Dirigentes opositores se sumaron a la marcha

La multitudinaria marcha nacional docente que ayer confluyó en Plaza de Mayo con asistentes de todos los puntos del país tuvo espíritu gremial pero también un fuerte componente político. Varias figuras de distintos espacios críticos al gobierno de Cambiemos, desde el peronismo hasta la izquierda, acompañaron a las columnas que se agolparon en el centro porteño o expresaron su solidaridad a través de los medios y las redes sociales. “La equivocación del Gobierno es decirle a la sociedad que la escuela pública no sirve, en el día de la movilización”, dijo el ex ministro de Educación y actual legislador del Mercosur Daniel Filmus, uno de los dirigentes peronistas que se sumaron a la marcha educativa. Otro ex funcionario que marchó entre los manifestantes fue el canciller Jorge Taiana. El dirigente del Movimiento Evita consideró que la marcha fue “multitudinaria” y analizó que “la frase de Mauricio Macri considerando a la educación pública de segunda reforzó la participación de los docentes” en la protesta. “Fuimos decenas de miles los que estuvimos en la Marcha Federal Educativa apoyando la lucha docente y defendiendo la escuela pública. El Presidente tiene que hacerse cargo y escuchar este reclamo”, agregó Taiana, quien marchó junto a Filmus, Gabriel Fuks, Gustavo Vera y Carlos Heller. En otro rincón del amplio espectro peronista, el dirigente Pablo Moyano también apoyó de forma “incondicional” la protesta de los docentes. En una carta al titular de la Unión Docentes Argentinos (UDA) y secretario de Políticas Educativas de la CGT, Sergio Romero, aseguró que “las gestiones del Gobierno fueron incapaces de comprometerse y aportar sensibilidad al destino de los niños” y consideró a la Marcha Federal “el reflejo vivo de quienes con sacrificio y vocación luchan a diario sembrando chicos y cosechando hombres”. “Somos los verdaderos rehenes de un Gobierno que hace oídos sordos a los reclamos, pero la lucha de los maestros es de todos”, concluyó el camionero.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ