cash

Domingo, 8 de abril de 2007

FINANZAS › ESTRATEGIA DEL BANCO CENTRAL DE ALARGAR VENCIMIENTOS DE SU PROPIA DEUDA

Patear para adelante

El stock de Letras y Notas del BCRA suma poco más de 50 mil millones de pesos, con vencimiento en los próximos tres años. Para aliviar las cuentas, la entidad monetaria empezó un proceso de canje de papeles.

 Por Claudio Zlotnik

La constante compra de dólares tuvo un efecto impactante en la emisión de títulos de deuda por parte del Banco Central. El stock de Letras y Notas de la autoridad monetaria acaba de alcanzar los 50.000 millones de pesos: exactamente, 50.676 millones. Al mismo tiempo, el BC lanzó un canje de papeles con vencimiento de corto plazo por otros que lo harán dentro de tres años. Por ahora, los bancos se mostraron cautelosos ante el estreno de esa estrategia.

La expansión del stock de Letras y Notas guarda relación directa con la agresiva política de intervención del BC en el mercado cambiario. Martín Redrado estimó que el incremento del denominado M2 (circulante en poder del público y depósitos a la vista) no debería superar el crecimiento del Producto Interno Bruto. Por lo tanto, la emisión de pesos excedentes a ese techo para comprar billetes verdes es esterilizada mediante la emisión de Lebac y Nobac.

Esa política no muestra inconvenientes por el lado de su costo. La tasa de interés de esos títulos de deuda se encuentra en sus mínimos históricos. A tasa fija, el BC consigue financiamiento al 11 por ciento anual, y cerca del 9,5 por ciento a tasa variable. Todas esas colocaciones son en pesos. Las luces amarillas se encendieron ante el temor de que se produzca un cuello de botella ante los próximos vencimientos. Cuatro de cada diez pesos del stock en Lebac y Nobac vencen este año. Nada menos que 19.567 millones de pesos, a razón de 2200 millones de pesos mensuales. Para el año que viene, el calendario también viene cargado. Habrá que afrontar compromisos por 23.838 millones de pesos.

Frente a este panorama, el Central empezó con operaciones puntuales de canje (swaps) para alargar plazos. Ya hubo uno por 414 millones de pesos y otro por 242,9 millones. El monto es muy pequeño respecto del total de vencimientos, pero el objetivo fue preparar a los inversores en esa operación. En esas primeras transacciones se prorrogaron compromisos pautados para este año y el que viene hasta 2010. Comparado con 2007 y 2008, el 2010 aparece mucho más relajado, con vencimientos por 4120 millones de pesos.

Por el estiramiento de hasta tres años en los plazos, la sobretasa afrontada por el BC alcanzó 80 puntos básicos, lo que es considerado en Reconquista 266 como un costo bajo. En una de las emisiones, el spread sobre la Badlar saltó de 0,89 a 1,63 punto. En la actualidad, la Badlar se ubica en 8,3 por ciento anual. En la city piensan que a Redrado le costará más caro pasar de un endeudamiento a tasa variable a uno a tasa fija. Justamente, en el BC están pensando en esa opción para hacer más previsible el sendero del costo financiero.

Otra barrera que tendrá que sortear Redrado refiere a la resistencia del Banco Nación a ingresar en estos canjes. La entidad pública posee uno de cada cinco pesos de la deuda del Central, unos 10.000 millones de pesos. Pero prefiere mantener los actuales vencimientos ante la eventual necesidad de liquidez por parte del Tesoro Nacional. En cambio, los bancos más activos en los canjes fueron aquellos más dinámicos en el manejo de sus respectivas carteras, como el HSBC, Deutsche, BBVA Francés, Mariva y BankBoston (ahora Standard Bank).

En el Central creen que de a poco se sumará el resto. Los bancos poseen alrededor de 45.000 millones en Lebac y Nobac, las AFJP otros 2000 millones y el resto se reparten entre compañías de seguro y Fondos Comunes de Inversión. En la autoridad monetaria saben que, ante la enorme liquidez del sistema, los títulos del BC son un buen negocio financiero.

Compartir: 

Twitter
 

Martín Redrado, presidente del Banco Central, canjea deuda de corto por otra de largo pagando un poco más de tasa de interés.
Imagen: Sandra Cartasso

El buen inversor

El Credicoop fue el banco que más creció en depósitos y préstamos, en términos porcentuales, durante el año pasado, al expandirse 44 por ciento, mientras que las líneas crediticias lo hicieron en 67 por ciento.

Banco Hipotecario inaugurará 12 sucursales a lo largo de este año, para alcanzar un total de 41.

Delta Air Lines inauguró oficinas en la ciudad de Buenos Aires. La compañía ya posee filiales en Rosario, Córdoba, Mendoza, Tucumán, La Plata y Neuquén.

Según un estudio
realizado por el Banco Río entre sus clientes, durante 2006 el monto promedio de los préstamos solicitados fue de 17.809 pesos, lo que representó un 23 por ciento más que el año anterior.

Bagley construirá una fábrica de galletitas en la localidad bonaerense de Salto. El proyecto implicará un desembolso de 15 millones de dólares.

Las ventas con tarjetas Visa se incrementaron un 70 por ciento durante el último año, con una facturación mensual de 100 millones de pesos.

 
CASH
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.