espectaculos

Martes, 15 de julio de 2014

TELEVISION › CANAL 7 ES EL MAS VISTO EN LO QUE VA DE JULIO

El estrago de la “mundialitis”

La TV Pública, que habitualmente ocupa el quinto puesto entre los canales de aire, saltó al tercero durante junio y ostenta el primero hasta ahora en este mes. El rating más alto fue durante el 7 a 1 de Alemania a Brasil: 51,5.

 Por Emanuel Respighi

Hay momentos que –si uno pudiese– intentaría eternizarlos, consciente de que difícilmente pueda sostenerlos en el tiempo. Situaciones que, por su condición de extraordinarias, bien valen la pena disfrutarlas mientras duren. Las sensaciones del primer beso, aquel “10” obtenido en alguna prueba de matemáticas que valió una promoción, el nacimiento de un hijo o, tal vez, el primer (¿y único?) gol de chilena ensayado en algún picadito con los amigos, son algunas de esas situaciones que uno sabe que probablemente no volverán a suceder. Uno de esos momentos parece estar pasando Canal 7, la emisora que por estos días mira a todos los canales de la TV abierta desde lo más alto del podio. La transmisión exclusiva para TV abierta de los partidos del Mundial de Fútbol de Brasil 2014 que acaba de terminar logró lo que de otra manera hubiera sido casi un imposible para el 7: la emisora estatal es, al 14 de julio, la pantalla más vista de la TV abierta argentina en lo que va del mes.

La mundialitis hizo estragos en el mundo televisivo. La decisión de posicionarse como el único canal en tener los derechos exclusivos de transmisión para la TV abierta de los partidos de Brasil 2014 le dio muy buenos beneficios a Canal 7, al punto de que al día de ayer era el canal más visto, con un promedio de 10,1 puntos de audiencia, según Ibope. La programación mundialista, con más de diez horas de transmisión diaria ininterrumpida, le permitió a la emisora dejar su habitual último lugar para pasar a ser la pantalla más caliente del mes en curso. En lo que va de julio, aun cuando se jugaron menos partidos que durante el mes anterior, Canal 7 supera en audiencia a Telefe, el canal naturalmente líder, que promedia 8,7 puntos. Por su parte, El Trece tiene una media de audiencia de 7,7 puntos, mientras que América alcanza los 4,1 puntos y el 9 cierra con 3,8.

Fútbol, fútbol y más fútbol. Eso es (casi) lo único que los argentinos quisieron ver desde el 12 junio, cuando comenzó el torneo más importante de selecciones. Los buenos resultados comenzaron desde el primer día de la cita mundialista. De hecho, ya al finalizar junio la pantalla estatal había mostrado su enorme cosecha futbolística: en el sexto mes del año, el 7 pasó del quinto al tercer lugar entre las pantallas más vistas. Durante junio, la única pantalla que vio incrementado su promedio mensual fue la del 7, a partir de una transmisión ininterrumpida de más de diez horas diarias desde Brasil, en la que los partidos fueron acompañados por las producciones Mundo Leo Mundial, De zurda y Viví el Mundial con el Goyco. Los datos de junio son contundentes: Canal 7 pasó de los 2,5 puntos de rating de promedio alcanzados en mayo a los 6,3 en junio, lo que significó durante ese mes un incremento de audiencia de 3,8 puntos. Todo lo contrario sucedió con el resto de los canales abiertos: en junio, Telefe perdió 1,2 punto en relación con mayo, El Trece cedió cinco décimas, América otras siete, mientras Canal 9 disminuyó cuatro décimas. El interés mundialista potenció el encendido de la TV de aire, que en junio trepó a 30,9 puntos, para ubicarse como el más alto desde noviembre de 2012.

La fiebre mundialista se notó, principalmente, en las altas audiencias que alcanzaron las transmisiones de los partidos. El cotejo de la Selección Argentina que más rating cosechó fue el de cuartos de final, cuando superó al de Bélgica, con una media de 42,7 puntos. Los partidos de la Selección Argentina tuvieron cifras extraordinarias: la semifinal contra Holanda alcanzó los 41,6 puntos, contra Suiza en octavos tuvo 40,7 puntos y ninguno de los que disputó en la primera fase bajó de los 32 puntos. La final del domingo contra Alemania midió 39,9 puntos, dos puntos más que la de Sudáfrica 2010 disputada entre España y Holanda, en aquel entonces transmitida por las pantallas de Canal 7 y de Telefe. De cualquier manera, a la hora de comparar las audiencias de un Mundial y otro, hay que tener en cuenta que en esos cuatro años la TV abierta argentina perdió alrededor de 7 puntos de rating. Casi que no hace falta señalar que las transmisiones de los partidos del 7 se convirtieron en los programas más vistos del año de toda la TV abierta y del canal en la última década. La sorpresa es que el pico de rating más alto del Mundial no fue en la transmisión de un partido de Argentina: fue de 51,5 a las 18.48 del martes pasado, en momentos en que Brasil caía 7 a 1 contra Alemania. El morbo también juega su partido entre los futboleros.

Un aspecto a tener en cuenta, además, es que TyC Sports también transmitió en directo los partidos de la Selección Nacional, con cifras que se ubicaron entre los 10 puntos y los 15, según los partidos. La pantalla del canal deportivo contó con una programación especial desde Brasil de veinte horas ininterrumpidas, exprimiendo al máximo la cita mundialista. Si bien la mayor parte de los argentinos eligió ver los partidos por la TV pública, a TyC Sports también la jugada le salió bien: durante junio, la señal de cable tuvo un promedio de 3,99 puntos, en la franja horaria que va de 12 a 24. Brasil 2014 le permitió a TyC Sports alcanzar una de las audiencias más altas en la historia de la TV por cable, superando los 2,44 puntos que la señal había promediado en junio de 2010, en plena competencia del Mundial de Sudáfrica 2010.

A estas audiencias televisivas habría que sumarles las de quienes siguieron el Mundial por otras pantallas. Por un lado, las que lo hicieron a través de DirecTV, el sistema de TV satelital que transmitió en directo los 64 partidos y puso al aire diversas producciones especiales, encabezada por Más que fútbol, el programa diario de Juan Pablo Varsky y Matías Martin. Si bien no hay datos, se presume que buena parte de los más de dos millones de abonados que tiene la compañía satelital siguieron el Mundial a través de los canales exclusivos de DirecTV. A la TV tradicional, hay que sumarle las audiencias que siguieron los partidos por otras plataformas, como las aplicaciones para smartphone de DirecTV y Personal, o la misma web de la TV Pública, que tuvo un promedio de usuarios cercano a las 80 mil visualizaciones durante los partidos disputados por la Selección que cayó en la final en tiempo suplementario.

Finalizado el Mundial, probablemente la audiencia de la TV abierta volverá a su estado más o menos natural. La incertidumbre pasa por saber si Canal 7 podrá capitalizar el alto encendido que le dio Brasil 2014, y que le permitió ingresar a todos los hogares argentinos durante el mes mundialista, llegando a que 9 de cada 10 televidentes que estaban viendo la TV abierta en momentos en que jugaban Messi y compañía sintonizaran la pantalla estatal. La tercera temporada de En terapia, cuyas grabaciones comenzaron ayer en el Estudio 1 del 7, con las primeras escenas de Diego Peretti y Cecilia Roth, será el plato principal de una programación que en lo que resta del año cambiará goles por historias ficcionales.

Compartir: 

Twitter
 

El partido de la Selección Argentina con más rating fue contra Bélgica, con una media de 42,7.
Imagen: afp
 
CULTURA Y ESPECTACULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.