espectaculos

Martes, 14 de marzo de 2006

CINE › JAPONESES INEDITOS EN LA LUGONES

Rockers y samurais

Ocho películas de la más reciente producción nipona permiten una introducción a directores y estrellas del nuevo cine del sol naciente.

¿Quién es Tadanobu Asano? ¿Por qué vale la pena descubrir a un director veterano como Yoji Yamada? ¿Kiyoshi Kurosawa es el hijo del gran Akira? Para todas estas preguntas (y algunas más) tiene respuestas el ciclo “Panorama del nuevo cine japonés”, que a partir de hoy y hasta el jueves 23 se llevará a cabo en la sala Leopoldo Lugones del Teatro San Martín (avenida Corrientes 1530). La muestra –organizada junto al Centro Cultural e Informativo de la Embajada del Japón– estará integrada por ocho films de la más reciente producción nipona, que no tienen estreno comercial en el país. Son títulos de nuevos directores, como Kiyoshi Kurosawa (nada que ver con Akira, pero casi tan talentoso como él), Tomoyuki Furumaya y Junji Sakamoto, premiados en el circuito de festivales, y también de maestros veteranos, como Yoichi Higashi, Yoji Yamada y Yojiro Takita, muy populares en Japón y que recién en los últimos años están consiguiendo un merecido reconocimiento internacional. El ciclo también presenta algunas de las más significativas estrellas del cine japonés, de distintas generaciones, como Bunta Sugawara, Naomi Fujiyama y el ascendente Tadanobu Asano, de personalidad rocker.

Hoy abre el fuego Kaïro (2001), de Kiyoshi Kurosawa, no tanto un film de terror sino una sorprendente metáfora sobre la soledad y la incomunicación, una película en la que los espectros de los muertos logran arrancar a los vivos de una existencia formateada por la más triste realidad. Mañana va Mi abuelo (2003): protagonizada por Bunta Sugawara, la estrella de la saga Batallas sin honor ni humanidad de Kinji Fukasaku, y el fulgurante Tadanobu Asano (Gohatto, Ichi the Killer), esta comedia intergeneracional del veterano realizador Yoichi Higashi reflexiona sobre el presente y el pasado, las responsabilidades y el coraje necesario para enfrentarlas.

El jueves se proyecta Kaza-hana (2000), de Shinji Somai. El es un funcionario público de carrera promisoria pero de una vida privada de tristeza y soledad; ella es una escort de Tokio que dejó atrás un pasado que no se anima a recuperar. Una mañana ambos despiertan juntos, se reconocen como extraños, pero iniciarán un viaje que será determinante en sus vidas. Tadanobu Asano ya es un rostro familiar para cualquier seguidor del nuevo cine japonés y Kyoko Koizumi, una cantante pop, tiene aquí la oportunidad de probarse como excelente actriz dramática.

El viernes 17 y sábado 18 va Leyenda de samurais de Mibu (2003), de Yojiro Takita, una mirada evocativa a los últimos días de una raza moribunda de hombres para quienes el honor era el valor más importante en la vida. Iniciado en los años ’80 en el terreno del pinku (cine erótico), el realizador Yojiro Takita encuentra en este film un estilo personal sobre un género de larga tradición.

El domingo 19 y lunes 20 se proyecta Samurai del atardecer (2002), de Yoji Yamada: un poco a la manera de Los imperdonables, de Clint Eastwood, el samurai del título es un guerrero retirado, que prefiere olvidar su pasado violento, hasta que el destino lo empuja a un último y definitivo enfrentamiento con un espadachín invencible (a cargo de Min Tanaka, maestro de Butoh, danza japonesa contemporánea). El martes 21 es el turno de Competencia de robots (2003), de Tomoyuki Furumaya, ganador del Festival de Rotterdam, y el miércoles 22 se verá Cara (2000), de Junji Sakamoto, con Naomi Fujiyama, la gran diva del teatro japonés, en su arrollador debut cinematográfico.

Finalmente, el jueves 23 cierra Un hermoso verano en Kirishima (2002), de Kazuo Kuroki, parte de una trilogía sobre el sufrimiento de la población civil durante la Segunda Guerra. Todas las funciones son a las 14.30, 18 y 21. El precio de las localidades es de $5 y $3 para estudiantes y jubilados. Más información en www.teatrosanmartin/cine.com.ar.

Compartir: 

Twitter
 

Competencia de robots y Kaïro (arriba), dos ejemplos de la vitalidad del nuevo cine japonés.
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.