espectaculos

Miércoles, 1 de febrero de 2012

MUSICA › ARIEL PRAT HARá UN CICLO DE SHOWS CON MURGAS INVITADAS EN EL TASSO

Vehículo entre la calle y el escenario

El cantautor se propone demostrar que la murga porteña tiene auténtico peso artístico, más allá del colorido del corso. Visceral, espontáneo e inquieto, aprovecha además para hablar sobre el disco y los dos libros que tiene en preparación.

 Por Carlos Bevilacqua

Aunque las vueltas de la vida lo hayan llevado a Europa, Ariel Prat exuda barrio por todos los poros. No importa que ahora le pidan autógrafos, que esté escribiendo un libro o que viaje con frecuencia a París. En lo que dice, y en cómo lo dice, late el código barrial. La excusa para charlar fue la segunda edición del Carnapratasso, un ciclo de recitales que ofrecerá junto a murgas invitadas todos los miércoles de febrero a las 21.30 en El Tasso (Defensa 1575). Pero el cantautor trae varias noticias más, a su vez excusas para departir sobre temáticas disímiles: el Carnaval, la murga, el tango, las costumbres a ambos lados del Atlántico, el fútbol y esas mujeres que, sensuales, se cruzan a cada paso en Buenos Aires.

En la música que viene interpretando desde hace 22 años, Prat también hace honor a la cultura callejera, casi siempre desde una fusión entre la murga porteña y otros ingredientes típicos de la canción urbana. Lo que él define como “tango milonga de corte murguero”. “En mis temas podés encontrar mucha impronta porteña, están las claves del tango, la milonga y el candombe, pero expresadas a través del bombo murguero”, justifica el cantante. Su discografía más murguera aportará el grueso del repertorio que piensa abordar en los cinco shows junto a Juan Subirá (piano), Nano Campoliete (guitarra, acordeón y coros), Miguel Suárez (bajo y coros), Sebastián Acuña (percusión) y Alejandro Caraballo (bombo), más artistas invitados.

Los sets de Prat y los suyos serán precedidos por una murga diferente cada vez, seleccionadas todas por él mismo. Mañana actuará Enviciados por Saavedra, el 8 Los Cachafaces de Colegiales, el 15 Los Pitucos de Villa del Parque, el 22 Atacados por la Santa Risa y el 29 Alucinados de Parque Patricios. Por razones de espacio, las murgas van a presentarse en versiones reducidas, sólo con los cantantes y algún instrumentista. Como si esto fuera poco, habrá trucos a cargo del ilusionista Carlos Magia. “Mi intención es ser un vehículo entre la calle y el escenario. Quiero demostrar que la murga porteña tiene valor artístico, más allá de lo que se conoce por el colorido del desfile, el baile y el volumen del audio. Hablo de matices que muchas veces no se pueden apreciar en un corso”, explica el músico, hoy residente en la ciudad española de Huesca, pero de visitas cada vez más frecuentes a la Argentina.

En uno de esos viajes, a mediados de 2012, Prat planea presentar su octavo disco. “Como la idea es festejar mis veinte años de carrera, que en realidad ya son veintidós porque nos atrasamos, va a ser un compilado de temas ya editados, pero remezclados, y con varias perlitas, como algunas versiones minimalistas de esas canciones”, adelanta.

“Con mucha emoción y alegría”, contesta Prat cuando se le consulta cómo recibió la noticia de la recuperación de los feriados de Carnaval que habían sido eliminados por la última dictadura militar. “Estamos en una época de recuperación de derechos. Para nosotros, como ciudadanos, militantes y artistas barriales, era muy importante recuperar una fiesta de tradición nacional. Es algo muy bueno no sólo para los murgueros sino también para toda la población. Hay que recordar que mucha gente no tiene vacaciones. Los corsos representan la posibilidad de salir, de disfrutar, gratis, de varias noches de espectáculos artísticos. Ahora tenemos el desafío de cuidar el Carnaval, embellecerlo y difundirlo”, opina.

Febrero también será especial para el cantante, porque a fin de mes saldrá el nuevo disco de Bersuit con un tema suyo (“No te olvides”), luego del éxito de “Al calor del hogar”, aquella emotiva canción que hablaba sobre repetidas mudanzas en el disco La argentinidad al palo. “También canta temas míos María Volonté y hace poco Javier Arias, el director de la Orquesta Típica Misteriosa Buenos Aires, musicalizó en tiempo de murga una letra mía que se llama ‘Tras el peso del querer’”, apunta orgulloso el entrevistado, a punto de partir a un estudio de grabación para ponerle la voz a otra letra propia, esta vez en un disco del sexteto de tango Astillero.

Pero la pluma del letrista fue más allá en los últimos tiempos. Así fue como nació la idea de Más allá del carnaval: historias sobre la murga, un ensayo en preparación con textos escritos a lo largo de los últimos años. “No va a tener un afán antropológico sino más bien didáctico, con muchas anécdotas y un diccionario de personajes murgueros”, anticipa. A su vez está reuniendo poesías también escritas en diferentes épocas para un inminente volumen de la Editorial Milena Caserola, con prólogo de Pancho Muñoz. Con todo, la mayor sorpresa de la charla llegó cuando el juglar reveló que además escribe periódicamente una columna sobre River para la agencia Télam, bajo la consigna “Te alentaré de donde sea”. “El acuerdo es hacerlo mientras River esté en la B, así que si ascendemos, me voy a tener que buscar otro laburo”, bromea.

Compartir: 

Twitter
 

Además de su octavo disco, Prat prepara un ensayo sobre la murga y un volumen de poesías.
Imagen: Sandra Cartasso
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.