Durante una marcha por el asesinato de una técnica médica en Kentucky

Baleados mientras protestaban contra el racismo

 Manifestantes reclamaban justicia para Breonna Taylor en Louisville. Manifestantes reclamaban justicia para Breonna Taylor en Louisville. Manifestantes reclamaban justicia para Breonna Taylor en Louisville. Manifestantes reclamaban justicia para Breonna Taylor en Louisville. Manifestantes reclamaban justicia para Breonna Taylor en Louisville.
 Manifestantes reclamaban justicia para Breonna Taylor en Louisville. 
Imagen: EFE

Al menos siete personas fueron baleadas en Louisville, la ciudad más grande del estado norteamericano de Kentucky, cuando manifestantes reclamaban justicia para Breonna Taylor, una mujer negra asesinada a tiros por la policía en su casa en marzo.
Así lo informó la policía de Louisville en un comunicado que agregó que al menos una de las personas heridas estaba en estado crítico y que se produjeron "algunos arrestos", sin proporcionar el número ni explicar las causas del tiroteo. La policía agregó que ninguno de sus agentes disparó sus armas de fuego.
Breonna Taylor, una técnica médica de emergencias de 26 años, condecorada y sin antecedente penales, recibió ocho disparos cuando los agentes derribaron la puerta de su departamento en Louisville el 13 de marzo durante un allanamiento como parte de una investigación de drogas. No se encontraron drogas en la vivienda y el FBI abrió una investigación sobre el incidente.
Las protestas en Louisville se potenciaron en los últimos días por las ocurridas en Minneapolis tras la muerte de un hombre negro George Floyd, a manos de un policía blanco, y tuvieron su punto de ebullición anoche cuando estallaron los disparos durante las protestas y se emitió por altoparlantes el audio de la llamada del novio de Taylor al 911 el día de su muerte.
Alrededor de 500 a 600 manifestantes marcharon por las calles del centro de la ciudad de Kentucky en una protesta que se extendió durante más de seis horas, terminando en las primeras horas de ayer mientras llovía copiosamente.
"Es comprensible que los ánimos estén caldeados", tuiteó el alcalde de Louisville, Greg Fischer, justo antes de la medianoche, y compartió una publicación en Facebook, en la que hizo un llamado a que las personas permanezcan sin violencia, ya que exigen justicia y responsabilidad de la policía. "Como dice la madre de Breonna, seamos pacíficos mientras trabajamos hacia la verdad y la justicia", escribió el alcalde.
La presión por justicia tras la muerte de Taylor se intensificó después de que su familia demandó al departamento de policía este mes y el caso cobró rápida atención mediática.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ