado en un barranco. 

“La Policía de Tucumán se ha cargado otra vida”, denuncia el documento respaldado por decenas de firmas que exige “protección inmediata” para la familia de Espinoza y “acompañamiento psicosocial” a las víctimas de los otros “hechos delictivos cometidos por las fuerzas de seguridad que debían protegerlos” que tuvieron lugar en la provincia durante los últimos años. En las últimas horas, a los diez detenidos --nueve policías y un vigía comunal-- se sumó otro civil con prisión preventiva que estuvo en el lugar de los hechos.

Desde Amnistía Internacional también repudiaron el hecho y pidieron una “investigación exhaustiva, imparcial e independiente”. “La gravedad de la naturaleza de los hechos ocurridos obliga a las autoridades a cumplir con su deber de garantizar los derechos de la familia de Luis Espinoza a la verdad, la justicia y la reparación”, publicó el organismo.

La filial tucumana de la Asociación Madres de Plaza de Mayo, la regional local de H.I.J.O.S., la APDH y la Fundación Memorias e Identidades del Tucumán encabezan la larga lista de organismos y agrupaciones que vincula la desaparición forzada y muerte de Espinoza con casos recientes de violencia institucional. Reclaman que las autoridades políticas de la provincia “se hagan cargo” de la violencia con la que actúa la Policía local. “Se trata de violencia y está institucionalizada, es estatal y las autoridades tienen que hacerse cargo, porque son responsables”, remarcan en el documento agrupaciones gremiales, como la CTa, sociales como la Garganta Poderosa Tucumán, de género, como Ni Una Menos y de abogades vinculados con los derechos humanos, como ANDHES, entre otros.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ