espectaculos

Miércoles, 18 de julio de 2012

CINE › MAñANA EMPIEZA EN LA SALA GAUMONT LA MUESTRA MADRIDCINE

Un ida y vuelta para estar al día

A partir de un convenio entre el Incaa y un instituto español, cada año se realiza un festival en alguno de los dos países. En 2012 la sede es Buenos Aires. Se verán siete ficciones españolas no estrenadas aquí, cuatro documentales y un programa de cortos.

 Por Oscar Ranzani

Hace ochos años, el Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales (Incaa) y la Consejería de Cultura y Deportes de la Comunidad de Madrid establecieron un convenio para que en los años impares se desarrolle en la capital española la muestra Argencine, con la exhibición de largometrajes nacionales no estrenados comercialmente en la Península Ibérica. Y en los años pares, se acordó que se presente Madridcine en Buenos Aires. Este año, la cuarta edición de la muestra española se realizará desde mañana hasta el miércoles 25 de julio en el Espacio Incaa Km 0 Gaumont (Rivadavia 1635), donde el público argentino podrá conocer siete films de ficción españoles no estrenados en la Argentina y cuatro documentales ibéricos, además de un programa de cortos. “De las cuatro ediciones de Madridcine, ésta es la que presenta la selección más llamativa”, comenta el periodista Carlos Morelli, director de la muestra por la parte argentina.

Y para corroborar lo expresado por uno de los creadores del ciclo televisivo Función privada basta con enfocar sobre el material ofrecido. Uno de los films más destacados de la selección es No habrá paz para los malvados, de Enrique Urbizu, ganador de seis premios Goya en la edición 2011 de los galardones que otorga la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas de España, incluyendo el de Mejor Película y Mejor Director. Ambientada en una noche madrileña, la historia presenta a Santos Trinidad, un detective policial que regresando a su casa en estado de ebriedad se ve envuelto en un triple asesinato. Desde ese momento, el policía inicia una investigación contra el único testigo que vio el hecho y que logró escapar. Otra de las ficciones destacadas de Madridcine es Pájaros de papel, dirigida por Emilio Aragón, también autor del guión junto al argentino Fernando Castets, guionista de las primeras películas de Juan José Campanella. Morelli comenta que Pájaros de papel es una suerte de regreso al clásico El viaje a ninguna parte, de Fernando Fernán Gómez, “pero con el agregado de que esos artistas trashumantes tienen una dolorosa confrontación con las crueldades del franquismo; es una película que, por un lado, habla de la guerra y, por otro, habla de la nobleza y del sacrificio de los actores de teatro callejero”.

Bon appétit, de David Pinillos, aborda la línea divisoria entre la amistad y el amor en la juventud. Daniel es un destacado chef español que logró cumplir un sueño al conseguir trabajo en uno de los restaurantes más famosos de España. Allí conoce a Hanna, una bonita sommelier, con la que pronto entabla una relación de amistad que... irá tomando otro color. Basada en una historia real, Entrelobos, de Gerardo Olivares, presenta la historia de Marcos Rodríguez Pantoja, un hombre que, en su infancia, fue vendido por su padre a un pastor con el que aprendió a criar animales y a aprovisionarse de alimentos en un ámbito inhóspito. Pero cuando el pastor desapareció, Marcos se quedó solo, debió enfrentar la naturaleza y comenzó a convivir con los lobos que descubrió en una cueva.

El cineasta Montxo Armendáriz dirigió No tengas miedo, un drama que tiene como protagonista a una mujer cuya infancia fue un calvario, y ya de adulta intenta recuperar el tiempo perdido rehaciendo su vida y haciendo uso de la libertad que le fue cercenada de pequeña. Elegida para representar a España en los Premios Oscar 2012, También la lluvia, de Iciar Bollaín, se vio en el Festival de Berlín 2011, donde obtuvo el Premio del Público de la Sección Panorama. ¿La historia? Es la de un productor y un director de cine que deciden emprender un viaje a Bolivia para filmar una película sobre la llegada de los españoles a América y, en medio del rodaje, se desata la Guerra del Agua, hecho que pone a prueba sus convicciones, mientras se desmoronan sus preconceptos.

Se sabe que el cine y la música son las dos grandes pasiones del realizador Fernando Trueba, quien ha logrado combinarlas en algunos de sus largometrajes. Entre ellos, figura la película que podrá verse en Madridcine: la animación Chico y Rita, que presenta una historia ambientada en los años ’40 y ’50, entre Nueva York y La Habana, donde los personajes que le dan título al film protagonizan una historia de amor. El largometraje animado tiene un plus: la música es de la leyenda cubana de 93 años Bebo Valdés. Y Chico y Rita habla, de algún modo, de la pasión que Trueba siente por la generación de este gran músico que participó en el documental El milagro de Candeal, dirigido por el cineasta español.

Otra novedad de Madridcine 2012 es que la programación cuenta con cuatro documentales. Uno de ellos es Ciudadano Negrín, codirigido por Sigfrid Monleón, Carlos Alvarez e Imanol Uribe. “Es la biografía de Juan Negrín, quien fue presidente de la Segunda República Española entre 1937 y 1945. Y durante las dos horas de metraje, el documental tiene un noventa por ciento de material de archivo que jamás se vio en la Argentina”, anticipa Morelli. En ¿Cuánto pesa su edificio Sr Foster?, se cuenta la trayectoria “del famoso arquitecto de maravillas, como el aeropuerto de Pekín, el Reichstag de Berlín o el edificio Hearst de Nueva York. Miguel Gonçalvez Mendes dirigió José y Pilar, film que retrata la relación de amor entre el recordado Premio Nobel de Literatura José Saramago y su mujer, Pilar del Río, encargada de mantener viva la memoria de Saramago como presidenta de la fundación que lleva el nombre del gran escritor portugués.

El político catalán Pasqual Maragall es un hombre reconocido en toda España por haber sido alcalde de Barcelona entre 1982 y 1997. Y, además, fue presidente de la Generalitat de Catalunya entre 2003 y 2006. Así como durante toda su vida batalló para lograr conquistas para su comunidad, hace unos años le tocó emprender una lucha más personal que, sin embargo, gracias a su personalidad, la convirtió en una causa colectiva. En el otoño de 2007, Maragall anunció públicamente que le habían diagnosticado mal de Alzheimer. Lo hizo ante las cámaras a las que siempre enfrentó cada vez que debía informar una medida política en sus tiempos de alcalde. Y no fue una lucha silenciosa, sino colectiva porque junto a su familia creó una fundación dedicada a estudiar esta enfermedad. El periodista y documentalista catalán Carles Bosch conoció a Maragall cuando la Televisión Pública de Cataluña le encargó un documental que reflejara el problema de la enfermedad a partir del caso del político. Así fue como realizó el documental Bicicleta, cuchara, manzana, que integra la Muestra Madridcine. Gracias al enfoque humano que Bosch le imprimió al relato, con el correr de la cinta, el documental se transforma en la narración de la historia de un hombre que en cada acto cotidiano demuestra que ama la vida.

Compartir: 

Twitter
 

Bicicleta, cuchara, manzana, documental de Carles Bosch.
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.