SOCIEDAD › EN PINAMAR NIEGAN MAYOR INSEGURIDAD, PERO PONEN MAS EFECTIVOS

Un aluvión de turistas y policías

La comisaría y el intendente aseguran que hay menos delitos. Pero la sensación de inseguridad se instaló. Y hay más policía.

 Por Carlos Rodríguez

Aunque no es el tema convocante en ninguna playa, ni tampoco la conversación de moda en las peluquerías ni en los boliches top, algunos robos con repercusión mediática han generado el refuerzo del personal policial en esta ciudad que tiene poco más de 20 mil habitantes estables y que hasta ayer había recibido en lo que va del año la visita de 188 mil turistas que lo desbordan todo, incluso las previsiones en materia de seguridad. “Las estadísticas dicen que se produjeron 42 robos en lo que va del año y esa cifra marca una disminución respecto de lo ocurrido el año anterior, pero algunos casos involucraron a gente muy conocida y eso generó una ola que no se condice mucho con la realidad”, dijo a Página/12 el comisario Rubén Bonaiuto, quien se encuentra a cargo del Operativo Sol. Según sus declaraciones, ya habían enviado a unos 170 efectivos, desde el comienzo de la temporada, para reforzar a la dotación estable en Pinamar, que es de apenas 43 hombres. Sin embargo, una estadística judicial procedente de Dolores dice que fueron 62 los robos en Pinamar y 28 en Villa Gesell, aunque concuerdan en que son menos que los ocurridos en el 2003.
El titular de la comisaría de Pinamar, Oscar Bauvais, le dijo a este diario que no quiere hablar de estadísticas. “Pregúntenles a las fuentes de Dolores”, comentó con ironía. Y cuestionó también los titulares de un diario porteño: “Infobae dijo que la gente se está yendo de Pinamar por la inseguridad; ¿usted salió a caminar por las playas o por el centro de la ciudad? ¿A usted le parece que esta ciudad se está vaciando de turistas cuando hay más de 180 mil que llegaron en lo que va del año?”. Finalmente, el comisario apeló a las estadísticas, pero a las de la Secretaría de Turismo.
Otro que protestó por las informaciones sobre inseguridad fue el intendente local, Blas Altieri, quien insistió en que el índice de delitos “es muy bajo”, aunque reconoció que su deseo sería el de llegar “al delito cero”. Oscar Bauvais reiteró la misma versión sobre la merma de los delitos, aunque admitió la necesidad de volcar más policías a la calle.
“La presencia policial es importante”, dijo Bauvais en diálogo telefónico con este diario. A partir de la instalación del tema en los medios, en las calles se advierte una mayor presencia de efectivos que hacen el Operativo Sol, con sus remeras blancas y sus pantalones cortos de color azul. A eso se suma la presencia de guardias de seguridad privados en los bancos que tienen cajeros automáticos –durante el día y la noche– y en los alrededores de los principales restaurantes y en las discos más concurridas. Altieri dio sus propias cifras acerca del refuerzo policial: hay 350 policías en el partido de Pinamar, que comprende a Valeria del Mar, Ostende y Cariló. En ese caso, hay 250 efectivos más que el resto del año, siempre según Altieri.
El tema de la supuesta inseguridad en Pinamar se instaló a partir de un extraño episodio en el cual fue afectado el arquitecto Ramiro Sansó. Tres hombres armados entraron a su casa, en Buen Orden y Gaviotas, y después de golpearlo en la cabeza con la culata de un revólver, se fueron sin robar absolutamente nada. Otra banda, o la misma, ya que se trataba también de tres hombres, se llevó 1600 pesos de la casa de Fernando Ojamburen, dueño de una casa de cambio en Buenos Aires. En el lugar se celebraba un cumpleaños y 14 personas tuvieron que vivir el mal momento.
El mismo día, seis modelos que dormían en una casa alquilada en la calle Los Aromos al 1100 fueron asaltadas durante la noche. Los ladrones se habrían llevado una cámara de fotos digital, una filmadora y otros objetos de valor. Las chicas se dieron cuenta del robo a la mañana siguiente. Los autores habían ingresado por una ventana abierta. El destacamento de Pinamar confirmó que tenía esa información, pero aclaró que todavía no se había presentado una denuncia formal al respecto. “Sabemos que pasó, pero no lo denunciaron”, aclaró una fuente de la comisaría local.
El intendente Altieri, al ser consultado por el tema de la supuesta inseguridad, insistió en que el índice es bajo porque hubo “unos 40 robos” en una comunidad que cuenta con “cerca de “25 mil propiedades”. Dijo que le gustaría llegar “al delito cero”, pero que “en el país nadie puede estar ajeno a un robo o a un problema como éste”. Altieri, puesto a suponer las posibles causas de las versiones sobre un aumento de la inseguridad, dijo sin dar mayores explicaciones: “La competitividad del turismo tiene esas cosas”. Agregó, en el mismo sentido, que en las playas y en las calles de Pinamar “hay una tranquilidad bárbara y estamos absolutamente tranquilos”. Fuentes judiciales de Dolores hablan de 62 robos en Pinamar y 28 en Gesell en lo que va del año, contra 64 y 50, respectivamente, registrados el año anterior.

Compartir: 

Twitter
 

Hay una mayor presencia de efectivos que hacen el Operativo Sol.
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.