espectaculos

Viernes, 4 de marzo de 2016

MUSICA › PAULA MAFFIA Y SHAMAN HERRERA COMPARTEN SHOW ESTA NOCHE

Mostrar lo que no es evidente

El año pasado presentaron en Caras y Caretas 2037 Ojos que ladran y Sueño real, dos de los más notables álbumes argentinos de 2015, pero ahora unirán fuerzas en la misma sala. “Nos gusta poder generar un discurso más grande para la noche”, coinciden.

 Por Luis Paz

Paula Maffía y Shaman Herrera comparten. Fin de la frase. No le falta un sustantivo porque a estos dos cancionistas les basta el verbo para tocar juntos esta noche en la sala Caras y Caretas 2037, Sarmiento 2037 (a las 22). Allí volverán a llevar los recientes discos de sus proyectos Paula Maffía Orgía y Shaman y Los Pilares de la Creación. Ojos que ladran y Sueño real fueron dos de los más notables álbumes argentinos de 2015, sin acorralar la sentencia al ámbito under ni al rock ni a los autores jóvenes. Y la altura de esos catálogos no es lo único que los acopla: hay desde simples ocurrencias, como que los dos hablan en sus discos de lobos y perros, hasta la equivalencia en su calidad como cantantes, el modo de intentar permanentemente reforzar sus obras y su singularidad incluso como exponentes de escenas –la nueva cancionística femenina filorockera y de discurso fuerte, el rock platense con desarrollo y fantasía–, su extracción independiente y su prepotencia de trabajo-arte.

¿Y qué los distingue, entonces? Tal vez el ritmo. “Si hay un hueco y no lo aprovecho me vuelvo loca, tengo que hacer algo, ponerme a tocar el piano, hacer abdominales, ¡las dos cosas juntas!”, se ceba Maffía. “Soy re tranqui. Muy, muy relajado”, devuelve Herrera. “Vivo en La Plata, es otro ritmo. Igual tengo mis rutinas, pero cuando tengo tiempo libre relajo, pienso, salgo a caminar. Al final terminás volviendo para hacer algo...”.

Estos artífices underground de la canción manejaban la posibilidad de tocar juntos hacía bastante tiempo. Cada uno había visto recitales del otro y se había ido encantado. Lo mismo les pasó a quienes fueron a Caras y Caretas el 11 de septiembre, cuando ella presentó Ojos que ladran, su debut bajo el formato Paula Maffía Orgía, o el 19 de septiembre, cuando él estrenó Sueño real, tercero de Shaman y Los Pilares de la Creación. A Maffía le ofrecieron repetir y ambos dejaron de postergar el show juntos: “Generar un encuentro en torno solamente de la banda, que es muy nueva, me aburría un poco. Y me parecía genial compartir la fecha con Shaman y poder generar un discurso más grande para la noche”, dice la cantante, que también integra La Cosa Mostra y Las Taradas. “Me gusta compartir con artistas que exponen un poco más y que laburan desde otro lugar, no desde lo estilístico”, justifica Shaman. “Me interesa nutrirme de ver a Paula en vivo, se aprende más viendo alguien con esa personalidad y esa potencia que yendo a ver a los Rolling Stones”, dice quien también participa de Sr. Tomate, orbitó en La Patrulla Espacial y sacó discos con una formación anterior, Shaman y Los Hombres En Llamas.

Hace un semestre, aprovecharon con estatura la que están de acuerdo en que es “una de las mejores salas en capital en este momento”. Ventilaron aquel septiembre sus fabulosas y fabulares canciones, con instrumentaciones exquisitas, de una complejidad a veces insólita para el rock de su escala. Pero ambos shows se sostuvieron en sus voces, dos de las más magníficas del underground local. Herrera y Maffía cantan evidentemente bien y tienen muy buenas cosas para decir: no sólo lindas e ingeniosas, cosas importantes que por fuera de sus proyectos no están siendo contadas de ese modo. Pero igual no son estetas de la técnica. “Hay bandas que no tienen grandes cantantes y que ofrecen otra cosa”, matiza Shaman. Paula completa: “Hay cantantes que trascendieron con una voz terrible, como Bob Dylan, Lou Reed o Eros Ramazzotti. No hay culto a la voz en la Argentina, definitivamente. Es algo relegado a lo femenino, casi como ‘A ustedes les queda esto, la belleza’”.

Mientras investiga la existencia de “un Mike Patton argentino”, este par de pájaros cantores resuelve que sí hay grandes voces masculinas en el folklore, pero que no se prestan al servicio del rock. “El rock quedó en la actitud de ‘Me pongo anteojos y toco en un boliche cerrado’, en solos de guitarra al taco... Nosotros hacemos rock con guitarras acústicas.” Lo que están haciendo es una música popular, de raíz periférica y ancestral, que admite e integra al rock independiente argentino y que unifica sonidos de ambos palos porque la política de verdad que ostentan ambos movimientos es coincidente. Después, en la forma, lo de él puede acercarse al fabulario y a lo telúrico, y lo de ella a la poesía fuerte declamativa y exclamativa.

“A mí me interesa lo simbólico de la poesía, lo que decís al contraponer cosas que no necesariamente van juntas. Las sensaciones, lo subconsciente, imágenes que sean duras y que no las identifique con la cotidianidad, para sacarlas y exponerlas de otra manera, instantánea, intuitiva”, dice él, que recientemente también participó de Augurio, el nuevo disco de Sr. Tomate. “Mi álbum tiene de enemigo a lo no dicho, a los sobreentendidos. Son cánceres que destruyen parejas, bandas, pensamientos, partidos políticos”, dice ella, que hace unos meses firmó Sirenas en la jungla, de Las Taradas.

–¿Cuánto se compromete emocionalmente al escribir un disco?

Shaman Herrera: –Mucho, es un proceso muy fuerte. Cuando uno está medio en conflicto con la vida es cuando está más prolífico en el arte. Y es medio mágico, porque me pasa que termino de identificarme mucho después de hacer la canción. Es más, a veces canto sobre cosas que me pasan después... ¡el poder de la mente! Del subconsciente... Me interesa mostrar lo no evidente, porque lo importante no es lo que ves en la cámara sino lo que hay atrás, al costado. Me interesa describir lo que no aparece.

Paula Maffía: Hay que poner la cara a lo que se dice y aceptar que pueda venir, una caricia o un bife, y tomando con altura a la que pueda ser la respuesta. Exponiéndose. Exponerse me parece una manera hermosa de demostrar que uno está ahí, con amor pero también con presencia.

Compartir: 

Twitter
 

Paula Maffía y Shaman Herrera tienen dos de las mejores voces del under rockero local.
Imagen: Cecilia Salas
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.