espectaculos

Martes, 14 de mayo de 2013

TELEVISION › ACá ESTAMOS - HISTORIAS DE NIETOS RECUPERADOS

Testimonios en primera persona

En su segunda temporada, el programa coproducido por Abuelas de Plaza de Mayo y Encuentro les entrega el micrófono a nietos a los que les fue restituida su identidad, siempre con la idea de encontrar a los 400 que todavía no conocen su verdadero origen.

 Por Emanuel Respighi

No hay mejor manera de comprender lo que significa el proceso de la recuperación de la identidad que el que surge de la misma voz de quien tuvo que atravesar por ese trance. Sin la ira del dolor a flor de piel, con la distancia necesaria para contar con tranquilidad y conciencia lo recuperado, la primera persona suele tener, en estos casos, una profundidad que ningún tercero puede contar con precisión. Ese es el valor testimonial de Acá estamos - Historias de nietos recuperados, el ciclo que Canal Encuentro emitió en 2012 y que hoy regresa a la pantalla chica con el estreno de su segunda temporada, desde las 21. Las voces de algunos de los 108 nietos a los que les fue restituida su identidad, en su ámbito cotidiano y junto a sus familiares, generan en el televidente la esperanza de que los otros 400 que aún esperan, desconociendo de dónde vienen y quiénes son, más pronto que tarde encontrarán su verdadero origen.

Coproducción de Abuelas de Plaza de Mayo y la señal del Ministerio de Educación de la Nación, con la realización de Zafra Producciones y Barakacine, Acá estamos reafirma el compromiso de su primera temporada prestándoles el micrófono a nietos a los que les fue restituida su identidad. Con dirección de Paula Romero, el primer capítulo de los cuatro que conforman la segunda temporada cuenta las historias de Juan Pablo Moyano y Mariana Zaffaroni; el segundo (21 de mayo), las de Matías Reggiardo Tolosa y Leonardo Fossati; el tercero (4 de junio), las de Jorgelina Molina Planas y Pedro Nadal, y el cuarto (11 de junio), las de Ezequiel Rochistein Tauro y Victoria Montenegro. En 2012, Acá estamos contó con sensibilidad y dedicación las historias de Catalina de Sanctis Ovando, Gabriel Cevasco, Martín Amarilla Molfino, Carlos D’Elía y Marcos Suárez Vedoya. Los capítulo emitidos se pueden descargar del sitio web de Abuelas, www.abuelas.org.ar

“La experiencia, como con todas las campañas de difusión de Abuelas en los últimos tiempos, trae aparejada un aumento de consultas por mail y teléfono: Acá estamos no se ha apartado de esta tendencia, que ayuda a seguir legitimando la lucha de las Abuelas, pero también la posibilidad de que aquellos que tienen dudas sobre su identidad se animen a hacerse cargo de su búsqueda”, le cuenta a Página/12 Clarisa Veiga, coordinadora de prensa y difusión de Abuelas. “La serie intenta mostrar, en cada uno de los capítulos, el complejo trabajo de reconstrucción identitaria que debe atravesar cada nieto luego de saber cuáles son sus verdaderos orígenes. Ellos cuentan, en primera persona, los momentos que les permitieron ir descubriendo quiénes eran. Cada uno de los protagonistas describe maravillosamente cómo ha ido ubicando las piezas del rompecabezas que la dictadura quiso ocultar. Matías Reggiardo Tolosa dice, por ejemplo: ‘La disyuntiva que siempre se pone en juego es: vivir en la mentira feliz o en la verdad dolorosa, pero hay algunas cosas que te terminan demostrando que vivir en la mentira feliz no es posible’. También aparece la importancia de estar acompañado en la búsqueda, algo que hemos notado mucho en las restituciones de nietos y nietas que se acercan por voluntad propia. Siempre hay un amigo, pareja, novio, que apuntala en la etapa que deciden tomar la decisión. También desde Abuelas nos parece importante transmitir que cuando logran dar ese paso, ‘ese salto el vacío’, como lo describe Guillermo Amarilla Molfino, existe una red de contención que los va a sostener. Sus familias que los buscaron durante casi treinta años, los nietos que pasaron por la misma historia, las Abuelas y la institución con todos los mecanismos que durante estos 35 años ha logrado construir aseguran a los nietos que cuando tomen la decisión no van a estar solos.”

En el capítulo que abre la segunda temporada de Acá estamos se cuenta la historia de Mariana Zaffaroni, que fuera secuestrada por la dictadura militar –junto a su papá Jorge y su mamá María Emilia Islas– el 27 de septiembre de 1976, cuando tenía un año y medio. “El atractivo de Acá estamos es el enfoque cotidiano que se le da, ya que la propuesta capta la vida diaria, con nuestras familias, nuestros hijos, lo que hacemos todos los días. Ese enfoque ayuda a mostrar la problemática desde el ángulo de que somos personas como cualquiera y que cualquiera puede tener una historia como la nuestra, es decir que no hay un Manual del Nieto Recuperado. Así, cualquiera que tenga dudas sobre su identidad, o pudieran surgirle, puede ver que somos como él, como ella, como cualquiera y que todas las historias son distintas. Esa es la importancia que le encuentro a la tarea de preservar la memoria de los nietos, porque hay muchos hermanos para encontrar, que pueden sentirse identificados. Ojalá que lo que vean haga nacer la duda de quien no la tiene, o la fuerza para acercarse a Abuelas a los que ya tienen la duda y no saben cómo reaccionar”, cuenta Zaffaroni en relación con la propuesta televisiva.

El cuarto episodio de la serie cuenta la historia de Victoria Montenegro, secuestrada por la dictadura a dos semanas de haber nacido, junto a su mamá Hilda Torres y a su papá Roque Montenegro, militantes del ERP. Si bien Montengero recuperó su identidad en el 2000, no fue recién hasta muchos años después que aceptó su verdadera historia y enterró la que le había impuesto su apropiador. “Considero fundamental –subraya ante Página/12– mantener vigente la historia de los nietos restituidos, porque es importante que tengamos en claro que los nietos que aún no aparecieron son nuestros desaparecidos con vida. Jóvenes que caminan por cualquier esquina de nuestro país con la duda o quizá sin la sospecha de que puedan ser hijos de compañeros. Viviendo en la mentira, quizá teniendo hijos que lleven otro apellido que no es el de sus papás y sus abuelos, en fin, viviendo una vida que no es propia.”

Compartir: 

Twitter
 

La segunda temporada de Acá estamos comienza con la historia de Mariana Zaffaroni.
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.