espectaculos

Miércoles, 28 de agosto de 2013

CINE › FESTIVAL INTERNACIONAL DE CINE PARA LA INFANCIA Y LA JUVENTUD NUEVA MIRADA

Un encuentro para ampliar fronteras

Desde mañana, la 12ª edición del festival dará cuenta de una amplia y rica filmografía destinada a esa franja etaria. “Necesitamos diversidad cultural para el desarrollo educativo, cultural e intelectual de los niños”, dice su directora, Susana Velleggia.

 Por Oscar Ranzani

En los últimos doce años se ha producido un cambio importante en el contexto del mundo audiovisual destinado a los niños y jóvenes. Si bien en materia cinematográfica las películas pensadas para este público provienen casi en su totalidad de las factorías de Hollywood, hubo avances, porque poco a poco se están produciendo más films para chicos en la Argentina (Metegol, en ese sentido, puede generar un impulso que estimule la producción de animación), sin que eso signifique que todas sean estupendas y que todos los espectadores garanticen su presencia en las proyecciones. Si se analiza la TV, el surgimiento de Pakapaka ha contribuido a modificar la manera de dirigirse a la audiencia infantil. Y también ayudó –y seguirá ayudando– a este cambio de panorama la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual, en los artículos referidos a la cuota de pantalla de programación destinada a ese segmento de audiencia. Palabras más, palabras menos, así piensa Susana Velleggia, directora del 12º Festival Internacional de Cine para la Infancia y la Juventud Nueva Mirada, que comienza mañana en el Espacio Incaa Km 0 Gaumont (para ver el resto de las sedes, horarios y programación completa puede visitarse el sitio www.nuevamirada.com). Con entrada gratuita, esta muestra ofrecerá más de cien películas provenientes de países alejados geográfica y culturalmente de Estados Unidos, como Alemania, China, Corea, España, Francia, Holanda, Irán, República Checa y Rusia, entre otros.

A lo largo de estos doce años, el festival ha ido creciendo tanto en su programación como en su calidad. “Hace doce años, nosotros empezamos con la idea clara de no hacer un festival comercial, y que algo teníamos que hacer frente a esa hegemonía absoluta de Hollywood y la mirada única, ya que no podía ser así”, cuenta Velleggia a Página/12. Y aclara que “no es que esas películas no sean buenas (son excelentes, sobre todo las de Pixar), pero ningún organismo humano puede estar bien comiendo todos los días solo sopa o hamburguesa. Con las películas sucede lo mismo”, explica la directora de esta muestra. Como la Asociación Civil Nueva Mirada –organizadora del festival– es miembro de la Alianza Global para la Diversidad Cultural de la Unesco, su directora cree “firmemente” en la necesidad de la diversidad cultural “para el desarrollo educativo, cultural e intelectual de los niños”. Por eso trabajan sobre esos objetivos, con la idea formar receptores críticos. Y también “en la construcción de ciudadanía con los derechos de los niños y distintos temas que hacen al bienestar de los chicos y jóvenes”, entiende Velleggia.

La película de apertura de esta edición será una animación 3D, de producción nacional: Rodencia y el diente de la princesa, cuyo director, David Bisbano, dialogará con el público luego de la proyección, prevista para mañana a las 13.30. El film transcurre en un lugar habitado por criaturas maravillosas y magos poderosos, llamado Rodencia. La historia sigue las aventuras del pequeño Edam, un torpe aprendiz de mago quien, junto a la ratoncita Brie, enfrentarán todo tipo de peligros para obtener un mágico poder que les permita derrotar a las fuerzas comandadas por un oscuro hechicero llamado Rotxe, que amenaza con invadir Rodencia. Otra animación, proveniente de Francia, es El cuadro, que se centra en la obra de un pintor que misteriosamente ha dejado inconclusa. En el cuadro hay un castillo con jardines en una selva amenazante, donde habitan tres tipos de personajes: los Toupins (que están totalmente terminados), los Pafinis (a los que les faltan algunos colores) y los Reufs (que solamente son esquemas). Como se sienten superiores, los Toupins toman el poder y terminan cazando a los Pafinis y sometiendo a los Reufs. Pero para que retorne la armonía, algunos personajes buscarán al pintor con el objetivo de saber por qué no terminó el cuadro.

Desde Japón llegará Una carta para Momo, de Hiroyuki Okiura. Momo es una chica de 11 años que, tras la muerte de su padre, en un accidente, se muda con su madre a la isla de Shio, en el mar interior del país asiático. Los últimos tiempos no fueron de lo mejor para Momo: había tenido una discusión con su padre y, desde entonces, no quiso saber nada de él. Después del fallecimiento, Momo encuentra una carta de su papá, en la que sólo puede leerse: “Querida Momo”. Al llegar a la isla, la niña tratará de encontrar un significado a esas últimas palabras reflejadas en el texto. La mexicana Bacalar presenta la historia de Santiago y Mariana, dos niños que juegan a ser agentes investigadores en la laguna de Bacaral. Hasta que un día, de manera casual, descubren una banda de traficantes de animales. El juego, entonces, se transforma en realidad y los niños tendrán que luchar para salir con vida de la persecución de esos delincuentes. También habrá una función especial de Metegol, el 3 de septiembre a las 9.30, en el Gaumont, donde Juan José Campanella presentará su más reciente film animado.

Pero el Festival Nueva Mirada no se agota en las proyecciones tanto para público en general como para escuelas. También se ha programado una serie de actividades paralelas: un taller para profesionales y una charla con el animador checo Jan Tomanek (cuya película Queso de cabra forma parte de la programación), un taller de animación para niños, coorganizado con Asifa, un taller de cine-debate para docentes con las temáticas Autismo y Embarazo adolescente (organizado en conjunto con Sadop) y una retrospectiva-homenaje titulada El alma audiovisual del Negro Caloi. Completan la programación cortometrajes de ficción, animación, series de TV y cortos realizados por niños y jóvenes. El Festival Nueva Mirada fue declarado de Interés Cultural y Educativo por las Cámaras de Diputados y de Senadores de la Nación, por la Secretaría de Cultura de la Nación y también por la Legislatura de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Compartir: 

Twitter
 

La muestra abre con Rodencia y el diente de la princesa, con la presencia de su director, David Bisbano.
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.