ECONOMíA › MUDANZA DE AFILIADOS A LA AFJP NACION. REDUCE LAS COMISIONES

Y ya lo ve, es la gloriosa AFJP

Al quedar fuera de la futura poda de la deuda, pues optó por mantener los préstamos garantizados pesificados, la AFJP Nación se transformó en refugio de afiliados que buscan esquivar la merma en sus fondos por la mala decisión financiera de su compañía.

 Por Claudio Zlotnik

Mientras el Gobierno analiza el futuro de la jubilación privada, los afiliados del sistema toman precauciones. En la última semana hubo 1600 personas que se pasaron a la AFJP Nación buscando esquivar la poda en sus aportes acumulados en las cuentas de capitalización. La administradora ciento por ciento estatal fue la única que pesificó los préstamos garantizados, resguardando así a sus clientes de la reestructuración de la deuda. Los traspasos al Nación sumaron 3500 en todo el mes, y en la compañía prevén que alcanzarán a 6000 en octubre. “Estamos satisfechos, pero todavía es muy poco”, aseguró Ricardo Lospinnato, presidente de la empresa. El objetivo es mucho más ambicioso: triplicar la actual participación en el mercado hasta controlar el 25 por ciento del total.
Podría trazarse un paralelo entre lo que empezó a darse en el mercado de las AFJP y lo que ocurrió con los bancos tras el estallido de fines de 2001. El sistema financiero poscorralito encontró a los bancos públicos más fortalecidos, ganándoles terreno a los privados en la captación de depósitos. Ahora tienen el 42 por ciento de las colocaciones totales, diez puntos más que antes del terremoto. Fueron clientes que mudaron de los bancos extranjeros cuando quedó claro que el Estado jugaba como prestamista de última instancia, a la vez que existían dudas sobre las decisiones que tomarían los grupos del exterior.
El modelo de la jubilación privada quedó en el centro de la tormenta a partir de la propuesta oficial de achicar la deuda en default en un 75 por ciento. Salvo la AFJP Nación, las demás rechazaron la pesificación de los préstamos garantizados, recibiendo entonces los originales títulos públicos en cesación de pagos que ahora el Gobierno va a reestructurar. Entonces, la administradora estatal quedó a salvo de la poda. Esta situación volvió a colocar a los afiliados en la disyuntiva de seguir confiando en los conglomerados extranjeros o bien cruzarse de bando. Además, como está prohibido volver al régimen de reparto, la única manera de cubrirse es a través de la AFJP Nación.
Además, a partir de hoy, la AFJP Nación bajó la comisión que les cobra a los afiliados, de 2,45 a 2,35 por ciento del salario. En relación con el aporte, el costo pasó del 35,0 al 33,5 por ciento. “Esta baja fue el primer paso. Aspiramos a que la comisión caiga más y por eso estamos en plena revisión de los costos, en especial el referente al seguro”, prometió el titular de la AFJP Nación. Lospinnato tampoco descartó que la AFJP Nación cambie sus préstamos garantizados en pesos por los futuros bonos Par que surjan de la reestructuración, siempre y cuando esa operación les deje un saldo a favor a los afiliados.
En medio del descrédito hacia el sistema de capitalización, la AFJP estatal pretende mostrarse diferente del resto. Incluso, Lospinnato se mostró a favor de abrir la posibilidad de que los afiliados a las administradoras puedan volver al sistema de reparto. Una chance por ahora vedada. “Me parece bien que se cambie ese régimen porque estoy seguro de que nuestra compañía es mejor que la opción del reparto”, opinó.
Otro de los puntos que los funcionarios piensan destacar da cuenta de que esa administradora se convirtió en la de mayor rentabilidad del último año, en torno del 26 por ciento. Y al hecho de que, gracias a que aceptaron la pesificación, los fondos de los afiliados aumentan mes a mes por el cobro de los intereses de los préstamos garantizados.
Lospinnato defendió la decisión de no acompañar al resto de sus colegas al aceptar la pesificación. “Reflejó el reconocimiento de la realidad económica, que se inauguró con la devaluación, y la capacidad real del Estado para cumplir con los pagos en dólares. Fue la mejor manera de maximizar los fondos de los afiliados”, destacó el funcionario.
Frente a los 800 traspasos mensuales que lograban el año pasado proyectan 6000 para este mes. La empresa tiene anotados a 786.000 personas, el 8,4 por ciento del total del sistema. “Nuestro objetivo esllegar al 25 por ciento”, se esperanzó Lospinnato. Por lo pronto, en la AFJP ya están reclutando promotores.

Compartir: 

Twitter
 

La AFJP Nación aspira a capturar el 25 por ciento del mercado.
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.