EL MUNDO › LA CIUDAD CERRO DOS ESTACIONES DE TREN PARA PREVENIR UN ATAQUE TERRORISTA

Munich tembló por un atentado que no fue

De acuerdo con informaciones proporcionadas por los servicios secretos franceses, que trabajaron en coordinación con los alemanes, los sospechosos pertenecerían a los círculos de influencia de la milicia del Estado Islámico.

La policía de Munich todavía no pudo identificar a las personas que amenazaron con realizar un atentado suicida en dos estaciones de tren de esa ciudad, lo que provocó su evacuación y cierre. Por el momento, la alarma terrorista arrojó más preguntas que respuestas. De acuerdo con informaciones proporcionadas por los servicios secretos franceses, que trabajaron en coordinación con los alemanes, los sospechosos pertenecerían a los círculos de influencia de la milicia terrorista del Estado Islámico (EI). Sin embargo, hasta ahora no se pudo detener a ninguna persona.

El jueves, unas horas antes de que concluyera el año, la policía de Munich tomó la decisión de cerrar por unas horas la estación central de ferrocarril de la capital bávara y la estación de Pasing, en el oeste de la ciudad, ante indicios de posibles atentados suicidas. Asimismo, recomendó a los ciudadanos evitar aglomeraciones en el centro. La decisión fue publicada a través de las redes sociales para alertar a la población. Luego informaron a través de Twitter que las estaciones serían reabiertas pasadas las cuatro de la mañana, pero permaneciendo “con los ojos bien abiertos”.

El jefe de la policía de Munich, Hubertus Andrä, deslizó la posibilidad de que los supuestos terroristas hayan sido sirios e iraquíes. Sin embargo, dejó en claro que aún se desconoce si se trata realmente de las personas cuyos nombres fueron proporcionados por los servicios secretos del país vecino. Estos servicios secretos dieron los nombres de la mitad de los cinco o siete supuestos terroristas que tenían previsto actuar en el centro de Munich. “Si existen realmente estas personas es algo que desconocemos aún”, comentó. “Recibimos el nombre, pero no hemos podido localizarlos ni en Munich ni en ningún otro lugar”.

Tras la alerta de posibles atentados suicidas en fin de año en la ciudad bávara, la policía sigue en estado de alerta. “En conjunto veo que la situación de peligro actual en Munich sigue siendo como la de Nochevieja”, afirmó Andrä. La presencia policial en la ciudad sigue siendo patente en las calles. “Actualmente contamos aún con cerca de 100 efectivos adicionales de servicio”, apuntó.

Andrä defendió la decisión adoptada la última noche del año de alertar a los ciudadanos de evitar las estaciones de tren y aglomeraciones, aún cuando sólo se trataban de indicios de un posible atentado terrorista. “No se trató de una alarma fallida”, aseguró. “No se podía actuar de otra manera al recibir las alertas de un posible acto terrorista. No se podía esperar a una amenaza concreta”, se defendió.

A pesar del estado de alerta, el ministro del Interior bávaro, Joachim Herrman, intentó relajar la situación al asegurar que no hay peligros concretos de posibles atentados en Baviera. “Si bien es verdad que en conjunto en toda Europa existe un elevado peligro de atentados terroristas, no existe indicio concreto alguno que apunte a un atentado hoy o mañana en un sitio determinado”, señaló el ministro cristianosocial. “La situación de seguridad no es muy diferente a la registrada tras los atentados en París a mediados de noviembre”, declaró. “La situación se relajó ligeramente de nuevo, después de que en la noche del jueves al viernes no hubiera ningún atentado, gracias a Dios”, dijo. “Tenemos de nuevo, en cierta manera, la situación que teníamos antes”.

Antes de esta información de los servicios secretos galos, hace un par de días la inteligencia estadounidense ya había alertado a Alemania. Las autoridades alemanas recibieron información detallada sobre nombres, lugares, y un posible calendario. La alerta concreta de Nochevieja provino de Francia.

Por su parte, el ministro de Interior alemán, Thomas de Maizière, señaló que la amenaza terrorista en Alemania sigue siendo elevada también este año y, según su opinión, no se reducirá en un futuro próximo. “Los acontecimientos de Munich demuestran que la situación en materia de seguridad en Europa y también en Alemania es grave”, dijo. “Estoy contento y también agradecido de que la noche de ayer (Nochevieja) acabara como lo hizo”, dijo de Maizière, quien justificó la actuación de las autoridades bávaras ante los indicios de un posible atentado con el fin de proteger a la población. “Fue una decisión tomada en un contexto de incertidumbre, por lo que no sería correcto decir que se trató de una falsa alarma, pero tampoco afirmar que se evitó un atentado concreto”, declaró. “Las autoridades alemanas, con el apoyo de la policía federal, actuaron con cautela, juicio y decisión”, había afirmado el ministro en una primera comparecencia, en la que aseguró que “también en el futuro las fuerzas de seguridad analizarán detalladamente la situación y tomarán las medidas necesarias de manera consecuente”. El ministro señaló que desde los ataques terroristas de París aumentaron los indicios sobre posibles atentados en Alemania, que “no deben ser ignorados o tomados a la ligera, pero tampoco sobrevalorados”.

Compartir: 

Twitter
 

Policías vigilan la estación central de ferrocarril de Munich durante el cierre dispuesto por una amenaza de EI.
Imagen: afp
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.