cash

Domingo, 5 de diciembre de 2010

FINANZAS › EVALUACIóN DE LA ESTRATEGIA DE PAGAR DEUDA CON RESERVAS DEL BANCO CENTRAL

No hubo tempestades

Pese a pronósticos de catástrofes liderados por el entonces presidente del Banco Central, Martín Redrado, la cancelación de vencimientos con reservas no provocó ninguna de las anunciadas. Tipo de cambio controlado y crecimiento de reservas.

 Por Cristian Carrillo

El 2010 será recordado por varios motivos, pero en materia económica será por el record de pronósticos fallidos por parte de economistas del establishment. Crisis financiera, espiral inflacionaria, devaluación brusca del tipo de cambio adelantadas por gurúes no se cumplieron. El caso más notable estuvo referido al riesgo para la economía que implicaba el uso de reservas para pagar deudas. Sin embargo, el stock de reservas continúa en sus máximos históricos pese a utilizar una pequeña porción para cancelar vencimientos financieros. Para el año próximo el Gobierno reiterará esa estrategia exitosa. Pero el obstruccionismo de la oposición en el Congreso bloqueando la aprobación del Presupuesto 2011 obligará al Ejecutivo a dictar un decreto de necesidad y urgencia para cumplir con ese objetivo.

El entonces presidente del Banco Central, Martín Redrado, se atrincheró en su despacho para negarse a utilizar las reservas de libre disponibilidad para cancelar deuda. A partir de ese momento los gurúes de la city proyectaron un escenario financiero apocalíptico. El propio Redrado, en una muestra de su escasa profesionalidad técnica, advirtió sobre la posibilidad de desaparición de las reservas y una serie de embargos sobre activos argentinos en el exterior. A esto se sumaron presagios de alta inflación y fuerte devaluación de la moneda.

A casi un año de ese tenso debate, todavía exponentes de la ortodoxia económica que ya fracasó critican la posibilidad de seguir recurriendo a esa fuente de financiamiento. Pese a su fracaso, Redrado está impulsando desde las sombras esa campaña.

En los hechos, el tipo de cambio se mantuvo equilibrado, e incluso su leve apreciación estuvo por detrás del rendimiento que un ahorrista pudo obtener por un plazo fijo. La inflación es elevada, pero lejos está de dispararse. Y las reservas crecieron, descontando los más de 6500 millones de dólares utilizados en pago de vencimientos, en más de 4000 millones. En el Central estiman cerrar el 2010 en torno de los 52.000 millones, contra los 47.717 millones del año pasado.

La debacle financiera internacional desmoronó la banca y las finanzas de varios países. En la Argentina los bancos obtuvieron ganancias record y el resto del sistema cierra uno de sus mejores ejercicios en muchos años. Para alcanzar esos resultados positivos, la nueva conducción del Central se mostró activa en la plaza cambiaria. La presidenta del BC, Mercedes Marcó del Pont, ordenó intensificar la política de acumulación de reservas como medida protectiva. Y tuvo su resultado: hubo segunda vuelta de la crisis internacional sin impacto para las finanzas del país.

El Ejecutivo incorporó en el Presupuesto 2011 una extensión del Fondo de Desendeudamiento (Fondea) por 7504 millones de dólares, que permitirían cubrir más del 90 pro ciento de los vencimientos del año. El fondo sería extensivo al pago de cualquier título público en manos de acreedores privados: cupón PIB, Bonar, Boden, Préstamos Garantizados, Par y Descuento. La mayor parte de esos papeles está nominada en moneda extranjera y una porción más pequeña en pesos.

“En el dictamen de minoría se incorporó una cláusula que prohíbe el uso de reservas, la cual fue incluida por el diputado por la Coalición Cívica –y ex presidente del BCRA– Alfonso Prat Gay. Pero hasta la mayoría de los radicales la votaron en disidencia”, señaló a Cash un estrecho colaborador de Marcó del Pont. Ahora habrá que ver cuánto demora el tratamiento del Presupuesto. Mientras tanto, desde el Central explicaron que tienen facultades para pagar vencimientos “sin cobertura legal, con excepciones”. “No descartamos la posibilidad de un DNU en cualquier momento, pero la ley de Presupuesto tiene carácter retroactivo y se pueden compensar luego los gastos, como se hizo el año pasado”, recordó la fuente

Compartir: 

Twitter
 

Se pagó deuda por 6500 millones de dólares con reservas e igual el stock se incrementó a unos 52.000 millones.
Imagen: Martín Acosta

-BGH invertirá 50 millones de dólares para ampliar su planta en Tierra del Fuego, destinada a la producción de celulares, televisores, y monitores de LCD y LED.

-Se inauguró la Planta de Proceso Tecnológico NEC-San Juan, donde se desarrollará software y alta tecnología destinados a la actual televisión digital.

-Standard Bank colocó en el mercado un fideicomiso financiero por un monto superior a 94 millones de pesos, que serán destinados a securitizar la cartera de préstamos personales.

-La petrolera YPF inició la perforación del primer pozo de estudio en la zona cordillerana de San Juan, para investigar y evaluar el potencial hidrocarburífero de esta cuenca.

-La firma de helados artesanales Chungo inauguró una nueva sucursal en el shopping Nine, en el partido de Moreno.

-General Motors Argentina llegó a las 100 mil unidades patentadas en un solo año, record histórico para la compañía en el país.

-Paradigma, consultora nacional líder en management, procesos y sistemas, cerró 2010 con una facturación de 12 millones de dólares.

 
CASH
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.