El enfoque de género en el urbanismo

Docente universitaria desde 1998, Griselda Flesler empezó hace tres años a impulsar el proyecto de creación de la materia Diseño y Estudios de Género. El año pasado consiguió que se tratara y se aprobara en el Consejo Directivo de la FADU para todas las carreras (Arquitectura, Diseño Gráfico, Diseño Industrial, Diseño de Indumentaria, Diseño Textil, Diseño de Imagen y Sonido, y Planificación y Diseño de Paisaje). Se abrió el concurso para elegir docente titular y lo ganó ella. Como primer paso para incorporar el enfoque de género en la FADU, en 2014 promovió la creación del curso de posgrado “Diseño, Teoría Feminista y Estudios de Género”. Una perspectiva teórica y crítica del Diseño Contemporáneo”, que dirige y se dicta tanto en la FADU-UBA como en la FADU de la Universidad Nacional del Litoral.

–¿Cuál es la historia de la incorporación del enfoque de género al urbanismo? 

–Desde los años sesenta del siglo XX se empieza desde la academia a cuestionar el modelo de ciudad segregada y funcionalista. Muchas son las referentes que han teorizado sobre estos temas desde esa época, tanto locales como en el mundo. 

En lo personal siempre me interesó el trabajo pionero de Jane Jacobs y Susana Torre, pero también es fundamental pensar en trabajos como “Semiotics of the kitchen” de Martha Rosler, cuya fuerza performática impacta aún hoy. En nuestra materia, este año tuvimos la visita de la doctora Zaida Muxi, referente y especialista en género y urbanismo, y ella plantea que una ciudad proyectada con perspectiva de género es aquella que se opone a pensar los espacios segregados, monofuncionales y no conectados. Es una ciudad que por el contrario favorece la autonomía y la socialización de las personas, que entiende la movilidad no solo en términos de cantidad sino de variedad de horarios y diversidad de recorridos. Ella habla de “ciudad cuidadora” que te cuida, te permite cuidar a otras personas y te permite cuidarte. En definitiva, no es un resultado formal, es un proceso. Además, la arquitecta Martha Alonso Vidal que ha trabajado en los Indicadores urbanos de género para el Plan Urbano Ambiental del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, es una permanente asesora de nuestro equipo. 

Durante la Bienal de la FADU que se realizará a mitad de año, Flesler tiene previsto hacer un workshop sobre violencia de género, por primera vez, y con un grupo de arte dejarán un mural estable sobre la problemática dentro del edificio de la facultad.