espectaculos

Miércoles, 2 de septiembre de 2015

TEATRO › PRESENTACIóN DEL FESTIVAL INTERNACIONAL DE BUENOS AIRES

El evento oficial del teatro

La muestra se desarrollará desde el 17 de septiembre en 28 sedes porteñas y contará con obras nacionales e internacionales. El espectáculo francés Fleur de Peau inaugurará el encuentro. El director artístico Darío Lopérfido criticó al gobierno nacional.

 Por Paula Sabatés

Ayer por la mañana se presentó en la biblioteca del Teatro Colón la décima edición del Festival Internacional de Buenos Aires (FIBA) y las sensaciones fueron dos: que será una vez más destacable por su programación –hay varias promesas internacionales y novedades curatoriales– y que el megaevento de 20 millones de pesos de inversión no está ni estará exento de decisiones políticas e ideológicas, sino todo lo contrario. “Vamos a tener un gran, gran FIBA. Pretendemos con esta edición consolidar el festival como el gran evento latinoamericano en lo referente al teatro y la danza. Será una edición memorable y con distintas visiones estéticas”, dijo para comenzar el ministro de Cultura porteño, Hernán Lombardi, que de inmediato agregó: “El festival es un esfuerzo muy grande que hace la Ciudad. Estamos en plena etapa de transición electoral, pero tratamos con mucha responsabilidad de sustraernos y preservar el FIBA, de que no tuviera una lectura propagandística para que después nadie diga que para eso lo presentamos”. Lo acompañó el director artístico Darío Lopérfido, quien se encargó de repasar la programación y destacar los espectáculos más relevantes.

El festival se llevará a cabo del 17 de septiembre al 4 de octubre en 28 sedes del circuito oficial y, como todas las ediciones, contará con espectáculos nacionales e internacionales. Uno de estos últimos será el encargado de la apertura general, que se realizará el mismo 17. Se trata de Fleur de Peau, un montaje al aire libre de imágenes computarizadas, sonido y fuegos artificiales creado por la compañía francesa Groupe F, al que Lopérfido definió como “impactante”. Para que no ocurra lo mismo que en ediciones pasadas, en las que muchos espectadores lamentaron que el espectáculo inicial se diera una sola vez, se resolvió que aquí el show elegido se realice tres veces durante todo el festival. La misma cantidad de veces que se exhibirán las propuestas de las dos compañías que más destacaron los organizadores, por ser la primera vez que vienen a Buenos Aires: la del belga Ivo van Hove, que presentará Opening night (basado en el film homónimo de John Cassavetes), y la de su compatriota Jan Lauwers, que mostrará Isabella’s Room y The Blind Poet, dos puestas de “mucha impronta”.

Habrá, además, espectáculos de Sudáfrica, Australia, Cuba, Perú, Holanda, Bélgica y España, que se sumarán a la programación nacional, compuesta por 29 obras. De ellas, veintiséis ya se pudieron ver en la cartelera porteña o estarán en cartel cuando comience el festival. Sí estrenará en ese marco la nueva obra del joven dramaturgo Nahuel Cano, llamada La vida breve, y dos obras de danza ganadoras del Concurso de Coproducción FIBA, un “compromiso” que Lopérfido asumió luego de la edición pasada (2013), cuando el grupo Danza en Acción, que aglutina a trabajadores de la danza, le reclamó la poca presencia de espectáculos de esa disciplina en el festival. “También sacamos una cláusula que era restrictiva y que pedía que las obras que se presentaran a concurso no hubieran sido presentadas en otro festival”, contó el también director del Colón. La diferencia entre obras de teatro y de danza, sin embargo, sigue siendo notoria, según el funcionario “porque hubo menos convocatoria y en general las propuestas eran flojas”. “Nosotros curamos un festival de artes escénicas, sin preguntarnos qué tipo de espectáculo es, sin estratificar”, se atajó, aunque la gestión cultural de la Ciudad sí lo hace, separando proteatro de prodanza.

Por lo demás, continuará la sección cinéfila Las Películas, que será con entrada gratuita (las de los espectáculos irán desde 50 a 130 pesos), y también el ciclo de presentaciones de libros, que esta vez mostrará, en otros títulos, una flamante antología de Nueva Dramaturgia Cubana realizada por el crítico argentino Federico Irazábal. Como novedad, el FIBA unirá fuerzas con Panorama Sur –plataforma de teatro, danza y performance creada y dirigida por Cynthia Edul y Alejandro Tantanian– que presentará un espectáculo creado por artistas iberoamericanos coproducido por ambas instituciones y un ciclo de 4 Clases Magistrales focalizadas en el Ciclo Invocaciones, del Cultural San Martín. Además se celebrará el centenario del nacimiento de Tadeusz Kantor con diversas propuestas y se inaugurará el espacio Exploraciones Escénicas, un programa de carácter internacional destinado a fomentar el intercambio entre críticos teatrales de distintos países.

“El objetivo del FIBA tiene que ver con diferenciarse de lo que se puede ver en Buenos Aires todos los fines de semana. Queremos seguir siendo el espacio mediante el cual el espectador conoce a los grandes creadores del mundo”, explicó el ex funcionario de la Alianza, que como Lombardi no evitó hacer referencia a la situación política y a cómo ésta influye en la política cultural. “Hacer este tipo de eventos en este país se está convirtiendo en una verdadera locura, por la imprevisibilidad inflacionaria, los vaivenes y por todas las cosas a las que nos someten”, dijo en referencia al gobierno nacional. También se diferenció del Instituto Nacional de Teatro y de su gestión, a la que responsabilizó por la falta de espectáculos del interior en la programación del FIBA (en realidad, se presentaron espectáculos de las provincias, pero no fueron seleccionados) y al que acusó de comportarse de manera “sectaria”. “Así y todo, si bien como gestión somos víctimas de eso, algunos de los teatristas que se sumaron a esa lógica binaria que se instaló en la Argentina y que nos tomaron como enemigos a mí, a Hernán o a Macri, hoy están programados en el festival. Porque por eso somos republicanos”, concluyó el director, dejando más que claro que el FIBA no se puede sustraer e interviene activamente en esa “transición electoral” de la que habló Lombardi.

Compartir: 

Twitter
 

La compañía belga Tonnelgroep presentará Opening night, basado en el film homónimo de John Cassavetes.
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.